Los errores se pagan y cuando está en juego el puesto de trabajo de muchos empleados, las consecuencias son nefastas. El sindicato USO está viendo como sus afiliados se van del ente en masa para afiliarse en Sitcpla. ¿La razón? Las desavenencias en la actuación en la negociación del ERTE de Barcelona.

Noticias relacionadas

USO firmó el ERTE de tres meses anunciado por Norwegian para la base de Barcelona y posteriormente no dio a conocer los puntos del documento a sus trabajadores, informan a EL ESPAÑOL fuentes conocedoras del proceso.

El sindicato alegaba que se trataba de “un documento confidencial” y que por lo tanto era imposible darles la copia que solicitaban la plantilla afectada por el proceso. Según otra fuente, solamente podían leerlo en el momento en que estaban reunidos. Una acción que provocó un enorme descontento entre los miembros del sindicatos, provocando que los trabajadores se afiliasen en masa a otro de los entes con más representación en el sector, Sitcpla.

Según ha informado una de las fuentes conocedoras del proceso, solo en un día se afiliaron a Sitcpla uno de cada tres trabajadores de la empresa, entre los que se encuentran hasta ese momento miembros de USO y trabajadores que no estaban afiliados a ningún ente.

Esto ha provocado un enorme descontento en USO. “Están muy enfadados”, explica una de las fuente consultadas por este diario, y afirma que todo esto se ha debido a “un conflicto de intereses”.

Pero más lo está la plantilla de Norwegian, que ha amenazado a USO con denunciarlos por no hacerles llegar un documento que para ellos era crucial al ser los principales afectados por el expediente regulatorio que está llevando a cabo la aerolínea.

Otras razones del enfado

Pero el enfado de los afiliados no viene únicamente por ese hermetismo adoptado por USO, sino también por las decisiones que se han tomado en el ERTE y los errores que se han detectado en el anuncio de los trabajadores afectados.

Como ha publicado hace una semana EL ESPAÑOL, algunos de los trabajadores incluidos en el ERTE de Norwegian no pueden solicitar el paro y los que sí, no van a poder cobrar el mes de diciembre porque la empresa ha entregado tarde los papeles.

Varias fuentes han explicado que la empresa entregó a sus trabajadores la documentación necesaria para solicitar el paro con 12 días de retraso.

Esta demora se ha debido errores en la lista de afectados. Al parecer, explican estas fuentes, la empresa entregó una primera lista con los trabajadores incluidos en el ERTE y algunos de ellos, cuando fueron a solicitar el paro a la oficina de empleo, se encontraron con que no estaban incluidos en el proceso.

Ante esta situación, los trabajadores solicitaron a la empresa una actualización de esa lista, la cual todavía no se ha enviado, afirman las fuentes consultadas. Lo cual está retrasando su prestación mensual y su paciencia.

Rectificación de USO

En virtud del Derecho de Rectificación, que se produce al al amparo de la Ley Orgánica 2/1984, la Unión Sindical Obrera ha hecho llegar a EL ESPAÑOL el siguiente texto que reproducimos íntegro y sin modificaciones. 

Desde la sección sindical de USO-Norwegian, único sindicato con representación entre los tripulantes de cabina en los comités de empresa de la compañía (50 delegados frente a 0 de Sitcpla), se manifiesta, en primer lugar, que “la principal argumentación de la noticia, que ‘los afiliados están muy enfadados con el sindicato porque no les ha querido enseñar el documento firmado por el ERTE de Barcelona’ es falso, tal y como ha podido comprobar el periódico de la circular que se les envió a todos el pasado 10 de diciembre, y que este periódico podría haber obtenido sin ningún problema de habernos llamado para contrastar la noticia que les llegó desde Sitcpla. Ningún trabajador nos ha amenazado con denunciarnos, sino Sitcpla, que no forma parte de la mesa y no tiene derecho a tener el acuerdo, pues contiene información de la plantilla que debe ser protegida a todo ente ajeno al conflicto. Lo ha pedido por medio de un burofax a USO, Sepla y Norwegian, pero no se le ha enviado por no tener representatividad en la empresa e ir en contra, por tanto, del sigilo profesional al que nos obliga el Estatuto de los Trabajadores”.

La secretaria de Comunicación de USO, por su parte, lamenta que “en una información que se construye únicamente con base en los descontentos con la USO, la periodista no se haya puesto en contacto con nadie de la USO, ni de Gabinete de Prensa ni de la representación sindical, solo con el sindicato interesado en sacar provecho de algo tan triste como es un ERTE”.

En cuanto a las desafiliaciones, “efectivamente, ha habido 4 bajas -adjuntamos documento al periódico- en la base de Barcelona, sobre una plantilla de 615 trabajadores, algo que no creo que nadie pueda calificar de ‘en masa’. Claro que lo lamentamos, pero es algo habitual en este tipo de conflictos. Se salvaron 99 puestos de trabajo en todas las bases a costa de que gente que iba a ser despedida se fuera cuatro meses al paro. Esto también ha revertido en 5 altas de afiliación en Madrid.

Nosotros debemos velar por el bien común y conservar puestos de trabajo, pero claro que siempre habrá gente descontenta por irse cuatro meses al paro, aunque se salve el empleo de 99 compañeros. Por nuestra parte, nos comprometemos a que, siempre que tengamos constancia de que se desafilien 4 trabajadores de otra empresa para afiliarse a USO, informaremos a este periódico para que pueda escribir una noticia de tanta repercusión. En el mismo sector, sin ir más lejos, USO-Sector Aéreo ganó en mayo las elecciones parciales de Easyjet en Barcelona por el descontento mostrado por la plantilla con Sitcpla, hasta entonces mayoritario.”

Por último, y al contrario de lo que se expresa en la noticia, “no hay un descontento en USO; al contrario, estamos satisfechos, dado el punto de partida de un ERE para 99 trabajadores que se revirtió por completo. Tampoco entendemos el ‘conflicto de intereses’ que se nos adjudica, pues el único interés era muy claro: salvar esos puestos de trabajo. Y, por último, desde USO no podemos entrar en las cotizaciones que tenga cada trabajador para solicitar el subsidio de desempleo, es algo a lo cual el sindicato es completamente ajeno”.