Las compañías farmacéuticas GSK y Medicago han anunciado el comienzo de las siguientes fases -II y III- del ensayo clínico de su vacuna candidata basada en plantas frente a la Covid-19. De hecho, la última fase comenzará antes de que termine este año. El objetivo es evaluar su eficacia, seguridad e inmunogenicidad.

Noticias relacionadas

Este anuncia llega después de los resultados positivos obtenidos en la fase I del estudio. En la fase II/III, las compañías probarán este antígeno para confirmar que la formulación y el régimen de dosis elegidos tienen un perfil de inmunogenicidad y seguridad aceptable en adultos sanos de 18 a 64 años de edad y en sujetos de edad avanzada de 65 años o más.

La parte del estudio clínico de fase II se llevará a cabo en varios sitios en Canadá y, según lo permita la FDA, en Estados Unidos y en una población compuesta por adultos sanos (18-64 años) y adultos mayores (mayores de 65 años).

Se hará un seguimiento de todos los sujetos durante un período de 12 meses después de la última vacunación para evaluar la seguridad y la durabilidad de la respuesta inmune del antígeno candidato.

La parte del estudio correspondiente a la fase III comenzará antes de finales de 2020, en el que se evaluará la eficacia y seguridad de la formulación, en comparación con el placebo, en más de 30.000 sujetos en América del Norte, América Latina y/o Europa.