El director mundial de Fabricación y Logística del grupo Renault y también máximo responsable de la patronal española de los fabricantes de automoción (Anfac), José Vicente de los Mozos, ha advertido esta mañana que "si el Gobierno deja caer al automóvil, la bajada del PIB nacional se irá al doble dígito".

Noticias relacionadas

Durante la conferencia 'Horizonte tras el coronavirus: Oportunidades para reactivar la automoción' organizada por la Universidad Faconauto, el dirigente de Renault ha explicado que después de unos días en Corea y Japón, donde vio protocolos de control de temperatura y mascarillas, "me ha sorprendido cómo la UE no ha aprendido y hemos reaccionado de manera dispersa en esta crisis". "Cada país ha sido como una ficha de dominó", ha lamentado.

Por eso, para asegurar la viabilidad de un sector que representa el 10% del PIB español y es uno de los tres con balance positivo de exportaciones, José Vicente de los Mozos ha reclamado que "en España y en Europa tiene que haber planes de incentivo porque si no esto será muy duro".

En este sentido, el presidente de Anfac ha recalcado que "la Administración sola (ya sea nacional, regional o local) no puede arrancar si no hay una colaboración público-privada". De ahí que el directivo ha recordado a los empresarios que tienen una palabra a decir. "El problema es que el ritmo en la toma de decisiones no es el ritmo de los negocios y necesitamos un plan de choque importante, conjunto", ha repetido.

"Deberían escucharnos más", ha reiterado José Vicente de los Mozos. A pesar de ello, ha destacado que "los españoles somos muy duros y vamos a salir juntos porque es un momento de lucha, de unidad".

Los concesionarios, no a la reapertura inmediata

El presidente de la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (Faconauto), Gerardo Pérez, ha asegurado que abrir los concesionarios mientras la población continúe confinada "no tiene sentido", por lo que ha descartado la vuelta a la actividad de los centros de distribución si los clientes no pueden acudir. Ha subrayado que en la actualidad la prioridad es proteger la salud de todos los empleados.

"Habrá un momento en el que arranquemos todos fuertes y unidos", ha reivindicado el directivo, que se ha mostrado optimista con la recuperación porque, a su juicio, España es un país "preparado" con una población "dura y resistente".

Para que esto ocurra, ha destacado la necesidad de contar con el apoyo de las administraciones, por lo que volverá a pedir al Gobierno este viernes, en un encuentro con la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, la ampliación de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) en el sector de la automoción, ya que "va a tardar en recuperarse".

Entre otras medidas, Pérez ha solicitado a las administraciones de nuevo una "apuesta más decidida" por el sector, aportando más liquidez a las empresas, dando incentivos a la demanda "con neutralidad tecnológica" y creando una nueva fiscalidad a la compra "eliminándola prácticamente a 0".

A pesar de que ve "muy difícil" que la Unión Europea conceda una moratoria al cumplimiento de la nueva normativa de emisiones de dióxido de carbono (CO2), ha reivindicado que hay que seguir intentándolo, porque en España se están "hinchando artificialmente" las ventas de coches eléctricos, ya que acaban siendo matriculados por los concesionarios.