El ecosistema de las start-ups ha tenido también su propio espacio en la primera jornada del 'Wake Up, Spain'. No podía faltar a la cita el Alto Comisionado para la España Nación Emprendedora, Fransico Polo.

Noticias relacionadas

Polo aprovechó la ocasión para recordar el potencial innovador español, "del que tenemos que sentirnos orgullosos". El Alto Comisonado recalcó que el Gobierno trabaja en una estrategia "para que en 2030 España sea una nación emprendedora, que el emprendimiento se apalanque en los grandes sectores tractores". 

La Estrategia Nación Emprendedora, presentada recientemente, "pretende generar un nuevo modelo económico basado en tres pilares", dijo.

Polo sitúa en la cúspide el emprendimiento. Es decir, "acelerar las inversiones, retener el talento, aumentar las oportunidades de escalabilidad y convertir a la administración pública en un apoyo y en un ente impulsor".

En la parte intermedia, según comentó, "encontramos a las empresas y sectores tractores". En la base, finalmente, "estarían las políticas transversales para la inclusión, que cierren brecha de género, territorial y digital".

La estrategia contará con un presupuesto de gran magnitud (1.560 millones de euros para 2021 procedentes del plan de recuperación y resiliencia). Y concluyó: "El momento es ahora".

Tras esta intervención del Alto Comisionado, Francisco Estevan, CEO de Innsomnia, dio paso a un interesante debate sobre el papel que el ecosistema emprendedor puede jugar en el contexto de la recuperación económica del país.

Sobre las palabras de Polo, Silvia Bruno, directora de Elewit (filial tecnológica del Grupo Red Eléctrica), destacó que "nuestra compañía está alineada con lo que se está haciendo. Queremos apoyar al sistema y solucionar los problemas complejos".

Otro de los ponentes en esta mesa fue Sacha Michaud, cofundador de Glovo, que resaltó que estrategias como la mencionada "son supernecesarias". Puso como ejemplo el trabajo que se está haciendo en Francia o Portugal y reveló que "necesitamos la ayuda de la administración pública".

Otra de las empresas presentes en el debate fue MESBook. Su socio fundador, Diego Sáez, remarcó que "cualquier startup es espartana, el secreto es gestionar la escasez y no contar con nada más". Y fue crítico: "La realidad es que vemos un excesivo pragmatismo. Se nos da un tratamiento como si fuéramos empresas consolidadas y solo somos startups. En ocasiones, la realidad no es la que se quiere hacer ver".

Una de las aceleradoras más potentes, Lanzadera, ubicada en Valencia, ahondó en las palabras de Sáez. "Lo que falta es llevar esto a la acción. Los emprendedores somos gente de acción y queremos ver como se lleva a cabo, que se pase de las palabras a los hechos", dijo el director general, Javier Jiménez. Aunque también puso sobre la mesa un problema cultural. "A mí hay una cosa que me choca mucho, pregunto cuánta gente hay que quiera ser empresario entre los jóvenes y el resultado es preocupante".

La figura del emprendedor

Para ello, reivindicó que "hace falta poner en valor la figura del empresario. Hay que ayudar a poner en valor esta figura".

Fernando Pavón, CEO de Gamco, también recordó que cuando Polo habla de una estrategia con la vista puesta en 2030, "para las startups eso es un futuro muy lejano, porque queremos algo ahora". En este sentido, indicó que "la ley favorece si es buena, por supuesto, pero lo que hay que cambiar es la cultura y favorecer que la gente que quiera emprender, que emprenda".

¿Cuáles son las recetas para contribuir al crecimiento del ecosistema de las startups? Desde su ejemplo propio, Michaud (Glovo) admitió que "mas allá de rondas de financiación exitosas o no, hay que tener mucha ambición de crecer y tener claro que hay que arriesgar y arriesgar quiere decir que puedes fallar".

El papel de las aceleradoras, en este sentido, son clave. "Nuestro rol es convertir sueños en realidades empresariales", explicó Javier Jiménez desde Lanzadera.

"En este país hay mucho talento y se trata de apoyar a emprendedores. Gran parte de nuestras startups son una idea y nada más y necesitan un apoyo por ejemplo en contabilidad. Ponerles en contacto con una corporación, una primera ayuda económica... Es esa nuestra labor", explicó.

Lanzadera reconoce que allá por el año 2012 hubo un boom de aceleradoras pero lo importante es "hacer bien el trabajo". Eso sí, reconoció, tras una reflexión de Fran Estevan, que muchas de estas aceleradoras han mutado a modelos híbridos como vehículos de inversión.

Al respecto, la directora de Elewit remarcó que en muchas ocasiones se busca y se consigue un win win en la relación entre la gran corporación y una startup. "Nosotros hace año y medio, ante la magnitud de los retos, creamos Elewit como vehículo independiente donde concentramos toda la innovación que estaba haciendo el grupo Red Eléctrica", avanzó antes de explicar que la compañía valida tecnología disruptiva a aplicar para solucionar ciertos problemas y que fomenta el crecimiento de las startups gracias a su venture capital.

Desde Gamco, Fernando Pavón quiso destacar la importancia de saltar de un sector a otro y puso como ejemplo el trabajo con inteligencia artificial. "Una innovación funciona bien si tengo una estrategia en mi compañía y marco las reglas". Además, reseñó cómo la inteligencia artificial puede ayudar a crecer a pymes.

Los fondos europeos

¿Y los fondos europeos? ¿Van a llegar a las startups? La opinión es generalizada. Diego Sáez, de MESBook, se inclina a pensar que "no se puede vivir de las ayudas". Los fondos, dijo, "los captaremos a través de nuestros clientes".

Más claro aún fue Sacha Michaud, cofundador de Glovo. "No creo que las startups lo estén contemplando, ni si quiera sé si podrían saber en qué consisten", resaltó.

Fernando Pavón, desde Gamco, mantuvo el mismo argumento: "No contemplamos la llegada de esos fondos. El retorno es el que nos dan nuestros clientes, no queremos estar a verlas venir".

En Lanzadera, según reveló Javier Jiménez, "queremos que la inspiración nos pille pintando". 

El hecho de que Elewit combine respeto por el medio ambiente y digitalización e innovación -dos grandes ejes de los fondos- hace que, según reconoció "sí que estemos trabajando en esta línea".