Ryanair ha anunciado este lunes que reduciría un 20% sus vuelos durante los meses de septiembre y octubre. La compañía ha explicado en un comunicado que las reservas se han visto reducidas notablemente en los últimos diez días, por culpa de la continua incertidumbre por lo rebrotes de coronavirus en la mayoría de los países europeos.

Noticias relacionadas

Ryanair confirmó que la mayoría de estos recortes serían reducciones de frecuencia en lugar de cierres de rutas, y que se centrarán en gran medida en países como España, Francia y Suecia, donde el aumento de las tasas de casos recientes de Covid ha provocado un aumento de las restricciones de viaje.

Esta medida es un nuevo mazazo para el sector turístico español, que lleva varias semanas recibiendo malas noticias, y que borra toda posibilidad de recuperar parte de lo perdido en esta temporada de verano.

La decisión del Gobierno de Alemania de incluir a Baleares y al resto de España -salvo Canarias- entre las zonas de riesgo por la pandemia del coronavirus ya acabó de un plumazo la temporada turística en las islas. 

Por tanto, la decisión de Ryanair puede ser un anticipo de las decisiones que podrían comenzar a tomar el resto de aerolíneas, que se han visto muy afectadas desde el comienzo de la pandemia.

Cuarentenas en toda Europa

Tras el fin del confinamiento en julio se esperaban brotes verdes para el sector, pero el aumento de nuevos focos en toda Europa ha acabado con todas las esperanzas de recuperación.

Respecto de este anuncio, Ryanair ha indicado que “estos recortes de capacidad y reducciones de frecuencia para los meses de septiembre y octubre son necesarios dada la reciente debilidad de las reservas debido a las restricciones de la Covid en varios países de la UE".

Ryanair explica que durante las últimas dos semanas, dado que varios países de la UE han aumentado las restricciones de viaje, "las reservas anticipadas, especialmente para viajes de negocios en septiembre y octubre, se han visto afectadas negativamente".

"Las pruebas adecuadas en los aeropuertos y el rastreo efectivo (como se está realizando en Alemania e Italia) es el único método realista y proporcionado para supervisar los viajes aéreos seguros dentro de la UE al tiempo que se limita de manera efectiva la propagación del virus de la Covid-19", concluye Ryanair.