Nuevo toque de atención de Goldman Sachs a la banca española. El gigante de la inversión acaba de hacer público un informe en el que advierte al sector de un empeoramiento de la calidad del crédito al consumo, impactado principalmente por la ralentización del crecimiento económico. Dicho y hecho. La banca registra caídas de más del 2% en bolsa en una nueva jornada bajista para el mercado.  

Noticias relacionadas

Los analistas de la firma explican que han detectado los primeros síntomas de deterioro en el coste de riesgo ('cost of risk') en el conjunto del sector, una medida que mide las dotaciones para insolvencias sobre el total de créditos a la clientela. Es decir, un indicador que permite a los bancos tener una idea del perfil de riesgo y, cuanto más bajo, menor es el riesgo. 

Goldman Sachs explica que "la moderación del crecimiento empieza a tener impacto material en algunas métricas relevantes para evaluar los perfiles de calidad crediticia de los bancos, en particular el desempleo y la morosidad de consumidores y empresas". En ese escenario, rebaja en un 8% su previsión de beneficio por acción para el conjunto del sector para el periodo 22020-2023.

La entidad también ha recortado los precios objetivos de algunos bancos del Ibex, los que considera más afectados por este escenario de menor calidad en el crédito al consumo. En concreto, el ajuste ha sido de un 5% de media para unas entidades que este 2020 no logran aparcar los números rojos en bolsa. 

Bankia y Bankinter son los más afectados en este sentido. Goldman sitúa ahora su valoración sobre la entidad presidida por José Ignacio Goirigolzarri en 1,67 euros por acción, un 13% menos que el precio objetivo que hasta ahora mantenía para la entidad. Así, los expertos limitan su potencial alcista al 5%, desde los 1,59 euros en los que cotiza la entidad, que este martes caída más de un 2% en bolsa. 

Respecto a Bankinter, el recorte ha sido desde los 6,06 euros hasta los 5,31 euros por acción, por debajo de los 5,8 euros en los que actualmente cotiza el valor. Goldman Sachs también ha rebajado el precio objetivo de CaixaBank hasta los 2,43 euros por acción y mantiene a Banco Santander y a Unicaja como sus favoritos dentro del sector, siendo los dos únicos con recomendación de 'compra'. 

Aún así, también ha recortado los precios objetivos de las dos entidades. En concreto, considera que Banco Santander debería valer 5,12 euros por acción, un 5% por debajo de la estimación anterior. Sin embargo, el dato aún refleja un potencial alcista del 44% para la entidad comandada por Ana Botín desde los 3,54 euros que reflejan su cotización actual. 

En el caso de Unicaja, los analistas estiman un precio objetivo de 1,36 euros, frente a los 0,92 euros que sus títulos rondan actualmente. Aunque Goldman engloba a todo e lsector dentro de su advertencia sobre la calidad del crédito al consumo, sí ha elevado el precio objetivo de dos entidades, con recomendación de 'neutral'. Los analistas sitúan ahora la valoración de BBVA en 6,24 euros, mientras que elevan un 8% la recomendación sobre Sabadell hasta los 0,94 euros por acción.