El Español
Deporte
|
Deportivo

Las claves del nuevo Deportivo de Rubén de la Barrera

El técnico coruñés se estrenó con un empate sin goles ante el Salamanca en un partido marcado por el mal estado del terreno de juego
Rubén de la Barrera.
Fernando Fernández
Rubén de la Barrera.

El debut de Rubén de la Barrera generó mucha expectación en la afición blanquiazul. El técnico coruñés comenzó su andadura en el banquillo con un empate sin goles ante el Salamanca que prolonga la preocupación en el seno de un equipo diseñado para ascender. A continuacion desvelamos las claves del primer partido de esta nueva etapa.

Más posesión de balón

El partido nació con un Deportivo que quería ser dominador. El equipo fue de más a menos pero en los primeros 25 minutos dejó clara su intención de tocar y tener más movilidad. Con el paso de los minutos y debido al mal estado del terreno de juego, el equipo se encontró con más dificultades.

Una apuesta por el 4-3-3

El encuentro resolvió una de las dudas que existía alrededor del nuevo Deportivo. De la Barrera optó por un sistema 4-3-3 con Álex como pivote, escoltado por Yago Gandoy y Celso Borges. La posible recuperación de jugadores lesionados podría provocar que el técnico coruñés apueste por otro dibujo en los próximos encuentros.

Adri Castro titular

El delantero coruñés sumó muchos minutos en pretemporada. Sin embargo con el inicio de campeonato se vio sin minutos ante la gran competencia en la delantera. De hecho Adri disputó varios encuentros con el filial donde anotó varios goles. La semana pasada estrenó titularidad en el último encuentro de Fernando Vázquez y este domingo repitió ante el Salamanca. Adri tuvo dos buenas ocasiones pero no logró materializar ninguna de ellas. Fue titular por delante de un Rui Costa que vio el partido desde el banquillo.

Movilidad en ataque

El estado del terreno de juego condicionó un partido en el que el Deportivo buscó la movilidad de sus piezas atacantes en la primer mitad. Lara y Galán dejaban las bandas y se metían por dentro para dejar el carril a los laterales. Sin embargo ni Salva Ruiz ni Valín consiguieron llegar a línea de fondo.

El Deportivo tiene por delante dos partidos en Riazor que marcarán el futuro más inmediato del equipo. Los blanquiazules recibirán al Compostela y a Unionistas en dos choques fundamentales. En esos partidos se podrá ver si el equipo muestra mejoría o mantiene el atasco de resultados que le ha llevado a no conocer la victoria en las últimas cuatro jornadas.

Deporte