El Español
Deporte
|
Tu Deporte

Sergio Cámara: De poder perder la movilidad a hacer el Camino de Santiago en bicicleta

Al gaditano Sergio Cámara le dijeron que, tras un accidente laboral, un atropello y con 160 kilos, iba a perder la movilidad. Dio un giro a su vida y esta semana concluyó el Camino de Santiago en bicicleta
Sergio Cámara tras completar el Camino de Santiago
Cedidas
Sergio Cámara tras completar el Camino de Santiago

Después de un accidente laboral, un atropello y con 163 kilos de peso, a Sergio Cámara le dieron un ultimátum hace tres años: tanto si lo operaban como si no iba a perder la movilidad. Este gaditano decidió darle un giro a su vida y esta semana recorrió en bicicleta los 1.350 kilómetros que separan San Fernando de Santiago de Compostela.

"Todo cambió un día que yo estaba sentando, mi mujer estaba atándome los cordones y yo no me veía los pies: había perdido la fe en todo y ahí decidí que tenía que cambiar, así que empecé otra vez con la bicicleta", explica Cámara en una entrevista concedida a Quincemil.

Y es que, de no haber tomado esa determinación, la vida de Sergio iba a continuar en una silla de ruedas: primero sufrió un accidente trabajando en telecomunicaciones y, ya con un trombo en su pierna derecha y la movilidad reducida, empezó a engordar hasta alcanzar los 163 kilos.

Sergio Cámara durante su recorrido (Cedida).

"Un día salí con la bici, pasó un coche y me atropelló: me sacó la rótula y, a raíz de las pruebas, vieron que tenía artrosis degenerativa en tobillos rótulas y columna", prosigue.

Así, Sergio, con los discos dañados desde la S1 a la L4, una operación en las articulaciones L4 y L5 y sin movilidad en el tobillo izquierdo por la artrosis, le dijeron que si lo operaban se quedaría en silla de ruedas y si no, lo más seguro era que también.

Aquello fue un duro golpe para este gaditano, que hace tres años volvió a ponerse con serio con la bicicleta, no sin dificultades. "Fui poco a poco, al principio para hacer dos kilómetros me tenía que apear veinte veces de la bici llorando de dolor", explica.

Sergio Cámara durante su recorrido (Cedida).

Esos dos kilómetros fueron subiendo hasta convertirse en cinco o diez, pero después llegó la pandemia: el confinamiento no le sentó bien a la circulación de sus piernas, pero finalmente pudo conseguir el último rodillo de una tienda de bicicletas -se agotaron muy rápidamente- y seguir trabajando.

"El propietario de la tienda me hizo el favor de guardarme ese rodillo a pesar de que no sabía ni quién era: aquello me dio que pensar y decidí marcarme el reto de cruzar España en bici y contar mi historia", continúa.

En el último año recorrió cuatro veces los 145 kilómetros que separan San Fernando de Sevilla y, ya con 43 kilos menos, se sintió preparado para afrontar su reto: pedalear 1.350 kilómetros hasta Santiago de Compostela.

Sergio Cámara durante su recorrido (Cedida).

"Esta experiencia me ha cambiado: hace que valores mucho más lo que realmente importa, que son las personas que tienes al lado y que te quieren", confiesa Sergio, emocionado.

A pesar de que su intención era continuar en bicicleta hasta Vitoria, este gaditano se ha tenido que volver directamente desde Santiago hasta San Fernando, pero ya tiene en mente "otros 21 retos", que pasan por otros recorridos y por participar en pruebas ciclistas.

"Esto lo he hecho para demostrar que no tenemos límites: mi médico me dijo que iba a perder la movilidad en cinco años, pero han pasado tres y aquí sigo de pie, con menos kilos y ya me puedo agachar para atarme los cordones" concluye.

Deporte