El laboratorio estadounidense AbbVie obtuvo unos beneficios netos atribuidos de 4.616 millones de dólares (3.839 millones de euros) en el conjunto de 2020, lo que supone un descenso del 41% con respecto al año anterior.

Noticias relacionadas

Parte del descenso de este resultado se debe a los costes y las duplicidades generadas por la adquisición de Allergan, el laboratorio propietario del Botox. La compra se anunció en 2019, pero no fue hasta 2020 cuando AbbVie culminó la compra.

"Hemos completado de forma exitosa la adquisición transformadora de Allergan y cumplido otro año de sólidos resultados en 2020, pese a los desafíos planteados por la pandemia global", ha subrayado el presidente y consejero delegado de la empresa, Richard González.

En lo referente a los ingresos de AbbVie entre enero y diciembre, estos ascendieron hasta los 45.804 millones de dólares (38.092 millones de euros), un 37,7% más, consecuencia de la integración de Allergan.

Con respecto a los datos del cuarto trimestre, el beneficio neto atribuido de la empresa fue de apenas 36 millones de dólares (30 millones de euros), frente a los 2.801 millones (2.329 millones de euros) registrados en el mismo trimestre de 2019. La facturación entre octubre y diciembre fue de 13.858 millones de dólares (11.525 millones de euros), un 59,2% más.