Imagen de archivo de Aena.

Imagen de archivo de Aena.

Empresas

El Estado se embolsará casi 500M con el aumento de dividendo aprobado por Aena

El gestor aeroportuario aprueba la distribución de un dividendo de 6,5 euros brutos por acción, un 80% de su beneficio, y anuncia la aprobación del nuevo plan estratégico para antes de verano.

Aena tendrá nuevo plan estratégico antes de verano. El presidente y consejero delegado del gestor aeroportuario, Jaime García-Legaz, ha anunciado que el consejo de administración de la empresa tiene previsto aprobar el plan para el cuatrienio 2018-2021 "que está en estado avanzado de elaboración en un período no superior a dos meses".

El plan marcará el camino que la compañía deberá transitar en los próximos y años y establece como objetivo "avanzar en la transformación de los aeropuertos de acuerdo con el concepto 'smart airport", ha afirmado García-Legaz durante la junta general de accionistas de la compañía. Aena marca como prioridad la integración del ecosistema aeroportuario a través del desarrollo de plataformas y soluciones digitales, la sostenibilidad energética y acústica y el servicio al pasajero.

"El plan estratégico se basará en tres pilares: foco en el cliente -adaptando la oferta a las preferencias de los pasajeros-; en la responsabilidad social corporativa, enfocada hacia la sostenibilidad y el medio ambiente; y, en tercer lugar, actuar como motor económico para dinamizar la actividad económica en las ciudades aeroportuarias", ha explicado el presidente de Aena en su intervención.

Para cumplir con el plan, ha agregado, se desarrollarán líneas de actuación como el desarrollo de los planes directores de los dos principales aeropuertos de la red, el de Madrid y el de Barcelona, para el período 2017-2026, que han sido presentados por el ministro de Fomento recientemente y que, en total, supondrá una inversión de unos 3.165 millones de euros.

En el caso del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid- Barajas, el monto asciende a 1.571 millones de euros en el marco del plan director 2017-2026, con el objetivo de elevar su capacidad a 80 millones de viajeros anuales. En El Prat se invertirán 1.594 millones de euros para alcanzar los 70 millones de viajeros. A esto se suma el Documento de Regulación Aeroportuaria 2017-2021 (DORA) que contempla una inversión total de 2.646 millones de euros.

Además, Aena prevé comercializar 2,7 millones de m2 en terrenos ubicados en Madrid-Barajas en 40 años y otros 1,8 millones de m2 en el aeropuerto de Barcelona-El Prat, dentro del nuevo plan inmobiliario que va a lanzar próximamente y que abarcarán el desarrollo de las zonas de carga y logística e incluirá además un proyecto de 'Airport City'.

Por otro lado, para mantener los niveles de operatividad y calidad del servicio ha incurrido en gastos adicionales para inversiones en equipamiento para el control automatizado de pasaportes, que se estiman asciendan a 107,5 millones de euros en el periodo 2018-2021, de las que la mayoría se realizarán a lo largo de este año y el próximo.

"Todos los objetivos que se ha fijado Aena se pueden conseguir, de la mano del Estado y de los accionistas. Que el Estado sea socio de Aena no impide seguir creciendo porque estos retos y desafíos engloban intereses comunes, más allá del carácter público o privado de nuestra sociedad", ha subrayado García-Legaz.

El presidente de Aena ha descartado que por el momento se vaya a privatizar un porcentaje adicional del capital que está en manos del Estado. "No se está planteando para el tiempo venidero", ha dicho García-Legaz. 

Aumenta el dividendo en un 69% respecto a 2016

La junta general de accionistas de Aena ha aprobado realizar un reparto de dividendo de un 6,5 euros brutos por acción que se pagarán el próximo 19 de abril. Esta cifra supone el reparto de un 80% del beneficio neto de la compañía en 2017, es decir, 975 millones de euros. De este monto, el Estado recibirá un 51% a través de Enaire -socio mayoritario en Aena-, un total de 497 millones.

García-Legaz ha señalado que este aumento, un 69,5% respecto al año anterior, y por encima del 50% del beneficio que el gestor aeroportuario tiene comprometido repartir entre sus accionistas es una decisión que afecta "únicamente al ejercicio 2017". Este nivel de retribución, por tanto, de momento es un hecho puntual y "será el consejo de administración el que defina la política de dividendo" hacia el futuro, apunta García-Legaz.

Perspectivas para 2018

A la vista del tráfico de los tres primeros meses del año, Aena estima cerrar este ejercicio con un incremento de 5,5%. "Somos conscientes de que los datos del primer trimestre están por encima de nuestras estimaciones, incluyen la Semana Santa, pero esperamos crecer un 5,5% este año", ha señalado García-Legaz a periodistas tras la junta de accionistas.

Los aeropuertos de la red de Aena registraron casi 250 millones de pasajeros en 2017, un crecimiento récord por segundo año consecutivo, avanzando un 8,2% respecto a 2016.

Según Legaz, “la sólida tendencia de crecimiento” de la economía española han sido clave para favorecer el transporte aéreo en el último año, un sector “estratégico” para el país por su impacto social y económico y por su vinculación con el turismo, que representa el 11% del PIB nacional.

Los pasajeros internacionales aumentaron un 8,4% en 2017, y los nacionales un 8,1%, algo que refleja que el fuerte crecimiento registrado se distribuye entre ambos mercados, apunta Legaz, y deja “inalterada la cuota de 70% y 30%, respectivamente”.

Sin quitarle relevancia al peso que el turismo tiene en el tráfico aéreo, el presidente del gestor aeroportuario ha puesto en valor la contribución que hacen las multinacionales españolas y la actividad exportadora, factores “que también contribuyen al impulso experimentado por el tráfico aéreo”.