El consejo de administración de MásMóvil considera razonable desde un punto de vista financiero, según reitera además el informe de Goldman Sachs, el precio de la Oferta Pública de Adquisición (OPA) de los fondos KKR, Providence y Cinven sobre el operador español de telecomunicaciones MásMóvil valorada en 2.963,57 millones de euros, a razón de 22,50 euros en efectivo por cada título.

Así lo ha comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) después de que el organismo supervisor autorizara la operación y comenzara el plazo de aceptación de la oferta.

En concreto, el consejo de administración de Másmóvil ha emitido un informe de valoración positiva de la oferta. Todos los miembros han votado a favor, a excepción de John Hahn, que representa indirectamente a los fondos de Providence que participan en el consorcio que controla a la sociedad oferente, quien ha declinado participar en las deliberaciones de dicho informe y en su aprobación.

Asimismo, todos los miembros del consejo de administración han manifestado su intención de aceptar la oferta con todas sus acciones, a excepción de Rafael Domínguez de la Maza, titular directo de 35.000 acciones de la firma y consejero dominical del accionista indirecto Indumenta Pueri, titular (a través de Global Portfolio Investments) de 10.831.968 acciones representativas de un 8,25% del capital de la sociedad.

No obstante, según explican fuentes financieras, "esto no significa que no pueda cambiar de opinión y vender más adelante o durante el proceso de exclusión de bolsa".

Asimismo, el consejo ha decidido por unanimidad aceptar la oferta con relación a las acciones propias que Másmóvil tiene en autocartera que ascienden a 348.525 títulos, representativas del 0,265% de su capital social. El apoyo del consejo llega después de la aprobación de la CNMV, lo que deja el camino despejado para que la OPA se materialice.

De hecho, el mercado ya está reflejando la alta probabilidad de que llegue a buen puerto dado que la cotización de los últimos días se encuentra en niveles del precio de la oferta, según explican fuentes del mercado.

El consejo de la CNMV acordó a finales de julio autorizar la OPA lanzada el pasado 1 de junio por Lorca Telecom BidCo, instrumento creado por los tres fondos de inversión para adquirir el 100% del capital social del operador, compuesto por 131.714.565 acciones, y que ya fue admitida a trámite el pasado 12 de junio.

En un comunicado, la CNMV señalaba que el consejo entendía "ajustados sus términos a las normas vigentes" y consideraba "suficiente el contenido del folleto explicativo presentado tras las últimas modificaciones registradas con fecha 27 de julio de 2020".

Asimismo, consideraba que la contraprestación de la oferta de 22,50 euros por acción está "suficientemente justificada" a efectos de lo previsto en los artículos 9 y 10 del Real Decreto 1066/2007, de 27 de julio, sobre el régimen de las ofertas públicas de adquisición de valores y en el artículo 137.2 del texto refundido de la Ley del Mercado de Valores.

Exclusión de la bolsa

Según fuentes financieras, con esta aprobación de la OPA, el regulador da el visto bueno a la operación y al precio fijado y está conforme con la intención manifestada por los fondos oferentes en el momento del anuncio de la operación de excluir de cotización las acciones de MásMóvil. Para ello, los fondos oferentes solo necesitarían una mayoría simple en la junta de accionistas para poder conseguir la exclusión.

"Teniendo en cuenta que la OPA está sujeta a un nivel mínimo de aceptación del 50% de las acciones más una, la exclusión es algo que se podría dar por hecho", inciden las fuentes.

La OPA de los fondos, que ha sido negociada de forma amistosa con el consejo de administración y el equipo gestor, cuenta desde su anuncio con el respaldo del 30% del accionariado actual, entre los que se encuentra el 21% en manos de inversores españoles y el 9% de Providence.

Entre estos inversores se encuentran Onchena, que es actualmente el mayor accionista de MásMóvil con un 13,2% del capital, así como Key Wolf e Inveready, que poseen un 5,03% y un 2,09% de la empresa, respectivamente.

Tras la OPA, el objetivo de los fondos es excluir a MásMóvil de cotización en bolsa, lo que, aseguran, permitirá a la compañía poder implementar el plan de negocio con visión a largo plazo sin la presión de las fluctuaciones en los mercados.