Deportes

El Universidad de Valladolid recibe al FS Cuéllar

13 enero, 2017 20:01

El Universidad de Valladolid comienza con fuerza el año recibiendo al FS Cuéllar este sábado a las 16.30 horas en Fuente La Mora. En el recuerdo de ambos sigue la eliminatoria de Copa del Rey con la que abrieron, de forma oficial, sus respectivas temporadas. En aquel encuentro disputado en la pista segoviana, el Uni logró el pase a la siguiente ronda gracias a un trabajado 1-3. El resultado le permitió enfrentarse a un equipo de Primera, como el Ríos Renovables Zaragoza, a quien puso en apuros.

Pero esa competición ya es pasado en esta campaña y ahora los dos equipos se encuentran centrados en el Grupo I de Segunda B, donde precisamente se encuentran inmersos en la pelea por quedar entre los tres primeros. Ese logro les permitiría jugar la Copa el curso que viene y de momento es la escuadra vallisoletana quien lo haría.

La decimotercera jornada se presenta importante para un Uni que despidió el 2016 con una derrota frente al Guardo y un empate contra el Tres Cuñados, ambos resultados como visitantes. Ahora, en el regreso a casa, espera comenzar el año con buen pie. “Los chavales han vuelto bien de las vacaciones y han hecho un buen esfuerzo durante la semana”, comentó Kike Molina en la previa.

Aunque el Uni llega a la cita con las bajas por lesión de Picolo y Adri y las dudas de Rulo y Balle. Para no afrontar el duelo con escasos efectivos, Molina ha llamado a Gonza y David Rodríguez, juveniles del Tierno Galván. Porque el técnico es consciente de que se enfrentarán a un rival “bastante duro”. Además, aseguró que “vendrán dolidos por la eliminación de la Copa del Rey”.

Los resultados avalan a este Cuéllar, que solo ha perdido en una de las doce jornadas disputadas. Fue en la segunda frente al actual líder, el Noia FS, y por la mínima (2-3); mientras que en la primera igualó (3-3) en el feudo del Tres Cuñados. Desde entonces, el conjunto segoviano ha cosechado siete victorias y tres empates que le hacen afrontar el partido con una racha de diez partidos sin conocer la derrota. A este dato hay que añadir otro importante: es el segundo equipo que menos goles recibe (23).