Tecnología

El nuevo Nissan Leaf de 300 CV es el compacto deportivo eléctrico que buscamos

Noticias relacionadas

Que los coches eléctricos no tienen porqué ser aburridos es algo que aprendimos el primer día que un Tesla machacó a un deportivo en la pista. Pero no es menos cierto que la mayoría de modelos disponibles no alcanzan ese nivel.

Si quieres emociones fuertes, ahora mismo tienes muchas más opciones entre los coches de combustión. Por ejemplo, pongamos que quieres un compacto deportivo, un "hot hatch" como los llaman los británicos; olvídate de conseguirlo eléctrico, al menos por ahora.

El problema de crear un compacto deportivo eléctrico es que no tiene tanto espacio para las baterías como una berlina o un SUV; pero eso no significa que no sea posible, como ha demostrado Nissan con su nuevo modelo.

El nuevo Nissan Leaf deportivo tiene una misión

Hay que aclarar que el nuevo Nissan Leaf recién presentado es sólo un prototipo; en concreto, es una mula de pruebas para el nuevo sistema de tracción a las cuatro ruedas desarrollado por el fabricante japonés.

El objetivo de este coche es participar en varias pruebas para garantizar la máxima comodidad y rendimiento; pero especialmente, la seguridad. Y es que Nissan cree que usar dos motores eléctricos para controlar cada par de ruedas puede tener ventajas en muchas situaciones.

Por ejemplo, es posible configurar el motor trasero y el sistema de recuperación de energía para controlar posibles cambios bruscos en el movimiento del coche. Eso debería traducirse en una experiencia más agradable, especialmente si nos mareamos fácilmente cuando vamos de pasajeros en un coche.

De la misma manera, al encontrarnos con diferentes superficies, es posible que el coche controle sus movimientos usando los motores, para que ni siquiera lo notemos en el interior. Nissan está probando diferentes configuraciones de software para conseguir ese efecto.

Es una idea interesante, pero que sólo se puede probar en situaciones extremas. Y para conseguirlas, Nissan ha desarrollado este Leaf especial; está basado en el Leaf e+ presentado este mismo año, pero con una potencia aumentada hasta los 227 kW, o 304 caballos. Un salto importante desde los 217 caballos del Leaf e+, y mucho más desde los 150 caballos del Leaf más básico.

Las malas noticias es que Nissan no ha dicho nada de la posible comercialización de este modelo especial. Es seguro que lo que aprenda de estas pruebas se implementará en todos sus futuros eléctricos, pero más allá de eso el futuro de este modelo es un misterio.

Nissan, si nos estás leyendo, tírate a ello. La idea de un coche tan pequeño y con tanta potencia instantánea es demasiado buena como para no hacerla realidad. Puede ser la excusa perfecta para pasarse a los eléctricos.