Halloween se ha colado en los calendarios españoles. Lo demuestran las cifras de la industria del dulce, que ven como las ventas han aumentado hasta un 50% con respecto a la facturación de hace cinco años.

Noticias relacionadas

Y es que caramelos, chicles y chocolatinas son uno de los elementos principales para celebrar esta festividad de origen estadounidense, más allá de los disfraces y la decoración terrorífica.

Según la Asociación Española del Dulce (Produlce), Halloween ha cobrado tal importancia que ya concentra el 10% de las ventas anuales para varias empresas del sector. "Se ha consolidado como uno de los periodos más relevantes del año para nuestro sector", explica Rubén Moreno, secretario general de Produlce.

"Además, representa un escaparate inmejorable para que las marcas españolas puedan mostrar su ingenio y su profundo compromiso con la innovación, sorprendiendo al consumidor con nuevos productos y formatos de temática festiva", añade. De hecho, si España ha importado Halloween, la industria ha exportado los dulces españoles a Estados Unidos.

Las exportaciones españolas de caramelos y chicles crecen un 2,9%, respecto a las cifras del ejercicio anterior, según los datos del último informe de Produlce, correspondiente a 2018 y alcanzan los 386 millones de euros. El principal mercado es el de EEUU, que compró 63 millones de euros en dulces españoles el año pasado.

“Los continuos crecimientos experimentados en el mercado estadounidense en los últimos años, unidos a una caída de las exportaciones a Francia en el último ejercicio, sitúan a EEUU como el principal receptor de las exportaciones de esta categoría. Los caramelos y los chicles made in Spain triunfan en Estados Unidos, tanto en Halloween, como en otras épocas del año. Y éste es un motivo de orgullo para todo el sector y un mensaje al mundo de que estamos haciendo las cosas bien”, subraya Rubén Moreno.

Productos más vendidos

Los caramelos y chicles son la joya de la corona del sector, también durante esta festividad que se celebra la noche del 31 de octubre. Estos productos representan la mitad del valor de ventas de toda la categoría (49,9%), seguidos por los caramelos duros y de otro tipo (27,3%) y los chicles (22,7%).

En el caso de los chocolates, Halloween representa una ocasión muy propicia para productos como snacks y barritas, que en el conjunto del año aportan un 15,3% del valor de ventas, por detrás de tabletas (35,6%), cacao (23,7%) y bombones (15,9%).

Al igual que sucede en el mercado nacional, el caramelo blando también demuestra su hegemonía en el mercado exterior, donde representa ya el 67,3% del valor total de las exportaciones. Podemos decir que casi 8 de cada 10 kilogramos vendidos en el exterior se corresponden con esta categoría y cerca de 7, de cada 10 euros facturados, también. Le siguen los caramelos duros y de otro tipo (30,2% del valor total de las exportaciones) y los chicles (2,5%).