La opa sobre Naturgy ya tiene resultado. Tan sólo el 10,83% de los accionistas de la energética ha aceptado la oferta del fondo australiano, IFM. Es decir, se queda siete puntos por debajo de lo que esperaban alcanzar pese a haber ofrecido un precio de 22,07 euros por título. 

Noticias relacionadas

Las acciones, tras una suspensión de algo más de una hora, han vuelto a la cotización con fuertes subidas marcando máximos en 24,86 euros, un alza superior al 7%. El mercado entiende que quedan muy pocas acciones en mercado y hay grandes inversores con interés en no estar en este valor.

IFM tenía como objetivo hacerse con -al menos- el 17% de la compañía. Una cifra que le permitía, según sus cálculos, tener presencia en el consejo con dos miembros. Ahora, y tras conocer el resultado de la opa, el fondo australiano comunica que "renuncia a la condición de aceptación mínima en los términos descritos en el Folleto". 

Es decir, que se mantendrá en el accionariado de Naturgy con ese 10,83% que ha logrado en el proceso de compra que vencía el pasado viernes 8 de octubre. Una decisión que ya fue adelantada por EL ESPAÑOL-Invertia, dado que le permite tener un puesto en el consejo de administración del grupo

Con este resultado Naturgy tendrá que desembolsar a los accionistas que han vendido algo más de 2.318 millones de euros. Kyle Mangini, director global de Infraestructuras de IFM Investors ha afirmado: "Tenemos ganas de trabajar estrechamente con los accionistas de Naturgy para que la compañía ponga en marcha su último plan estratégico, lo que implica ayudar a convertir a Naturgy en un actor clave en la transición energética”. 

Cambio en el consejo

Ahora se abre la batalla por ver de qué manera se lleva a cabo este movimiento. El consejo de administración de Naturgy cuenta con 12 miembros, de los que uno es ejecutivo, seis son dominicales y el resto son independientes. Por tanto, la única opción que habría es prescindir de independientes. 

Eso trastrocaría por completo el consejo del grupo, y obligaría también a reformular las distintas comisiones de trabajo de Naturgy. 

Tal y como ha venido contando EL ESPAÑOL-Invertia, la batalla entre IFM y el principal accionista del grupo, Criteria Caixa, ha sido a cara de perro. Y ha sido esta segunda la que se ha llevado el gato al agua, pues su objetivo era garantizar la españolidad de la compañía y el dividendo de la energética. 

La actualización del capital social de Naturgy se producirá en la sesión de este viernes 15 de octubre. Los títulos de Naturgy se suspendieron hasta las 15.00 horas por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), dado que podía afectar a la evolución bursátil del grupo. 

Por su parte, en la jornada de ayer el grupo energético sumaba más de un 4% hasta los 22,95 euros por acción. 

Satisfechos en IFM

Desde el fondo australiano aseguran que están satisfechos. "Me gustaría agradecer personalmente a todas las partes que han contribuido al éxito de la transacción y a todos los accionistas que han vendido sus acciones", ha dicho Jaime Siles, vicepresidente de IFM Investors.

Y ha añadido: “Naturgy encaja perfectamente en la estrategia de IFM GIF de invertir a largo plazo en activos críticos con flujos de caja sólidos, recurrentes y regulados."

“Nuestra participación en Naturgy es otro ejemplo de cómo millones de miembros de fondos de pensiones, a través de IFM, pueden acceder a estrategias de inversión altamente diversificadas y a clases de activos a una escala que no podrían hacer solos."