El próximo Estudio General de Medios (EGM) que se conocerá el 1 de abril tendrá un sabor especial para el núcleo duro del equipo de El Partidazo. Liderados por Juanma Castaño, el programa nocturno de Cope logró el pasado mes de noviembre un sorpasso histórico a El Larguero y por primera vez en 25 años arrebataron el liderazgo al programa de Cadena Ser.

Noticias relacionadas

Desde que hace dos décadas y media José Ramón de la Morena superase a José María García con El Larguero, nadie había podido hacer frente al programa de la emisora del grupo Prisa. De ahí la importancia de mantener el liderazgo de Juanma Castaño en el primer EGM de 2020... y en la Cope lo saben.

Para ello, los directivos de la cadena presidida por Fernando Giménez Barriocanal han querido premiar al equipo de este programa con la única condición de que vuelvan a ser líderes por segundo EGM consecutivo.

Una tarea nada fácil, pero que los directivos de Cope creen que puede ser alcanzable a la luz de las estimaciones que han recopilado en las últimas semanas. Es por ello que han fijado un bonus extraordinario para el equipo más directo de Juanma Castaño a pagar antes del verano, según ha confirmado Invertia.

Estamos hablando de diez profesionales en total incluyendo al propio Juanma Castaño (de una plantilla de 45 personas que incluye colaboradores), los que sacan adelante el programa y que "trabajan doce horas al día", dicen en la emisora.

600.000 euros

El "premio especial" por "hacer historia" se ha firmado en 600.000 euros a repartir entre estas diez personas. La Cope es consciente de que El Partidazo es uno de sus mayores activos y quiere motivarles para mantener el liderato.

No obstante, en el equipo del programa existe cierto escepticismo ya que, aunque saben que han dado lo mejor de sí, el EGM es caprichoso y siempre suele compensar a Prisa tras una gran caída. "Está todo en un pañuelo y si nos bajan 80.000, adiós al liderazgo...y al bonus", dicen en la cadena.

En efecto, las cifras del último EGM indican que El Partidazo de Cope llegó a los 790.000 oyentes en noviembre, un 16% de crecimiento y su máximo histórico. Una cifra que contrastó con los 748.000 de El Larguero de Manu Carreño, que perdió un 9,2% y además registró su peor dato histórico.

Una diferencia de apenas 42.000 oyentes, que deja todo en el aire. En el sector, pocos creen que El Larguero seguirá cayendo, por lo que si El Partidazo no mantiene su récord histórico lo tendrá difícil para seguir siendo líder.

Especulaciones aparte, lo cierto es que el bonus que pone la directiva de Cope sobre la mesa tiene también otro objetivo que va más allá de premiar a El Partidazo por el liderazgo histórico: tiene también que ver con el coqueteo del propio Juan Castaño con Cadena Ser.

Coqueteo con la Ser

Este periódico ya contó que la Ser prepara una sigilosa operación para resucitar El Larguero y tiene en el punto de mira, precisamente, a Juanma Castaño. Las diversas fuentes consultadas por este diario indican que no hay duda dentro de Prisa de que Castaño es el mejor sustituto para Manu Carreño y que gran parte de los problemas de El Larguero se solucionarían fichándole.

La dificultad es que su contratación no es fácil y su desembarco definitivo en la Ser depende de que se conjuguen una serie de acontecimientos pendientes de confirmarse. Pese a que desde la Ser se niega oficialmente que se quiera sustituir a Carreño, la emisora de Prisa encargó un informe a una consultora externa que analizara el éxito de El Partidazo y el declive de El Larguero.

Y la conclusión fue que, si querían recuperar y mantener el liderazgo, solo valía con fichar a Castaño y a todo su equipo, precisamente los diez profesionales que recibirán el bonus de 600.000 euros si es que mantienen el liderazgo de Cope en abril.

Una suerte de blindaje perfecto ante las eventuales tentaciones que puedan llegar de Gran Vía 32 en forma de oferta millonaria para hacer El Partidazo en Cadena Ser. 

En Cope saben que a favor del fichaje juega la excelente relación de Juanma Castaño con Manuel Mirat, consejero delegado de Prisa. Quienes les conocen indican que comen juntos de manera regular y comparten confidencias.

A esta situación se suma el absoluto convencimiento de Daniel Gavela de que la única manera de recuperar la audiencia perdida es volver a las esencias de la Ser, ahora en Cope. Y, en Cope, quieren comenzar a frenar estos movimientos antes de que sea demasiado tarde.