Deuda pública

Montoro a Cataluña: “Lo que no podemos admitir es que unos paguen las alegrías de otros”

El Ministro advierte que España no dejará quebrar a la Generalitat, pero que controlará su déficit.

Cristóbal Montoro y Soraya Sáenz de Santamaría

Cristóbal Montoro y Soraya Sáenz de Santamaría Efe

Toca ponerse serios. Cuando Bruselas aprieta, se acaban las bromas. El Ministro de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro, ha asegurado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que no dejará quebrar a ninguna administración pública, pero pedirá un control de las cuentas de la región a cambio. “Lo que no podemos admitir es que unos paguen las alegrías de otros”, ha alertado el Ministro.

La recomendación que envió la Comisión Europea al Gobierno, y que en realidad es una advertencia, indicó que existe una falta de control en las cuentas de las comunidades autónomas y que es necesario controlar esta situación. Dos de cada tres euros de deuda nueva que sumaron las administraciones públicas en 2015 fueron de las regiones, lo que demuestra sus desmanes con el déficit.

El ministro Guindos y yo lo estamos diciendo desde el inicio de la legislatura: 'no habrá ningún impago en ninguna administración española'

Montoro ha explicado que aunque hay partidos que abogan por dar más capacidad de déficit a las regiones, eso “ahora no toca, esa es la recomendación que hemos recibido de Bruselas”. Y advierte al resto de partidos políticos que pugnan por llegar al Gobierno que “quien crea que puede aspirar a entrar en el Gobierno y no seguir esta línea, o se equivoca o está engañando a los españoles”.

Nadie va a quebrar

Desde el ministerio de Hacienda está todo muy claro: ninguna comunidad autónoma va a quebrar. “El ministro Guindos y yo lo estamos diciendo desde el inicio de la legislatura”, ha apuntado Montoro. Sin embargo, el Estado no puede dar toda la liquidez a las regiones sin exigir una contrapartida. Y lo que le pedirá en la reunión de esta tarde al vicepresidente económico de la Generalitat, Oriol Junqueras, es que Cataluña tendrá que controlar su déficit, igual que el resto de autonomías.

Para que la Generalitat pueda pagar sus vencimientos de deuda de corto plazo que tanto preocupan al mercado, Montoro ha asegurado que el Estado “utilizará alguna herramienta de las que existen". Junqueras quiere que el Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) se haga cargo de pagar 1.600 millones de deudas de corto plazo, pero desde Hacienda el mensaje es claro, “la herramienta que se utilice, será también de control del déficit”.