Acciona y su filial Acciona Energía han anunciado este miércoles la suscripción de dos contratos de financiación sindicada vinculados a criterios medioambientales, sociales y de gobierno corporativo (ESG), de 800 millones de euros y 2.500 millones, respectivamente.

Noticias relacionadas

Tal y como ha remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), ambas operaciones, suscritas por un amplio sindicato de 23 bancos, dejan preparada la estructura financiera necesaria en ambas compañías de cara a la salida a bolsa de la filial de energías renovables, prevista para el primer semestre de este año.

Los contratos de financiación, 3.300 millones de euros en su conjunto, permitirán articular la autonomía financiera de Acciona Energía como compañía cotizada, según ha explicado la propia compañía.

Además, harán posible al Grupo Acciona reorganizar su estructura financiera con antelación a la amortización de una parte importante de su deuda bancaria con los fondos netos que recibirá en su momento tras la colocación en el mercado de una participación minoritaria de Acciona Energía.

La compañía ha dejado claro que la disposición de ambos contratos de financiación sindicada "está sometida a, entre otras condiciones, la salida a bolsa de Acciona Energía".

Estructura del préstamo

El crédito de Acciona Energía está estructurado en tres tramos; los dos primeros son préstamos por un importe de 1.000 millones de euros a tres años cada uno; el tercer tramo es una línea de crédito revolving con un valor máximo de 500 millones de euros a cinco años.

La financiación de Acciona está dividida a su vez en dos tramos: 200 millones de euros y una línea de crédito revolving de 600 millones de euros, ambos a cinco años, ampliables a siete.

El instrumento de financiación ESG ha recibido aprobaciones finales por parte de 23 entidades financieras por un importe de 7.000 millones de euros, lo que según ha destacado la compañía supone "una sobresuscripción de más del doble del importe objetivo".

Las entidades que participan son: BBVA, BNP Paribas, Bank of America, Caixabank, Citibank, Crédit Agricole, Goldman Sachs, ING, Intesa, JP Morgan, Kutxabank, Mizuho, Morgan Stanley, Natwest, Royal Bank of Canada, Banco Sabadell, Banco Santander, Société Générale, UniCredit, Bankinter, HSBC, ICO y MUFG.

Objetivos ESG

El diseño de la financiación cuenta con unos precios competitivos que pueden reducirse de manera sustancial a partir del primer año si se cumplen determinados criterios de apalancamiento, rating y objetivos ESG.

Ambas financiaciones se han estructurado en base a un innovador esquema ESG “de doble impacto” que liga las reducciones en su coste a la consecución de objetivos corporativos de sostenibilidad y –por primera vez en un instrumento de este tipo– a compromisos de generación de impacto positivo de carácter local.

Acciona Energía se ha fijado como objetivo una inversión alineada al 95% con la taxonomía europea de actividades bajas en carbono. En la financiación del Grupo Acciona, el objetivo es una reducción del 60% de las emisiones de gases de efecto invernadero en 2030.