Aunque hace relativamente poco que la temporada futbolística 2018-2019 ha finalizado, algunos equipos ya van mirando al final de sus vacaciones. Este es el caso del Real Betis, el equipo en el que milita Sergio Canales (28 años). El centrocampista cántabro está viviendo un momento dulce después de pasar por el trance más duro para un deportista de élite, las lesiones de gravedad.

Noticias relacionadas

Pero antes de volver a vestirse de corto el próximo 5 de julio, a Canales le tocó probar suerte en otro ámbito, en el plató de El Hormiguero, un programa que reconoce seguir con especial pasión: "En casa nos encanta, lo vemos un montón mi mujer y yo; la niña aún no, porque tiene un año, pero ya va viendo a las hormigas por ahí". Precisamente los tres vienen de hacer un viaje por Estados Unidos. "Hemos estado en California y Miami. Ha sido una gran experiencia, es el primer viaje con la niña un poco largo", una cuestión, la de viajar con su hija que le ha llevado a visitar Disney, pero a dejar de lado excursiones como la de la cárcel de Alcatraz. Eso sí, esas vacaciones también han dejado algo para el recuerdo: "La niña ha empezado a andar allí", aseguró el futbolista.

Tras ese breve repaso por el pasado más inmediato, Canales hizo balance de una temporada de la que asegura sentirse "muy contento", al igual que cuando anota un gol, aunque matiza que "hay mucha diferencia de meterlo en casa o fuera. En casa te sientes el rey. Es muy difícil meter un gol, y es complicado transmitir la alegría que supone". En este sentido, Pablo Motos (53) le preguntó cuántas veces podía ver repetido un gol que ha marcado si es bonito: "El que más veces habré visto serán unas 15 o 20 veces. Depende mucho de si ganas o pierdes, aunque no nos engañemos, sí que te cambia un pelín el ánimo si has marcado. A nivel mental toda esa presión cansa bastante".

Canales se divirtió con Pablo Motos y sus hormigas en el programa de Antena 3.

El premio a tan buen desempeño estuvo en su llamada por la selección española. "Se me puso la piel de gallina al escuchar el himno, es una de las mejores sensaciones que me llevaré en la carrera. Lo voy a dar todo para seguir yendo". Ese paso por la Roja fue especial, incluso desde el momento de conocer su convocatoria: "Cuando me llamaron fue una especie de shock. Estaba entrenando, se paró la sesión, vinieron compañeros que estaban lesionados y me mantearon. Por la felicidad que vi alrededor fue más especial aún", recuerda.

De puerta para adentro

Después de varias experiencias en el Racing de Santander, el Real Madrid, el Valencia y la Real Sociedad, el jugador cántabro emprendió una nueva etapa en el Real Betis, un equipo en el que tuvo su particular novatada. "Cantar, bailar… te dan a elegir un poco. Hay gente que se atreve con las dos. Bailar se me da…mejor no te lo digo, y cantar peor todavía. La idea que tenía era comprar una peluca, y ver si así me metía en el personaje y me salía mejor la voz. Elegí Volando voy, le metí palmas pero salió fatal".

Y hablar del Real Betis y no hacerlo de Joaquín Sánchez (37) parece casi imposible. Canales destacó del jugador de El Puerto de Santa María que "es impresionante. Te alegra el día. Llega y se pone a bailar, sin música ni nada". En ese punto, Pablo Motos recordó que había coincidido con Joaquín en la boda de Sergio Ramos (33) y Pilar Rubio (41), que no llevaba calcetines, pero, sobre todo, aprovechó para mandarle un recado: "Cuesta mucho traerlo, se hace de rogar, por eso le voy a poner en un aprieto: en la iglesia, la casa de Dios, me dijiste que si venías con Julio reventabais los audímetros, a ver si cumples".

Otro de los apartados donde Joaquín destaca es a la hora de ser presumido, aunque según Canales hay otro jugador en el vestuario del Betis que le gana: "Delante del espejo pasa más tiempo Marc Bartra (28), es muy guapete, al final es lógico", valoró.

Ver esta publicación en Instagram

. . #SergioCanalesEH #elhormiguero #futbol #betis #seleccion #telefono #escacharrado

Una publicación compartida de El Hormiguero (@elhormiguero) el 24 Jun, 2019 a las 1:43 PDT

Al margen de estas anécdotas, Canales contó uno de los secretos a la hora de cuidarse: la dieta microbiótica. "Más que una dieta es un estilo de vida. Como más o menos de todo, pero con todas las lesiones de rodilla, la desesperación me llevó a buscar una solución en todos los campos, acabé optando por ello". Respecto a todos esos percances, el futbolista recuerda que "fue duro", pero saca una lectura positiva de todo ese tiempo en el dique seco: "Son momentos que ahora recuerdo como buenos, porque ahora estoy en un momento mejor. Me ha hecho aprender y madurar para valorar todo lo que tengo ahora".

En el proceso de recuperación de una de esas lesiones, Sergio Canales tuvo que tomar una decisión delicada, renunciar al viaje de su luna de miel. "Sí, pobre mi mujer. Ella no quería ir, pero finalmente fue con su madre, que es una buena experiencia y diferente. Como cuando reservas dices que es una luna de miel debieron de mirarlas un poco raro. En ese momento la lesión no iba nada bien, veía importante quedarme aquí y cancelar el viaje".

[Más información: Pilar Rubio se despide en bañador de 'El Hormiguero' cuatro días antes de casarse]