Las habituales letras verdes del nombre de Mercadona se han teñido de amarillo en Portugal. La cadena española de supermercados ha inaugurado este martes su segunda tienda en el país vecino, después de desembarcar la semana pasada en Canidelo.

Noticias relacionadas

El emplazamiento de este nuevo supermercado es de los más especiales de la cadena. Se trata de la antigua fábrica de conservas Vasco de Gama, un edificio de carácter industrial donde Mercadona ha optado por mantener el logo en la fachada y acompañarlo del nombre de la cadena en amarillo.

Con esta apertura, la compañía cumple con la mitad de la primera fase de su expansión lusa, a la que sumará dos tiendas más antes de final de mes. Mercadona tiene previsto invertir en 2019 más de 100 millones de euros en dicho país, con lo que la inversión global del proyecto Mercadona Portugal sobrepasaría los 260 millones de euros desde que anunció su entrada en el país vecino en 2016.

En la segunda fase, Mercadona prevé abrir seis tiendas en distritos de Porto, Braga y Aveiro a lo largo del segundo semestre de 2019. La cadena de supermercados prevé que el total de empleados portugueses llegue a las 1.100 personas a finales de este año.