Electrónica

Así llegan las (escasas) maravillas electrónicas españolas a la mayor feria del sector

Sólo ocho compañías acuden este año a la IFA en Berlín, la mayor feria industrial de la electrónica y la tecnología.

Feria IFA de tecnología y electrónica en Berlín.

Feria IFA de tecnología y electrónica en Berlín.

  1. Empresas tecnológicas
  2. Electrodomésticos
  3. Berlín
  4. José Manuel García-Margallo
  5. Internet de las cosas

“Poca, muy poca”. Así describen fuentes diplomáticas españolas la presencia este año de empresas de nuestro país en la Internationale Funkaustellung Berlin (IFA), la mayor feria de la industria de la electrónica y la tecnología. La cita se desarrolla desde el viernes en la capital alemana. Apenas ocho compañías de España cuentan con un puesto para exhibir sus productos en una muestra donde suelen brillar presentando novedades gigantes de la tecnología como las japonesas Sony o Panasonic, las surcoreanas LG Electronics o Samsung, la alemana Siemens o la estadounidense Microsoft.

Al margen de los adelantos que puedan presentar estos días esas grandes multinacionales, el puñado de firmas españolas desplazadas a Berlín llegan con las ideas claras. Al menos así ocurre en lo que a toca al sector de los pequeños electrodomésticos, donde mayoritariamente se mueven estas empresas.

“Hay que venir a este tipo de ferias con ambiciones y sin complejos”, dice a EL ESPAÑOL Leo Irigoyen, responsable de exportación de B&B Trends, una empresa afincada en Barcelona líder en el sector del calor textil en España que está expandiéndose en los sectores de bienestar, belleza y cuidado personal. “Este puesto de exposición es el doble del que teníamos el año pasado, pero será la mitad del que tendremos el año próximo”, añade, aludiendo a su lugar de trabajo en la IFA. Daga, una de las marcas de B&B Trends, “es el sinónimo de almohadilla eléctrica en España”, reivindica Irigoyen.

En los últimos tres años, el número de empresas españolas presentes en este evento de relevancia mundial no superó la decena

Por su parte, Alfons Andreu, responsable de exportación del fabricante de electrodomésticos Taurus, con sede en Lérida, reconoce a este periódico que en la presente edición de la IFA “hay pocas empresas españolas en comparación con marcas alemanas o inglesas, pero estamos por crecer aún”. El Grupo Taurus acude a la IFA con todas sus marcas, aunque las más visibles en el stand son los productos de Taurus y Solac.

En los últimos tres años, el número de empresas españolas presentes en este evento de relevancia mundial no superó la decena. En 2015 apenas media docena de compañías hicieron acto de presencia y en 2014 se contaron nueve. Este año hay ocho. No lejos del puesto de Irigoyen, Maria Luisa Cabrerizo, responsable de marketing y exportación de Jata, un fabricante e importador español de pequeños electrodomésticos, apura para poner a punto el espacio expositivo del octavo pabellón de la IFA. Su producto estrella son las planchas de asar.

UNA CITA OBLIGADA

“Sólo ahora comienza a ser obligatorio para los fabricantes de electrodomésticos venir a la IFA, que es una feria que ha estado compitiendo por ofrecer un espacio a este sector con otras ferias, como la de Colonia o la de Fráncfort”, explica Cabrerizo a este diario. Andreu, el responsable de Taurus, entiende, sin embargo, que no es “estratégico” el venir aquí. “Hoy día las nuevas tecnologías permiten que la comunicación sea mucho más rápida, las ferias son un lugar donde estar, pero ahora no ocurre como hace veinte o treinta años, cuando te lo jugabas todo en la feria”, relativiza Andreu.

Interior de la feria IFA, en Berlín.

Interior de la feria IFA, en Berlín.

Rodeado de los aparatos de cocina que desvela Taurus estos días en Berlín, entre ellos un robot de cocina inteligente – el Mycook Touch, que dispone de conexión Wi-Fi y que ofrece “smart cooking”, según los términos de la empresa –, Andreu ve a España “dando pasos” hacia una mayor visibilidad en este tipo de eventos internacionales. Sin embargo, en la IFA, una feria capaz de mover miles de millones de euros en pedidos (4.350 millones en 2015), “los verdaderos protagonistas son las marcas que vienen de Estados Unidos, Japón, Corea del Sur, Taiwán, sin olvidar a China”, subraya en declaraciones a este periódico Peter Neven, director de la Asociación Alemana del Sector de Ferias y Exposiciones.

los verdaderos protagonistas son las marcas que vienen de Estados Unidos, Japón, Corea del Sur, Taiwán

“La economía española no está estructurada de modo que a la IFA, que está muy centrada en la electrónica de entretenimiento, puedan venir muchas empresas con un producto demandado a nivel mundial”, plantea Neven. En la ITB Berlín, la mayor feria del mundo de turismo, hubo hasta 306 representantes españoles el año pasado. En Fruit Logistica, una feria anual de productos frescos que también acoge la capital alemana, movilizó a 285 firmas españolas en 2015. A la última ProWein, una feria internacional de la industria del vino y espirituosos que se celebra en Düsseldorf, acudieron más de medio millar de empresas españolas.

LA OLA DEL 'INTERNET OF THINGS'

Con todo, a compañías como Taurus no se les escapa que “el sector del pequeño electrodoméstico está en plena ebullición” a través de la incorporación “del concepto IoT (Internet of Things) a nuestro sector”, según afirman responsables de marketing del Grupo Taurus consultados por este periódico. Aluden así a las prometedoras innovaciones que ofrecen en el ámbito doméstico las tecnologías de la telefonía móvil e internet.

En este sentido, B&B Trends ofrece en la IFA la ampliación de su familia de dispositivos de seguimiento médico de la marca Life Vit. “Es una apuesta dentro del ámbito de la salud digital, que está muy en boga, que aportan tecnología e innovación a través de una aplicación para Android 100% hecha en España”, expone Irigoyen. La conectividad de los termómetros, pulsómetros, pulseras y otros dispositivos de Life Vit “muestra que en España se están haciendo cosas que tradicionalmente asociamos a otras compañías tecnológicas”, abunda Irigoyen.

Aún así, es muy probable que, para el gran público, esos productos no causen el impacto que se espera generen estos días compañías que han sido noticia por sus novedades incluso antes de que la IFA abriera sus puertas el viernes. Ocurre así con la surcoreana Samsung, que ha presentado en el marco de la muestra una lavadora-secadora que se puede rellenar con ropa aún estando en funcionamiento. Dicha firma también ha dado que hablar aquí por su televisión sin mando, pues es controlada por Bluetooth, mientras que la taiwanesa Acer ha desvelado su modelo Predator 21X. Es el primer ordenador portátil con pantalla curva.

A la sombra de presentaciones como esa, las empresas españolas les toca dejarse ver y ofrecer novedades sin pensar demasiado en competir con esos gigantes tecnológicos y en que vienen de una “economía convaleciente”, según decía el jueves en su reciente visita a Potsdam, a escasos kilómetros al suroeste de Berlín, el ministro de Asuntos Exteriores en funciones Jose Manuel García-Margallo.