La gallega EiDF, especializada en instalaciones de energía solar fotovoltaica para autoconsumo empresarial, ha incrementado en un 105% la cifra de pedidos con respecto al periodo anterior. Se suman así 158 contratos en proceso de ejecución durante el primer semestre de año que equivalen a un importe de 18 millones de euros.

Noticias relacionadas

La compañía salió al mercado de valores BME Growth el pasado mes de julio con una revalorización del 30%. 

Tras el cambio en las tarifas eléctricas, que entró en vigor en junio, y la constante subida en el precio de la luz, EiDF ha registrado un crecimiento de casi el 30% en peticiones de instalaciones de autoconsumo para empresas.

Además, la compañía ha potenciado la contratación a través de la modalidad PPA (acuerdos de compraventa de energía a largo plazo) para clientes de autoconsumo con grandes potencias. Bajo este modelo, EiDF cuenta con 27 MW, 21,4 en operación y 5,6 en ejecución.

Los PPA's negociados por la sociedad son contratos con precios preestablecidos y no indexados al precio del pool (mercado), siendo una opción de gran interés para las empresas con el fin de garantizar estabilidad en el precio de la energía consumida.

Precisamente, uno de los ejes de la estrategia de la compañía es la venta de la energía generada por sus nuevos parques de generación fotovoltaica a sus actuales clientes de autoconsumo empresarial mediante la firma de PPA's. Con este objetivo, EiDF avanza en la puesta en marcha de su comercializadora propia, Prosol Energía, que ya cuenta con los permisos requeridos para operar y que comenzará con su actividad en las próximas semanas.

Proyectos de generación

Por otro lado, ha ampliado su volumen de proyectos en el área de generación hasta alcanzar los 714,35 MW solares en desarrollo para los próximos 5 años.

Esto supone un incremento del 60,7% (+250,8 MW) con respecto a las cifras del primer semestre de su pipeline recogidas en el DIIM (Documento Informativo de Incorporación al Mercado).

Para el presente año, EiDF cuenta con 52 MW en estado RTB (ready to building), es decir, con autorización administrativa publicada, que se suman a los 27 MW gestionados a través de acuerdos PPA's para clientes de autoconsumo (acuerdos de compraventa de energía a largo plazo -Power Purchase Agreement-).

Siguiendo con esta proyección alcista, también se ha incrementado la cifra prevista para el año 2022, contando ya con un volumen total de 90,4 MW, que alcanzarán el estado RTB en los próximos meses.

Nuevas oportunidades

Con el fin aumentar el portfolio de proyectos, EiDF se encuentra de manera constante analizando posibles oportunidades de inversión de otros desarrolladores que buscan dar una salida a sus carteras, con el fin de negociar y adquirir nuevas plantas en fase avanzada de tramitación, sumando volumen a su cartera de desarrollo propio. De este modo, está negociando la adquisición de 67,4 MW más en su pipeline global.

Asimismo, con el fin de fortalecer su implantación a nivel nacional, EiDF está valorando diferentes opciones de integración o adquisición de otras compañías para expandir la marca e impulsar el crecimiento en las diferentes unidades de negocio.

En definitiva, los resultados cosechados por la compañía en el primer semestre de 2021 acreditan el cumplimiento de los objetivos marcados en su estrategia, presentando una tendencia positiva de cara a final de año al conseguir incrementar su rentabilidad en un 110% con respecto al año anterior.