El Español
Cultura
|
Educación

Sin distancia, ventanas cerradas y positivos en el aula en exámenes del Campus de Ferrol

Los universitarios denuncian el incumplimiento de las medidas de seguridad y los protocolos COVID en las pruebas de evaluación de enero
Escola Politécnica Superior de Ferrol
Escola Politécnica Superior de Ferrol
Ofrecido por:

Las aulas del Campus de Ferrol se vuelven a llenar para realizar los exámenes del primer cuatrimestre. Una decisión que ha generado polémica. Mensajes de los universitarios acerca del riesgo que pueden suponer las pruebas presenciales se incrementan estos días, tras el inicio de la convocatoria. Varios estudiantes han contado su experiencia y denuncian el incumplimiento de las medidas de seguridad y los protocolos COVID de la UdC. Aglomeraciones en las entradas y salidas, ausencia de distancias, falta de ventilación y casos positivos en el aula que no se han notificado son algunos de los ejemplos.

Los problemas empiezan incluso antes de entrar en clase. Hay aglomeraciones en las puertas y en los pasillos, como se ha visto en muchas fotografías publicadas por universitarios en las redes sociales. "Aunque no seamos demasiados no tenemos el espacio suficiente para respetar la distancia de 1,5 metros, por lo que no queda otro remedio que estar todos juntos esperando a que nos llamen. El profesor sale a llamar a cada uno por orden alfabético y ahí se junta todavía más la gente, pasando entre otras personas por el pasillo para tener que acceder al aula", explica una estudiante de Enfermería, que ha preferido que no se publique identidad.

En la Facultad de Enefermería y Podología se optó por dividir los grupos en varias aulas, pero hubo otros centros donde la falta de previsión jugó una mala pasada a alumnos y profesores. "Ayer tuvimos el primer examen de enero y, sorpresa, de repente apareció la gente que no va a diario a clase y no entrábamos en el aula", contaba una estudiante de Relaciones Laborales y Recursos Humanos en un hilo de Twitter. También denunció que dentro del aula no se cumplía la distancia ni había ventilación. "Las ventanas y la puerta están todas cerradas, o la mayoría", expuso, tras criticar la decisión de celebrar los exámenes de forma presencial.

Otra estudiante de Enfermería que ya ha realizado la mitad de sus pruebas denuncia que se está produciendo un incumplimiento generalizado de las medidas. "Sólo en uno de los tres exámenes se han respetado las medidas de seguridad", expone. En el único caso en el que se respetó la distancia de metro y medio, se omitió la apertura de las ventanas. "Hemos estado hora y media todos ahí dentro sin una sola corriente de aire", cuenta.

"Nunca hemos hecho un examen con la gente tan aglomerada"

El incumplimiento de la distancia de seguridad es el problema más repetido por los estudiantes. "Nunca hemos hecho un examen con la gente tan aglomerada", dice un estudiante del Máster en Ingeniería Industrial. "As separacións durante os exames son bastante laxas, onte tiven exame e estaba a menos dun metro e medio do de diante", añade otro compañero de la Escuela Politécnica Superior. Hay quienes se aventuran a decir que incluso antes de la pandemia había más distancia entre alumnos. Así lo cuenta de otra estudiante de Máster: "Con mi espalda tocaba la mesa de la persona de detrás".

Los estudiantes del Máster de Ingeniería Industrial se muestran especialmente descontentos con la situación. "Hace unos 10 días nos mandan un correo diciendo que en nuestra facultad tenían que cambiar las resistencias de los radiadores. Total que las quitaron sin tener las nuevas y que no íbamos a tener nada de calefacción hasta el segundo cuatrimestre. Por lo que nos recomendaban no asistir a las clases presenciales y, posteriormente, que no se iban a hacer los exámenes en nuestra facultad", exponen.

La solución que propuso la Universidad fue que los exámenes se realicen en otros centros, por lo que los alumnos entran ahora en contacto con personas con las que no se habían cruzado antes por los pasillos. "Hemos planteado la idea de poder hacerlos online dada la situación, y la única contestación que hemos recibido es que ni se lo plantean porque si pedimos eso es porque queremos copiar", lamentan los afectados.

El trayecto hacia las facultades también suponen un problema para algunos estudiantes que dependen del transporte público. "Los buses universitarios no cumplen las medidas para nada, no respetan el aforo, no limpian los asientos, la mayoría de la gente no se echa gel hidroalcohólico, las mascarillas las llevan mal puestas...", denuncia otra estudiante de Enfermería.

Un posible positivo en un examen

El caso más grave se produjo en la Facultad de Enfermería y Podología, donde se ha realizado al menos un examen con un caso positivo en el aula. Una alumna acudió a la prueba en espera del resultado de una PCR de un contacto estrecho. "Se lo había comunicado a los profesores, pero su contestación fue que mientras no supieran los resultados, podía ir al examen", cuenta una de sus compañeras, que ha preferido que no se publique su nombre. Tanto la estudiante como su contacto dieron positivo en COVID-19. "¿Qué pasa si el día en el que realizó el examen ya era positivo ella? ¿No nos podríamos haber contagiado algún alumno del aula?", denuncia.

Tanto la institución como el cuerpo docente ocultaron la información al resto de alumnos que se encontraban en el aula: "Ninguno de los profesores se ha comunicado con el grupo para decir que una alumna había dado positivo, nos enteramos por otros compañeros de clase". Ninguno de los afectados ha sido contactado por el responsable COVID del centro ni por la Central de Seguimento de Contactos del Sergas.

Los alumnos afectados tampoco entienden por qué no se tomó la decisión de suspender las siguientes pruebas para su grupo burbuja. "A la semana siguiente fuimos de nuevo presencialmente a realizar otro examen como si no pasara nada", expone la alumna contactada. "En mi curso, nos dividen en tres grupos medianos. Por lo que, en cada grupo, somos algo más de 20 personas", explica. La normativa de Medidas de prevención e hixiene fronte á covid-19 para os centros da Universidade da Coruña no curso 2020/21 explica que "sempre que sexa posible, establecéranse grupos de persoas pequenos e estables" para evitar contagios, pero no aclara qué se debe hacer en caso de que se de un positivo.

Esta futura enfermera cree que "no se hicieron las cosas bien" y denuncia que se ha puesto en riesgo tanto a los estudiantes como a sus convivientes. "Al no haber respetado la distancia de seguridad a las entradas y salidas, y al no tener las ventanas abiertas mientras se hacía el examen, yo tenía miedo de poderme haber contagiado, como otras compañeras de mi grupo", concluye.

Estudiantes en contra de los exámenes presenciales

La polémica decisión de mantener los exámenes presenciales ha llegado también a los estudiantes. Hay todo tipo de opiniones, pero la mayoría de los consultados se muestran en contra. "Depende a quen lle preguntes", expone un estudiante de Máster. "A min, no persoal, tócame moito as narices ter que ir facer os exames ao campus cando meus pais son grupo de risco", añade. No entiende por qué no se opta por las pruebas online como se hizo en mayo, cuando el número de casos activos era menor en el Área Sanitaria de Ferrol.

Muchos alumnos se muestran disconformes con que se haya descartado la vía telemática por miedo que copien en los exámenes. "Creo que es exponer a muchísima gente a un riesgo innecesario", opina una estudiante de Enfermería. Otros consideran que se trata de una "irresponsabilidad" porque la Universidad reconoce que existe ese peligro. Así lo explica una alumna de Ingeniería: "Nos han hecho escribir en el examen nuestra posición en el aula por si acabamos todos contagiados".

"Si hemos estado de septiembre a diciembre recibiendo clases a través de un ordenador, los exámenes también tenían que ser online", opina otra estudiante de la Facultad de Enfermería y Podología que ha tenido la mayor de las asignaturas de forma telemática. Ya que se ha optado por la presencialidad, cree que podrían haberse mejorado las medidas: "Deberían hacer los exámenes en grupos más reducidos, abrir las ventanas, no agruparnos a la entrada de la facultad mientras esperamos para entrar en el examen, espaciar más los horarios de los exámenes...".

¡Síguenos en Facebook!
Cultura