El Español
Cultura
|
Conoce Santiago

La polémica Casa da Xuventude de Santiago: feísmo sobre un matadero del siglo XVII

La Casa da Xuventude ha estado envuelta en la polémica desde su construcción en 1984, que supuso la demolición de un matadero del siglo XVII. Ahora hay voces que piden desde una reforma del edificio hasta su demolición.
El antiguo matadero y la Casa da Xuventude de Santiago.
Quincemil
El antiguo matadero y la Casa da Xuventude de Santiago.

La Casa da Xuventude de Santiago de Compostela ha estado envuelta en la polémica desde su construcción en 1984, que supuso la demolición de un matadero del siglo XVII. Ahora hay voces que piden desde una reforma del edificio hasta su demolición.

Una década después del derribo del Edificio Castromil para construir un aparcamiento, el Concello volvió a repetir una operación que eliminaba una construcción histórica para situar en su lugar un elemento con un dudoso encaje estético.

Historia

La Praza do Matadoiro en 1970 (Compostela Verde).

La Praza das Tripeiras, actualmente conocida como Praza do Matadoiro, estuvo condicionada siempre por su ubicación, junto a una de las siete puertas de la muralla de Sisnando II y en el entorno del Barrio de San Pedro.

Su altitud y la presencia de dos manantiales en la zona hicieron que fuese un punto fundamental para la vida del barrio: allí se encontraba la fuente en la que se bautizaba a los peregrinos que completaban el Camino de Santiago y en el siglo XV pasó a ser uno de sus motores económicos.

Así, junto a la Fonte das Tripeiras -situada en el mismo punto que la actual- se instalaron pozas para curtir pieles, mientras que la abundancia de agua también era utilizada para lavar la ropa o para la matanza de animales.

Sin embargo, su función cambió radicalmente en el siglo XVII: una ordenanza municipal obligó a trasladar las curtidurías lejos del núcleo urbano, lo que limitó la actividad de la plaza en favor de otras instalaciones en la periferia de Santiago.

Así, y aprovechando que la matanza tenía lugar en esa misma zona, el Concello de Santiago ordenó construir en 1696 el Matadero Municipal, una pequeña nave con suelo de piedra y tejado a dos aguas con una gran puerta principal flanqueada por otras dos de menor tamaño.

Ese fue el cometido del edificio durante siglos, lo que acabó por darle a la plaza el nombre por el que es conocida actualmente: la Praza do Matadoiro.

Sin embargo, una nueva ordenanza municipal también alejaría los mataderos del núcleo urbano, por lo que la plaza volví a estar vacía de contenido.

Tras unos últimos años de existencia en los que se utilizó como depósito del parque móvil municipal aprovechando el tamaño de su puerta principal, el Matadoiro fue derribado en 1984.

La Casa da Xuventude

La Praza do Matadoiro en la actualidad (Compostela Verde).

En su lugar se construye la Casa da Xuventude, un edificio de 1.600 metros cuadrados concebido como un espacio de autogestión ciudadana de libre acceso en el que los vecinos podrían reunirse o desarrollar proyectos creativos.

El problema del edificio, más allá de cuestiones puntuales como humedades, salta a la vista: su altura y su fachada no casan con el entorno en el que se sitúa, a las puertas del Casco Histórico y rodeado de construcciones de corte más tradicional.

En 2016 se buscó relanzar el espacio cambiando su nombre a Matadoiro Compostela, evocando tanto el pasado del propio edificio como la exitosa conversión en un espacio cultural de Matadero Madrid.

En los años posteriores se habló en múltiples ocasiones de la posibilidad de abrir un acceso al Parque de Belvís que cruzase el interior del edificio o que lo rodease, aunque nunca se llegaron a concretar obras en este sentido.

En los últimos meses la polémica ha vuelto a surgir de la mano del grupo municipal del PP, que situó su derribo como una de las prioridades en sus enmiendas a los presupuestos del Concello, y de una campaña de recogida de firmas en Change.org para exigir también su demolición.

El Concello de Santiago, sin embargo, ha descartado en repetidas ocasiones esta posibilidad en el contexto actual y se ha centrado en realizar diferentes intervenciones para mejorar sus condiciones.

¡Síguenos en Facebook!
Cultura