Una de las aerolíneas del Golfo que más poder acapara fuera de sus fronteras es Qatar Airways. El grupo aéreo acaba de ampliar su participación en el holding IAG hasta el 25,1%. Pero no es la única compañía aérea en la que participa a través de una estrategia de expansión geográfica que, en algunos casos, no siempre ha salido bien.

Noticias relacionadas

Concretamente, la compañía con sede en Doha está relacionada con una de las últimas quiebras que ha protagonizado el sector aéreo, la de Air Italy. La aerolínea regional que alguna vez aspiró a competir con la aerolínea nacional italiana Alitalia en el mercado nacional no ha conseguido mantener el vuelo.

La italiana se fusionó en 2018 con Meridiana, en la que Qatar Airways alcanzó un 49% de sus acciones en 2017. De esta forma, Air Italy, fundada en 1963, anunció el despido de sus 1.450 empleados como último paso antes de cesar por completo sus operaciones. Y las propiedades de la compañía serán liquidadas para pagar su deuda.

El mercado aéreo italiano siempre ha interesado a las aerolíneas del Golfo. Ethiad Airways también contaba con una importante participación en Alitalia, aerolínea para la que el Gobierno italiano busca una solución ante la elevada deuda que contrae y la negativa de Ethiad de seguir invirtiendo. Ethiad también cuenta como fracasos su participación en Air Berlin y Jet Airways; ambas quebradas.

Por otro lado, Qatar Airways posee el 10% de Latam y el 5% de China Southern Airlines, según datos recogidos por Thomson Reuters Eikon. Dos gigantes aéreos dentro de su ámbito geográfico. Además, forma parte de una alianza global Oneworld junto a Latam y las aerolíneas de IAG, Iberia y British Airways.

IAG levanta el veto

En 2015, Qatar Airways aterrizó en IAG con una participación del 9,99% tras una operación que alcanzó los 1.520 millones de euros. El grupo llegó a alcanzar el 21,4% hasta el pasado miércoles, que aumentó su participación al 25,1% por 550 millones de euros a precios de mercado.

Nuestra inversión hasta la fecha ha sido muy exitosa y el anuncio del incremento de nuestra participación es una prueba de nuestro continuo apoyo a IAG y su estrategia”, afirma el CEO del grupo Qatar Airways, Akbar Al Baker.

Esta operación se ha realizado gracias a la decisión de IAG de levantar el límite de participación de accionistas no UE tras tener que tomar esta decisión para rebajar la participación extranjera por debajo del 50% que exige Bruselas.