La central térmica de Meirama (A Coruña).

La central térmica de Meirama (A Coruña). Naturgy

Empresas ENERGÍA

Naturgy cerrará en 2020 las centrales de Meirama, La Robla y Narcea

Noticias relacionadas

Naturgy se desprenderá de todas sus centrales térmicas en junio de 2020. Así, las centrales de Meirama (A Coruña), La Robla (León) y Narcea (Asturias) echarán el cierre durante el año que viene. A estas tres se suma la cuarta propiedad de Naturgy, Anllares (León), que ya recibió el visto bueno para su cierre en diciembre.

Así lo ha confirmado a este periódico la compañía, que en diciembre solicitó al Ministerio de Transición Ecológica el cierre de las tres centrales; a comienzos de ese mes, además, recibió el visto bueno del ministerio para el desmantelamiento de la de Anllares.

Una decisión que la eléctrica ha tomado dentro de su plan estratégico, después de comprometer una inversión de 1.000 millones de euros en el desarrollo de parques de energía renovable en España.

El cierre de estas plantas se enmarca dentro del nuevo contexto regulatorio medioambiental, en el que está trabajando el Ejecutivo de Sánchez de la mano de Europa. En él, para las compañías sería obligatorio afrontar nuevas inversiones para que las plantas puedan continuar funcionando más allá de 2020, algo que no les resulta rentable.

"Adecuación" de las plantillas

Naturgy pretende poner en marcha un plan de adecuación de las plantillas de cada una de las centrales, con el objetivo de recolocar a los empleados. Así, según apunta la compañía dirigida por Francisco Reynés, su intención es que los 77 empleados de Meirama, los 80 de La Robla y los 82 de Narcea participen, además, en los trabajados de desmantelamiento, antes de ser ubicados en otras unidades.

El resto de trabajadores que no se ubiquen en ninguno de los dos puntos anteriores se desvincularán de la compañía a través de salidas pactadas.

Un parque eólico en Meirama

La eléctrica está trabajando en un plan "alternativo" para la zona de esta planta gallega, consistente en la construcción de un parque eólico adicional en Meirama, con una potencia de 65MW.

Asimismo, se plantea la creación de un centro avanzado de gas renovable, que se pondría en marcha a partir de residuos ganaderos y orgánicos industriales. Entre estos dos planes, Naturgy calcula una inversión de cerca de 80 millones de euros.