Región

CCOO denuncia el incremento de agresiones al personal sanitario

11 mayo, 2018 15:02

Comisiones Obreras de Castilla y León, a través de la Federación de Sanidad y Sectores Sociosaniatrios (FSS-CCOO CyL), ha expresado hoy su alarma ante el incremento que han experimentado las agresiones al personal sanitario en este territorio.

Desde el pasado año de 2012 y hasta la actualidad, los registros que obran en la Sección de Agresiones en Centros Sanitarios, órgano dependiente del Observatorio de la Comunidad, no han parado de crecer.

El pasado día 9 del presente mes de mayo, la Consejería de Sanidad presentó los datos relativos al año 2017, en los que, según recuerda CCOO a través de un comunicado recogido por Europa Press, se constata un incremento de un 21,7 por ciento respecto al año anterior para el total del personal. Desde el punto de vista de género, la situación es peor, ya que el incremento de agresiones hacia las mujeres ascendió un 25%.

También resultan preocupantes los índices en Atención Primaria. Si en los hospitales las agresiones han ido en aumento (20%), en los centros de salud el incremento es mayor, alcanzando un 31,2% respecto 2016.

La Federación de Sanidad y Sectores Sociosanitarios apunta que lleva mucho tiempo advirtiendo de los factores de riesgo que llevan al aumento de agresiones en Sacyl. "La sobrecarga de trabajo en nuestros profesionales debido a la falta de personal, unido a la demora en la atención al usuario, resulta ser una combinación nada aconsejable".

También incide en que la encuesta realizada por CCOO-CyL a finales del año pasado en relación a la sobrecarga laboral entre los trabajadores de Atención Primaria de Sacyl, a través de la campaña 'Estás quemado', ha puesto de manifiesto que un alto porcentaje de trabajadores pueden hallarse en situaciones de alto estrés por motivos laborales. Y como consecuencia de ello están expuestos a riesgos laborales de tipo psicosocial.

Así, CCOO considera que la recuperación de los derechos en materia laboral perdidos en Sacyl es de una necesidad imperiosa. La vuelta a la jornada anterior al 2012, y la contratación del personal necesario para abordar las necesidades de nuestro sistema sanitario es, a su juicio, el único camino para mejorar la calidad en la atención y así proteger la salud y la seguridad de nuestros profesionales.

"Esto serviría para poner freno a la escalada de agresiones que están sufriendo las trabajadoras y los trabajadores de sistema público de salud de Castilla y León", sentencian.