Olga Moreno ha sido una de las protagonistas de la gala de Supervivientes: conexión Honduras de este domingo. La mujer de Antonio David Flores, al igual que el resto de concursantes, ha tenido que enfrentarse al juego de 'Quién dijo qué' para adivinar entre cinco frases dos afirmaciones que sus compañeros habían hecho sobre ella y ganar una recompensa.

Noticias relacionadas

Para sorpresa de los espectadores, la organización decidía mostrarle a Olga la frase más contundente que Rocío Carrasco le dedica en la docuserie Rocío, contar la verdad para seguir viva. "No tiene coño, no lo tiene", leía la diseñadora extrañada, desconocedora del trasfondo de esta cita. Pese a que todos se lo tomaron a risa, la cara de Lara Álvarez reflejaba la reacción que muchos tuvieron en sus casas al ver que el programa había decidido aprovecharse del desconocimiento de Olga.

La concursante no creía que ninguno de sus compañeros hubiese dicho algo así sobre ella, por lo que escogió las frases "está siempre a la defensiva" y "me veo en la final con ella". Ambas eran correctas, por lo que Olga ganó un pepito.

Las otras dos citas falsas que el programa decidía mostrarle a Olga Moreno también han generado comentarios por ser claras indirectas a la concursante. "El día que no haga trampas habrá una fiesta" y "viene aleccionada de casa" son las otras dos frases que la organización escogía para despistar a la andaluza, haciéndose así eco de dos de las críticas mayoritarias que ha recibido durante su estancia en la isla.

Además de este momento que ha revolucionado las redes, Olga también ha sido protagonista indirecta durante la prueba de recompensa de Lara Sajen. Una de las frases propuestas a la concursante era "es mejor tenerla de amiga que de enemiga", la polémica afirmación que la mujer de Antonio David hizo durante una conversación con Gianmarco cuando creía que no la estaban grabando.

Lara decidió pensar que ninguno de sus compañeros había dicho algo así sobre ella, pero se equivocó. "Esta me toca la fibra", reconocía Sajen tras perder la prueba, asegurando que el significado de esa frase era "es mejor tenerla cerca y controlarla que tenerla suelta por ahí y no saber qué pasará". 

Curiosamente, la propia Olga Moreno pedía a Lara que resolviera el enigma sobre si esa sentencia era real o no. "¿Quieres que lo abra, Olga?", preguntaba la presentadora ante la curiosidad de la concursante. "Me encantaría", respondía ella. Finalmente, al descubrir que la afirmación era cierta, la mujer de Antonio David exclamaba "¡Qué fuerte!", omitiendo que fue ella quien pronunció esa polémica frase.