El Español
Vivir
|
Gastrosantiago

Mercado Boanerges: un rincón gastronómico en Santiago con sabor a Galicia

A pesar de tener una oferta gastronómica amplísima, hace años Santiago no contaba con ningún mercado gastronómico. Para suplir esta ausencia nació Mercado Boanerges, un mercado con sabor a Galicia situado en O Restollal.
Interior del Mercado Boanerges.
Cedida
Interior del Mercado Boanerges.

La oferta gastronómica de Santiago es enorme y va desde las tabernas o los bares de tapas hasta restaurantes tradicionales o de vanguardia. Sin embargo, había algo que falta hasta hace unos años: un mercado gastronómico.

Para poner fin a esta ausencia empieza a gestarse en 2016 el Mercado Boanerges, una iniciativa que, inspirada en los grandes mercados gastronómicos de Madrid y Barcelona, busca adaptar este modelo al público de Santiago.

Una comida en Mercado Boanerges (Cedida).

"Buscamos coger ese modelo pero con un trato personalizado, servicio de mesa y todo ello girando en torno al producto gallego", explica Adrián Acevedo, responsable de márketing de Mercado Boanerges.

El proyecto nació de la mano de una familia que hasta el momento se había dedicado al sector inmobiliario y adquirió un local en la Rúa Monte do Seixo, en la zona del Restollal.

"Estar cerca de El Corte Inglés es un privilegio, es un motor muy importante para una zona que, además, está creciendo y tiene mucho potencial", relata Adrián.

El mercado ocupa todo el edificio y está dividido en tres espacios: el Mercado, el corazón de Boanerges; Boamar, un restaurante gastronómico de Yayo Daporta -actualmente cerrado debido a la pandemia-; y Boavoa, un bar centrado en la coctelería de autor.

Tras una serie de dificultades para su puesta en marcha, Mercado Boanerges abrió sus puertas en marzo de 2019 con una oferta basada en la gastronomía tradicional y con un equipo de sala centrado en explicar al cliente el producto, suministrado por Galo Celta, PeixeVigo o La Brújula.

"En lugar de subarrendar los puestos apostamos por juntar a todos los proveedores, a todos los socios, en una misma carta, controlando la oferta", apunta Adrián.

La estética del mercado -que debe su denominación, Boanerges, a uno de los sobrenombres del Apóstol Santiago- se basa en la arquitectura de hierro de las plazas de abastos tradicionales de Galicia.

En los próximos meses el mercado ampliará su oferta permitiendo comprar en los puestos, buscando así cerrar el círculo de su apuesta por el producto.

El bar de Boanerges, Boavoa, está capitaneado por José Gamiz, coctelero que quedó séptimo en la World Class Competition de dicha disciplina. En Boavoa se apuesta -mayoritariamente, pero no sólo- por destilados de manufactura gallega y por elaboraciones basadas en técnicas de alta cocina.

Durante el estado de alarma, el equipo de cocina de Boanerges aprovechó para darle una vuelta a la carta y reabrir con quince referencias nuevas. Ante las limitaciones en el aforo, Boavoa se ha revelado también como un espacio de gran utilidad para las esperas previas a poder acceder al mercado, así como para completar la experiencia después de una comida o cena.

A pesar de que Boanerges celebró su primer aniversario coincidiendo con la declaración del estado de alarma, el proyecto se mantiene firme en su idea de trasladar a Santiago el modelo de un mercado gastronómico, como reza su lema, con sabor a Galicia.

¡Síguenos en Facebook!
Vivir