El Español
Vivir
|
Gastrocoruña

#Escapadas Los mejores miradores de la Ribeira Sacra

Si hay un lugar en la Galicia de interior que desprende magia en cada rincón ese es la Ribeira Sacra. Tierra de viñedos, monasterios anclados en el tiempo y un caudaloso río cruzando un cañón, esta comarca nos descubre paisajes inabarcables que contemplar desde lo alto de sus espectaculares miradores
Cañones del Sil
Turismo de Galicia
Cañones del Sil
Ofrecido por:

Con su territorio repartido entre Lugo y Ourense, allí donde Miño y Sil se saludan y los viñedos se distribuyen escalonados por las agrestes laderas, está la Ribeira Sacra, una zona que comprende más de cinco mil hectáreas pletóricas de desbordante naturaleza. El protagonista de esta "tierra meiga" es el Sil, un poderoso río que con el paso del tiempo ha ido modelando el paisaje a su antojo hasta formar uno de los fenómenos naturales más relevantes de Galicia: el cañón del Sil, con más de 500 metros de profundidad. 

Pero eso no es todo. La Ribeira Sacra es uno de los destinos turísticos más completos de nuestra tierra. Nos ofrece villas históricas (Castro Caldelas, Monforte de Lemos, Portomarín, Chantada...), importantes vestigios del románico como los templos de San Paio de Diomondi, Santo Estevo de Atan, San Miguel de Eire o San Fiz de Cangas, y magníficos ejemplos de arquitectura monástica: Santo Estevo y Santa Cristina de Ribas de Sil son sus mejores representantes.  

(Foto 2. Santa Cristina de Ribas de Sil)

Santa Cristina de Ribas de Sil (Turismo de Galicia)

El visitante se encuentra en Ribeira Sacra con una gran oferta de ocio: catas de vino, recorridos por el Sil en catamarán, rutas de senderismo, visitas culturales y hasta salidas en globo. De entre todas ellas destacamos la Ruta de los miradores del Sil, que nos permite contemplar el cañón desde lo alto en ambas orillas, obteniendo desde ellos las mejores panorámicas que podemos encontrar de este impresionante fenómeno natural. 

Balcones de Madrid, el mirador más conocido

Balcones de Madrid (Turismo de Galicia)

Desde aquí no podemos ver Madrid, si no el río Sil horadando con fuerza la montaña para lograr uno de los tramos más bonitos de su recorrido. Los Balcones de Madrid, o Torgás, se llaman así por ser el lugar elegido para despedirse de los familiares cuando se iban a Madrid. Muchos de ellos eran barquilleros, y partían a trabajar a la capital del país, de ahí la presencia de un monumento al "barquilleiro" en esta zona. 

Es una de las terrazas más visitadas de la comarca y una de las más espectaculares de Galicia. 

Mirador de Cabezoás, vistas de otro planeta

Mirador de Cabezoás

Cuando llegues al Mirador de Cabezoás, también conocido como Vilouxe, no creerás lo que ven tus ojos: paisajes que parecen sacados de países como Noruega o Nueva Zelanda. Aquí encontramos el último meandro que forma el río Sil en la localidad de Parada de Sil, para seguir su camino hasta Nogueira de Ramuín. Enfrente, Sober, otro buen enclave para observar, atónitos, esta maravilla natural única en Galicia. 

Mirador do Cabo do Mundo: sentirse en "el fin del mundo"

Mirador do Cabo do Mundo

El Mirador do Cabo do Mundo, situado en la pequeña aldea de San Martiño da Cova, es otro de los rincones de Ribeira Sacra que te dejarán con la boca abierta. Aquí el río Miño crea unos peculiares meandros que, junto con los bancales de viñedos en desnivel (es uno de los mejores lugares donde observar el cultivo de la vid) y las abruptas montañas de esta zona, crean una de las imágenes más impactantes de la comarca. 

Estamos muy cerca del pueblo de Ferreira de Pantón y de la famosa y concurrida playa fluvial de A Cova, donde puedes darte un chapuzón estival para después emprender camino hasta el mirador. Efectivamente, como su nombre indica, su bucólicos paisajes parecen trasladarnos al final del mundo. 

Mirador de Santiorxo, navegando en la proa de un barco

Mirador de Santiorxo. Deambulandoconartabria.com

La sensación general cuando uno se acerca a este impactante mirador de madera con forma triangular es la de estar subido en la proa de un barco desde la que contemplar, en las alturas, el cañón del Sil a su paso por el ayuntamiento de Sober

Desde aquí se ve a los lejos uno de los monasterios más importantes de la zona, el de Santa Cristina de Ribas de Sil, que no debe dejar de visitarse. 

Mirador de As Penas de Matacás, donde se daba caza al lobo

Mirador de As Penas de Matacás. Deambulandoconartabria.com

A más de 500 metros de altura y con un desnivel sobre el Sil de más de 300 metros encontramos esta magnífica terraza con vistas al embarcadero de Doade, desde la que se puede tomar el catamarán para recorrer el río. Matacás pertenece a la parroquia de Paradela, en Castro Caldelas, y debe su nombre, posiblemente, a la caza del lobo que tenía lugar en este lugar, donde se acorralaba a estos animales haciendo que cayeran al vacío. 

Mirador de Cadeiras

Mirador de Cadeiras. DeambulandoconArtabria.com

Otro mirador ubicado en Sober que mira hacia el valle de Castro Caldelas y nos hace recrearnos en las paredes verticales de Parada de Sil. Si te apetece combinar las visitas de naturaleza con las culturales, no dudes en acercarte al Santuario de Nosa Señora das Cadeiras, muy próximo al mirador. 

Otros miradores de interés

Hay muchos otros miradores interesantes a ambos lados del Sil, por lo que nos llevará un fin de semana completo verlos todos (o su gran mayoría). Entre ellos destacan el de Amandi, Soutochao, A Teixeira, mirador da Capela, mirador do Castro o el mirador de Cividade, de difícil acceso. Hay tantos que resulta imposible citarlos sin dejarnos alguno, por lo que nos hemos limitado a hablar de aquellos más relevantes, los que harán que no dejes de maravillarte ante una de las joyas naturales de Galicia: la Ribeira Sacra. 

Emma Sexto

https://unmundoinfinito.com/

#encasa

#candoacabetodoisto

Vivir