Constructoras

Segundo golpe a OHL en dos semanas: Fitch le rebaja la nota y la acción cae en bolsa casi un 4%

La constructora reitera que el consenso del mercado otorga un precio objetivo un 60% superior a la cotización actual de su acción.

Fitch se suma a Moody´s y rebaja la nota a OHL.

Fitch se suma a Moody´s y rebaja la nota a OHL.

  1. OHL
  2. Constructoras
  3. Fitch
  4. Bolsa
  5. Cotizaciones bolsa

Nuevo golpe a OHL en dos semanas. Primer fue la agencia de calificación Moody´s que rebajó la valoración de la compañía. Hoy ha sido Fitch la que ha recortado un escalón la nota de la compañía de construcción y servicios. La reacción en bolsa no se ha hecho esperar: ha caído casi un 4%.

Fitch ha decidido bajar un escalón la nota de la deuda de OHL de 'BB-' hasta 'B+', con perspectiva negativa, que profundiza aún más la calificación en el 'bono basura'. La firma contempla un "considerable riesgo" de que el grupo logre ejecutar las medidas planteadas para sanear su cartera de proyectos y reducir su deuda. Apunta a un eventual nuevo recorte en caso de la compañía no pudiera abordar el grueso de la estrategia a corto plazo diseñada para lograr una estabilización.

Ese plan de la compañía pasa, en su mayor parte, por dos grandes desinversiones que generarán 300 millones de euros. Una es el 40% en el 'Proyecto Canalejas'y otra es el resort turístico de México 'Mayakoba'.

La acción de la empresa ha cerrado por cuarta jornada consecutiva en rojo. Se ha dejado casi un 4% en bolsa, colocando el precio en mínimos desde finales de agosto. Pierde la barrera de los 2,5 euros.

La posición de la empresa

La constructora recuerda que el nivel al que ha dejado Fitch el rating está tres escalones por encima del otorgado por Moody´s. Y a diferencia de ésta última, OHL entiende que lleva a cabo una valoración global "en la que destaca la reducción del volumen de deuda y la mejora del perfil del riesgo de la misma".

Más allá de estos argumentos, la empresa reivindica que los analistas siguen dando mucho más valor a la empresa del que se refleja en el comportamiento en bolsa. En concreto, recuerda que el consenso de analistas en Bloomberg sitúan su precio objetivo en 4,25 euros, con un potencial de revalorización del 60% respecto a la cotización actual.

Hace algo más de una semana, la compañía se vio obligada a calmar los ánimos de los inversores reiterando sus fortalezas financieras. Defendió que acabará el año con una deuda neta de 2 veces su Ebitda y resalta la reducción de la deuda lograda con las desinversiones en Abertis y en el Metro Ligero Oeste, con unas plusvalías conjuntas de casi 410 millones de euros.

La compañía revivió sus peores fantasmas con una nueva rebaja de Moody's que, según ellos, es “desmedida y sin precedentes”. ¿Qué ponía en duda la agencia de calificación? Los resultados de los nueve primeros meses del año. El descenso en la división de construcción y en su flujo de caja fueron los factores que pesaron en su decisión.