Región

Unión por una armonización fiscal para respetar el principio de "igualdad"

18 enero, 2017 14:55

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, ha coincidido con el secretario general de Comisiones Obreras (CCOO) en la Comunidad, Ángel Hernández, y el presidente de la Confederación de Organizaciones Empresariales de Castilla y León, Santiago Aparicio, han coincidido en abogar por una armonización fiscal entre comunidades autónomas para "respetar el principio de igualdad entre todos los españoles que consagra la Constitución".

Así lo han señalado en declaraciones a los medios de comunicación instantes antes de participar en la jornada 'Financiación Autonómica. Nuevos Retos' organizada este miércoles en Arroyo de la Encomienda por el Colegio de Economistas de Valladolid (Ecova).

En concreto, Del Olmo ha defendido que "no puede haber competencias fiscales injustas" entre autonomías, aunque ha invitado a no mirar sólo a la Comunidad de Madrid, sino también a los regímenes forales que "fueron blindados" por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

De este modo, la consejera ha apostado por "cierta homogeneidad fiscal" con unos "ingresos mínimos y coordinados" entre regiones a la hora de establecer los tributos, de forma que todas "contribuyan de acuerdo con su capacidad económica", según establece la Carta Magna.

"No es una utopía, es necesario abordarlo en la próxima reforma del modelo de financiación autonómica", ha significado, tras lo que ha sugerido, a la hora de hacerlo, que "si alguien puede bajar tanto los impuestos" en su comunidad, es que "no necesita el dinero" para cubrir los servicios que presta.

Del Olmo ha enfatizado que se trata de un asunto "de la máxima trascendencia" y ha añadido que "ya era hora" de iniciar la reforma de un modelo que actualmente "es malo" para Castilla y León, pues le supone un déficit de 400 millones de euros a la hora de hacer frente a la prestación de los servicios que le corresponden.

"El actual no tiene en cuenta el coste de nuestros servicios, que es mayor por la dispersión de la población. El nuevo tiene que hacer por fin un estudio de esos costes", ha afirmado para después advertir de que "siempre ha habido mucha oportunidad política y poco cálculo económico" al abordar esta cuestión.

Modelo "oscuro y opaco"

Así, ha recordado que con el modelo de 2002 Castilla y León percibía un 7,3 por ciento del total de recursos a repartir entre comunidades, mientras que con el actual pasó a quedarse con un 6,5, por lo que ha acusado a éste de ser "oscuro y opaco".

Por su parte, Ángel Hernández ha advertido de que cualquier reforma del modelo de financiación autonómica "será papel mojado" si no va a acompañado de una reforma fiscal. "Sea cual sea el modelo, sin más ingresos da igual", ha añadido en declaraciones recogidas por Europa Press.

Tras reconocer que el actual sistema de financiación "no da ya para muchos parches", ha subrayado que son necesarios "más ingresos" y ha negado que se trate de un "problema de gasto", puesto que "España está ocho puntos por debajo de la media europea en recaudación y cuatro por debajo en gasto". "Los empresarios no quieren pagar ni un céntimo más mientras los ciudadanos piden más servicios y los políticos prometen bajar impuestos", ha lamentado el líder regional de CCOO.

En cuanto a la cuestión de la armonización fiscal, Ángel Hernández ha emplazado a fijar un mínimo de ingresos y una contribución "en función de la capacidad de cada uno", al tiempo que ha criticado a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, por ir "de sobrada" a la Conferencia de Presidentes "como si en Madrid no hubiera listas de espera o barracones en los colegios" y "hacer lo que critica a otros", en alusión a Cataluña.

No obstante, Pilar del Olmo ha puntualizado que "no necesariamente hay que subir los impuestos", sino desarrollar unas políticas económicas "adecuadas" que permitan incrementar la actividad y el empleo, lo que redundaría en un incremento de los ingresos.

Sin dejar este asunto, el presidente de Cecale ha considerado "una prioridad" la armonización fiscal y ha pedido que "cada comunidad autónoma sea consecuente con los gastos" y los "evalúe bien" para "ver de lo que pueden disponer para no incurrir en déficit", a partir de lo cual "no tendría que ser difícil llegar a un acuerdo".

Copago sanitario

En este sentido, Santiago Aparicio ha aseverado que "hay unos ingresos muy alejados de los gastos" y ha apostado por abordar y estudiar la posibilidad de establecer el copago sanitario, más allá del farmacéutico".

"España y Dinamarca son los únicos países de Europa que no tienen ningún tipo de copago sanitario, pero Dinamarca es un país 'happy' con pleno empleo mientras aquí los ingresos no llegan", ha advertido, tras lo que ha sugerido limitarlo en tramos en función de los recursos de cada uno y ha aclarado que "no pasa nada por estudiarlo", pues "tanto Francia como Alemania e Italia lo tienen".

"No se trata de imponerlo a machamartillo, sino de abordarlo", ha insistido, tras lo que ha asegurado que proponerlo "no es nombrar a la bicha, ni es antidemocrático o fascista", como le han llegado a decir, según ha manifestado.