Existe ruido en el sector, pero el presidente de la CNMC, José María Marín Quemada, insiste en que las circulares se aprobarán, y lo harán a tiempo. Así lo recalcó este lunes ante representantes de empresas y asociaciones del sector energético, reunidas en el Club Español de la Energía (Enerclub).

Noticias relacionadas

Una reunión en la que Marín Quemada volvió a dejar clara la postura del regulador, incidiendo en que los textos contemplan una retribución "razonable" para las compañías -algo en lo que sobre todo las gasistas no están de acuerdo- y en que la intención de la CNMC es cumplir con el calendario marcado. Antes del 1 de enero, insisten, estarán todas las circulares aprobadas.

En el encuentro, no obstante, no hubo lugar para la negociación ni la discusión. No lo fue pese a que en ella estuvieron presentes representantes de primer nivel de las grandes compañías y asociaciones del sector energético.

"La reunión tiene valor porque se produce al final del camino y permite constatar cómo va la historia, pero fue una reunión de reafirmar posturas", cuentan a este periódico fuentes conocedoras del encuentro.

Poco margen

La sensación para muchos de los asistentes, de hecho, es que ya queda poco margen para modificar los textos, que en estos días han tenido en cuenta -o no- las alegaciones enviadas por empresas y asociaciones.

Según el calendario de la CNMC, estaba previsto que el pasado día 1 se adoptaran cuatro de las 13 circulares, entre las que se encontraban las más polémicas. No obstante, de momento en el Consejo de Estado hay solo cinco en total, contando con las primeras cuatro que ya se adoptaron a mediados de septiembre.

El borrador hecho público por el regulador propone un recorte del 17,8% de la retribución que reciben las empresas por la distribución de gas y del 7% de la retribución de electricidad. Pero además, que el transporte de electricidad y gas, que realizan Red Eléctrica y Enagás, tendrán un recorte de 8,2% y 21,8%, respectivamente.

Red Eléctrica pide tiempo

Las compañías más afectadas, no obstante, están lejos de tirar la toalla. Este mismo lunes, Red Eléctrica remitía una carta al organismo que preside Marín Quemada pidiéndole que extienda el plazo para ampliar las circulares.

En concreto, la compañía que preside Jordi Sevilla considera que el plazo marcado legalmente es "inasumible si, como todas las partes desean, se aspira a desarrollar un nuevo modelo regulatorio con mayor consenso, seguridad jurídica, estabilidad y predictibilidad".

Por el momento, no parece que la CNMC tenga intención de modificar los plazos, ya que su postura sobre cumplir con el calendario ha sido hasta el momento inalterable. Sin embargo, tendrán que jugar a su favor los tiempos del Ministerio de Economía, primero, y del Consejo de Estado, después, además de los de sus propios técnicos.