Cellnex Telecom ha comunicado este martes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) los detalles técnicos de la ampliación de capital por valor de 7.000 millones de euros que aprobó ayer su consejo de administración.

Noticias relacionadas

La compañía destinará esta ampliación de capital a financiar la reciente adquisición de Hivory (Francia), el acuerdo con DT (Países Bajos) y la compra de Polkomtel Infrastruktura (Polonia).

Con la operación, además, la empresa prevé financiar una cartera de proyectos que podría alcanzar los 18.000 millones de euros en los 18 meses posteriores a su cierre.

La ampliación se llevará a cabo mediante la emisión y puesta en circulación de aproximadamente 193 millones de acciones ordinarias a un precio de suscripción (capital más prima de emisión) de 36,33 euros por cada acción nueva, frente a los 46,68 euros a los que cerraron ayer los títulos de la compañía en Bolsa.

Se asignarán derechos de suscripción preferente a todos los accionistas de Cellnex que hayan adquirido acciones hasta el 31 de marzo de 2021 y cuyas transacciones hayan sido registradas en Iberclear hasta el 6 de abril de 2021, ambos inclusive.

Cada acción actualmente en circulación otorgará el derecho a recibir un derecho de suscripción preferente. A su vez, serán necesarios 48 derechos para suscribir 19 acciones nuevas.

Condiciones de la ampliación

El periodo de suscripción preferente se extenderá durante quince días naturales a contar desde el día siguiente al de la publicación de la ampliación de capital en el Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME), prevista para mañana, 31 de marzo.

Los derechos de suscripción preferente serán negociables en el Sistema de Interconexión Bursátil y podrán ser transmitidos y ejercitados de conformidad con las condiciones y restricciones indicadas en el correspondiente folleto informativo que está previsto que sea aprobado y registrado por la CNMV en los próximos días.

Las acciones nuevas conferirán a sus titulares los mismos derechos políticos y económicos que las acciones ordinarias de Cellnex actualmente en circulación, desde la fecha en la que la compañía declare suscrito y desembolsado el aumento de capital.

Los términos y condiciones del aumento de capital y el procedimiento de suscripción y desembolso de las acciones nuevas figurarán en el correspondiente folleto informativo.

Cellnex solicitará la admisión a cotización de las acciones nuevas en el Mercado Continuo de las Bolsas de Madrid, Barcelona, Bilbao y Valencia.

El grupo ha recibido o prevé recibir compromisos irrevocables de suscripción por parte de accionistas, consejeros y miembros de la alta dirección por el 27% de las acciones nuevas.

Adicionalmente, determinados accionistas han comunicado a Cellnex su intención de suscribir hasta aproximadamente el 4,95% de las acciones nuevas, si bien no han firmado ningún acuerdo jurídicamente vinculante.

'Lock-up' de 90 días

Las acciones nuevas que se emitan en el contexto del aumento de capital, excepto las mencionadas acciones comprometidas, que no se suscriban durante el periodo de suscripción preferente, el periodo de adjudicación adicional y el periodo de adjudicación discrecional serán objeto de aseguramiento por ciertas entidades aseguradoras.

En concreto, Cellnex ha suscrito un contrato de aseguramiento con J.P.
Morgan, Barclays Bank Ireland, BNP Paribas y Goldman Sachs Bank Europe en calidad de 'joint global coordinators' y 'joint bookrunners'.

Por su parte, Banco Santander, CaixaBank, Deutsche Bank, Morgan Stanley Europe, Mediobanca-Banca di Credito Finanziario, Société Générale, BBVA, Banco de Sabadell, Crédit Agricole, Intesa Sanpaolo, Mizuho Securities Europe, MUFG Securities, SMBC Nikko Capital Markets Europe y UniCredit actuarán como 'joint bookrunners', en tanto que ING, RBC Capital Markets y Natixis ejercerán de 'co-leads'.

Cellnex ha acordado un 'lock-up' de 90 días a contar desde hoy, inclusive, sujeto a ciertas excepciones, incluida la posibilidad, una vez transcurridos 45 días naturales desde dicha fecha de emitir, transferir o disponer de acciones que representen no más del 50% del capital social en el contexto de una fusión o adquisición llevada a cabo por la compañía o sus filiales o anunciar la intención de llevar a cabo cualquiera de las transacciones anteriores.