El Español
Economía
|
Empresas

La gallega Castrosúa lanza el primer autobús eléctrico 100% configurable y anti-Covid

Amplios espacios, una canalización especial del aire acondicionado o la sustitución de los pulsadores de parada por sistemas fotoeléctricos reducirán al mínimo el contacto físico entre los pasajeros, ayudando a la minimización de los contagios
Modelo Nelec
Castrosúa
Modelo Nelec

De la mano de Scania la compañía gallega de fabricación de carrocerías para autobuses urbanos Castrosúa ha creado un nuevo modelo totalmente 100% configurable y eléctrico, que satisfará las necesidades actuales del mercado a la vez que respeta el medio ambiente.

Esta carrocería comenzó a diseñarse a principios del pasado 2020, por lo que, aseguran desde la compañía, "se ha podido adaptar el diseño perfectamente a las nuevas necesidades del mercado", como pueden ser las exigencias con respecto a medidas de seguridad frente a contagios de Covid-19.

Desde Castrosúa cuentan que esta es la primera vez que diseñan una carrocería desde cero, pues siempre se basaban en modelos anteriores y sobre ellos iban trabajando: "claro que hemos implementado tecnologías e ideas que estaban funcionando bien en otros modelos, pero esta vez hemos intentado empezar de cero para crear un autobús totalmente nuestro".

Este nuevo diseño se ha realizado por completo con tecnologías 3D, lo que acelera y facilita las reparaciones o la fabricación de nuevas piezas. "La gran ventaja de esto es que, como el diseño se ha hecho por completo en 3D, podemos ser muy ágiles a la hora de hacer cambios en la carrocería y ser más rápidos a la hora reparar algún vehículo en funcionamiento".

Este nuevo vehículo, llamado Nelec, dispondrá de amplios espacios en los que podrían llegar a viajar hasta 97 personas, aunque al ser totalmente configurable se puede reducir el número de butacas para reducir el aforo total del autobús.

Además de implementar sistemas que ya funcionaban en otros modelos de la marca, en esta ocasión se han diseñado sistemas específicos de seguridad como el frenado automático o el sensor de aviso de cambio de carril, tecnologías que los autobuses actuales no están obligados a incorporar.

Medidas anti-Covid

Otra de las ventajas de este nuevo diseño es que, como se creó tras la llegada de la pandemia, se han planteado una serie de tecnologías a bordo que facilitarán el control y minimización de contagios. La primera innovación es una canalización específica del circuito de climatización, que facilitará el intercambio de aire entre el interior y el exterior del vehículo.

Su innovador diseño también cuenta con la posibilidad de instalar dos o tres puertas, lo que en estos momentos supone una ventaja a la hora de minimizar las aglomeraciones en la salida o entrada del vehículo.

Dispensador automático de hidrogel en los autobuses Nelec

Una medida que ya se está aplicando y que se incorporará a este nuevo modelo es la colocación de dispensadores de gel hidroalcohólico automáticos o la colocación de mamparas que separen al conductor de los pasajeros. Estas mamparas, dicen desde la empresa, "ya se fueron implementando en modelos existentes a medida que los clientes lo iban solicitando", modificando vehículos que ya estaban en funcionamiento para garantizar la seguridad de los conductores.

También se podrán instalar pulsadores alternativos a los actuales "botones de parada", que requieren contacto físico directo: existen los pulsadores de pie o incluso sensores fotoeléctricos que permiten "pulsar" sin contacto, siendo estos un diseño exclusivo de Castrosúa.

No obstante, se han presentado otras innovaciones como medidores automáticos de la temperatura del pasaje, con detector de mascarillas incorporado. Se pueden colocar alfombrillas desinfectantes o también se pueden instalar superficies que dificultan la adherencia del virus y que facilitan a su vez la limpieza y desinfección.

¡Síguenos en Facebook!
Economía