El Español
Cultura
|
Conoce Vigo

El museo de Salvaterra de Miño (Pontevedra) que desvela la ciencia del vino

El Castillo de Doña Urraca, en Salvaterra do Miño, acoge la exposición sobre vitivinicultura "más didáctica" de la Península Ibérica, con paneles, juegos y vídeos que desentrañan todos los secretos de esta bebida tradicional
Museo de la Ciencia del Vino
concello salvaterra do miño
Museo de la Ciencia del Vino
Ofrecido por:

Uno de los símbolos de Galicia es el vino. La cultura vitivinícola está arraigada a nuestra tierra, está en el ADN de la comunidad. Ya en el siglo III los romanos dejaron restos de producciones vinícolas en Castrelo do Miño, pero fue en la Edad Media cuando se produjo la gran implantación de estos cultivos. El papel de las instituciones eclesiásticas fue clave: poseían las tierras donde era posible plantar la vid, los conocimientos y la necesidad de preparar vino para las misas (y también para venderlo).

Como explican en la página oficial del Albariño, muchos monjes cistercienses llegaron a Galicia a través del camino de Santiago, sobre todo desde Francia. Otra gran parte de ellos vinieron acompañando a la dinastía Borgoña, que celebraba el casamiento de Raimundo de Borgoña con la reina Urraca. Ellos, los monjes, fueron quienes promovieron la producción de la vid y el vino desde sus monasterios; por ejemplo, el de Santo Estevo de Ribas de Sil.

El nombre de la reina Urraca está muy relacionado con una de las mayores entidades que celebran y difunden la viticultura y la enología a día de hoy en Galicia (y España): el Museo de la Ciencia del Vino, en Salvaterra do Miño. Este espacio está establecido en el castillo de la reina, que data del siglo XI.

Fortaleza del castillo de doña Urraca en Salvaterra. Foto: Turismo Rías Baixas

Un museo interactivo

El 25 de febrero de 2019 abrió sus puertas el Museo de la Ciencia del Vino, en Salvaterra de Miño. Desde el Museo explican que está dedicado a un público adulto, interesado en el mundo del vino y "en la historia de nuestro concello y de nuestra arquitectura", así como a las personas que quieren conocer "nuevos territorios vitivinícolas".

La afluencia del Museo proviene en su mayoría de Galicia, aunque acude mucha gente de otras partes de España (destacan Madrid, Castilla y León y Castilla-La Mancha) y de Portugal. Se organizan visitas guiadas, que cuestan 5 euros e incluyen un tour por el lugar y la degustación final de un vino autóctono. Además, durante el recorrido se mencionan aspectos claves de la historia de Salvaterra de Miño y se aprecian los elementos arquitectónicos más llamativos del castillo: la escalera de caracol de doble rampa, el pozo o el "vestidor" de doña Urraca.

Recreación de una bodega tradicional, con pantallas interactivas en los barriles

El Castillo de Doña Urraca se divide en dos plantas. En la inferior, los visitantes pueden encontrar dos ambientes diferenciados, una bodega tradicional y una bodega industrial.

En la planta principal se enseña el arte milenario de la elaboración del vino a través de un recorrido por su historia. La clave de este Museo es su interactividad, pues todos (o casi todos) los elementos de la exposición están diseñados para ser tocados e intervenidos. Hay paneles, pantallas táctiles o vídeos que funcionan como herramientas educadoras y a la vez de ocio, dinamizando la visita. Todo esto lo convierte, en palabras de la entidad, en "el museo más didáctico" que existe en este momento sobre el vino en la Península Ibérica. Y es que no solo hay recursos informativos visuales, también se hacen juegos y preguntas al visitante para que descubra con profundidad todos los secretos de la vitivinicultura.

Al acabar la visita guiada llega tal vez la mejor parte para muchas personas: la degustación del vino. Tras aprender la historia del producto, qué menos que comprobar su calidad y su valor gastronómico y cultural. Esta actividad final se hace en el edificio anexo al castillo, la Casa do Conde. El vino a probar es un Denominación de Origen Rías Baixas, de la subzona Condado de Tea.

Talleres para convertirse en experto

Si visitar el Museo da Ciencia do Viño te sabe a poco, la entidad organiza este otoño una serie de cursos sobre vitivinicultura y enología. Estas clases, impartidas por el formador homologado Jorge Vila, están dirigidas tanto a aficionados y aficionadas del mundo del vino como a profesionales del sector (personas que se dedican a las bodegas, a la hostelería o al enoturismo).

Las acciones formativas se compondrán de ideas teóricas y de catas prácticas, por lo que el aprendizaje será sencillo y ameno. El programa expondrá las principales claves para gozar del vino en Galicia y en otras regiones vitícolas de Europa, como Portugal, Francia e Italia. El objetivo final no es otro que entender mejor este producto histórico y saber apreciarlo como se merece.

Las clases comenzarán en octubre y se desarrollarán hasta comienzos del próximo año. A continuación podrás encontrar toda la información de esta oportunidad para conocer el Museo da Ciencia do Viño de una forma muy diferente.

¡Síguenos en Facebook!
Cultura