El Español
Vivir
|
Con niños

#Escapadas Qué hacer con niños en A Coruña cuando llueve

Si tienes hijos y no quieres quedarte en casa cuando llueve, presta atención a estos siete planes que te proponemos para disfrutar con los niños cuando amenaza lluvia
Quincemil
Ofrecido por:

Sí, es un hecho. Vivimos en una de las ciudades más bonitas de España, con un enclave tan difícil como privilegiado, un patrimonio monumental único y un ambiente cultural cada vez más vivo. Y además, rodeados de mar. 

Pero es obvio que en A Coruña llueve. No tanto como auguran las predicciones meteorológicas ni como el resto del país tiende a pensar. Pero, de vez en cuando, sea primavera, verano, otoño o invierno, llueve a mares. A partir de ahora, que se acerca la temporada invernal, más.

Y, ¿qué hacemos con los niños cuando llueve? Podemos quedarnos en casa, pero todos sabemos lo largo que puede ser el invierno en Galicia y recluir a los más pequeños de la familia en casa durante toda la temporada puede resultar agotador. 

Para que den rienda suelta a su energía, compartan tiempo con otros niños, aprendan (¿por qué no?) y, en definitiva, disfruten, aquí van nuestras propuestas. 

1. De visita al museo

El Aquarium Finisterrae de A Coruña

En A Coruña contamos con un número de museos considerable en los que tiene cabida el público infantil. Destacan los llamados Museos Científicos. La Domus o Casa del Hombre, un museo con más de 200 módulos interactivos en el que aprender sobre el ser humano, la Casa de las Ciencias con su Planetario y tres plantas de exposiciones para acercarnos a la ciencia y el Aquarium Finisterrae donde descubrir las profundidades del mar. 

El MUNCYT (Museo Nacional de Ciencia y Tecnología) se sitúa en el edificio Prisma de Cristal y conserva más de 15.000 objetos entre instrumentos científicos, aparatos tecnológicos, vehículos de transporte, máquinas y herramientas industriales. Al contrario que los Museos Científicos, el MUNCYT es gratuito.

Para los niños y niñas más culturetas está el Museo de Belas Artes, que acoge pintura española y europea del siglo XVI al XX, las Casas-Museo de Emilia Pardo Bazán y de María Pita e incluso el Museo Picasso, para conocer un poco más la gran escritora, la intrépida revolucionaria y el excéntrico pintor. 

La Fundación María José Jove, con actividades artísticas, musicales y exposiciones temporales, cierran nuestra selección de museos recomendada para pasar un día lluvioso en familia. 

2. Tarde de cine y palomitas

El Rey León

Pasar la tarde de sábado viendo una buena película acompañados de un gran paquete de palomitas ya es todo un clásico. Hoy en día los cines de A Coruña se concentran en los centros comerciales repartidos por toda la ciudad: Marineda City, Espacio Coruña, Los Rosales o Los Cantones Village son las grandes opciones para disfrutar de los últimos estrenos en modernas salas de cine, como la película más taquillera y familiar de la temporada: El Rey León.

3. Vámonos de concierto

Actividades infantiles en el Palacio de la Ópera

Si queremos que nuestros hijos hagan otro tipo de actividades y se acerquen al arte y a la música, cada vez lo tenemos más fácil. El Palacio de la Ópera ofrece no sólo música clásica y teatro si no también actividades específicas para niños, como la actuación del grupo Pica Pica en octubre o el musical Los Futbolísimos a finales de noviembre. 

El Teatro Colón incluye entre su programación música para familias, como Rock en familia-Descubriendo a Bon Jovi, este próximo mes de octubre o Gospel for Kids en el mes de diciembre. 

4. Teatro y cuentacuentos

Hay varias salas en la ciudad donde podemos disfrutar de actuaciones teatrales para niños. La opción más conocida, pública y gratuita es el conocido Fórum Metropolitano, donde además hay biblioteca y cuentacuentos para bebés. 

Pero también tenemos otras posibilidades como el Teatro Rosalía de Castro, donde de forma puntual hay representaciones para todos los públicos y la estupenda sala privada Teatro del Andamio, en Los Rosales, en la que encontramos no sólo teatro para niños pequeños a partir de tres años ( Kikiri-Guau, Cincenta ) si no también obras destinadas a adolescentes. 

5. Ocio en los centros comerciales

Exposición Harry Potter en Marineda

Aunque es un recurso que muchos padres quieren evitar, acudir en fin de semana a un centro comercial puede suponer un momento de diversión para los niños mientras los mayores hacen alguna compra o se toman un café. 

Todos los Centros comerciales de la ciudad disponen de variadas actividades gratuitas para los más pequeños. En Espacio Coruña suele haber cuentacuentos y talleres; en Los Rosales organizan clases didácticas de inglés o manualidades; en Cuatro Caminos ofrecen espectáculos de títeres o magia, y en Marineda City suele haber exposiciones (como la actual Marineda Mágica sobre el mundo de Harry Potter), actividades musicales, pintura, además de los talleres de cocina de la conocida tienda IKEA. 

Además Marineda City cuenta con una planta superior dedicada íntegramente al ocio, con locales donde dejar a los niños bajo supervisión para que jueguen y muchos restaurantes y cadenas de comida rápida donde comer o merendar. En invierno se monta en su plaza exterior una pista de patinaje sobre hielo que hace las delicias del público infantil. 

Ya en el centro de la ciudad encontramos FNAC, que quiere acercarse a los más pequeños durante los fines de semana organizando proyecciones de cine, talleres de manualidades y conciertos. 

6. A la piscina

Para aquellos niños más activos y deportistas siempre nos quedará la piscina. Una actividad divertida y completa como nadar que gusta a niños y mayores y se puede realizar en familia, a un módico precio, en muchos de los gimnasios de la ciudad. 

Las instalaciones de San Diego, Agra del Orzán y Casa del Agua son de las más concurridas y ofrecen la posibilidad de pagar entrada puntual para disfrutar de la piscina unas horas sin necesidad de hacerse socio.

7. ¡A por un rico chocolate con churros!

Calle Real con lluvia (Millán das Airas)

Por último, ¿quién no recuerda recorrer de niño la Calle Real bajo la lluvia, equipado con un buen chubasquero y botas de agua, saltando sobre los charcos para después tomarse un cucurucho de castañas en los soportales? 

¿Y acabar el paseo con un delicioso chocolate con churros en las míticas cafeterías Bonilla o El Timón? Sin duda te encantará repetir este sencillo plan con tus hijos/as, es acierto seguro. 

Vivir