Cimic, la filial australiana de ACS, ha vendido el 50% de la minera Thiess al fondo de inversión estadounidense Elliott por un importe máximo de 1.900 millones de dólares australianos, unos 1.150 millones de euros al cambio actual.

Noticias relacionadas

Según la empresa australiana controlada al 76,7% por Hochtief, la operación activará unas plusvalías valoradas en 1.400 millones de dólares (850 millones de euros). Hochtief es la constructora alemana participada al 50,4% por ACS y al 18% por la italiana Atlantia, de la familia Benetton.

"Este acuerdo de venta refleja la importancia estratégica continua de Thiess como actividad central de Cimic; capitaliza las sólidas perspectivas para el sector minero y, junto con Elliott, buscaremos oportunidades de mercado en línea con la estrategia de crecimiento y diversificación de Thiess", ha asegurado el consejero delegado de Cimic, Marcelino Fernández Verdes.

Control de ACS y Cimic

A través de toda esta cadena de filiales, ACS mantiene una participación indirecta del 37% sobre la empresa vendida, por lo que la operación le generará unos ingresos después de impuestos de unos 315 millones de euros.

No obstante, Cimic mantiene el otro 50% de su participación en Thiess --la minera más grande del mundo según la compañía-- valorada actualmente en 2.150 millones de dólares (1.300 millones de euros), de los que unos 500 millones corresponderían indirectamente a ACS.

Recompra y salida a Bolsa

La operación incluye una opción de recompra por parte de Cimic de la participación ahora vendida, asegurándole el precio actual de venta en caso de que en el futuro la capitalización de la empresa sea menor a la de ahora. También plantea una posible salida a Bolsa o la venta a un tercero.

Cimic defiende en un comunicado que esta transacción permitirá reducir el balance de 'factoring' aproximadamente en 700 millones de dólares (423 millones de euros), así como de contratos de arrendamiento en unos 500 millones de dólares (300 millones de euros).