El Español
Actualidad
|
A Coruña

El PSdeG vota con el PP la Ley de Áreas Empresariales, aunque la critica desde la tribuna

El PP lamenta que el apoyo socialista sea por "el ordeno y mando de su secretario general", mientras el BNG se opone a una "chapuza jurídica"
Hemiciclo gallego en la XI Legislatura, con Rueda como presidente y Elena Candia en la Mesa de la Cámara.
Parlamento de Galicia
Hemiciclo gallego en la XI Legislatura, con Rueda como presidente y Elena Candia en la Mesa de la Cámara.
Ofrecido por:

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 27 Sep. (EUROPA PRESS) -

El PSdeG ha votado a favor de la Ley de Áreas Empresariales, junto al PP, pese a las críticas contra el texto legislativo de la Xunta que desde la tribuna del hemiciclo lanzó el diputado socialista encargado de defender la postura de su grupo, Martín Seco, quien confesó que su grupo parlamentario apoya esta norma porque así se lo ordenó "la dirección política del partido".

Antes de anunciar el voto a favor de los socialistas, Seco, afín al anterior secretario general del PSdeG, Gonzalo Caballero, había censurado que la ley "no fue consensuada ni debatida" con la oposición, ni tampoco "tiene en cuenta a las entidades que desarrollan suelo industrial en Galicia".

En esta misma línea, había explicado que, "pese a pequeños cambios", la ley deja "en segundo plano" a las administraciones locales, por lo que "deja solo a la Xunta con competencias urbanísticas para casi todos los usos".

Asimismo, Seco había recordado a la administración autonómica que los textos "no tienen efecto mágico para solucionar los problemas", sino que es necesario "gestión" y, de eso, reprochó: "no pueden sacar mucho pecho". "Estos proyectos y planes por sí mismos no solucionan los problemas y sin gestión política de poco sirven", reiteró.

Durante el debate, la diputada popular Marta Nóvoa ha interpelado al socialista Martín Seco por su justificación para aprobar esta ley: "Mira que había razones, entre otras, que era muy demandada por el sector, pero al final tuvo que ser el ordeno y mando de su secretario general".

Para los populares, esta nueva norma es una ley "pionera" que flexibiliza, simplifica y agiliza los trámites de creación de suelo para las empresas y, además, la demandaban los empresarios. Por otra parte, aseguran que garantiza el equilibrio entre el uso sostenible del territorio y el fomento de la actividad económica en la comunidad.

Para el BNG, "una chapuza"

La diputada del BNG Alexandra Fernández ha afirmado que esta nueva norma va a ser "una chapuza jurídica" que consiste "en un refrito de otras leyes" y que va a suponer "un nuevo tijeretazo". "Lo que ustedes llaman flexibilidad, va a ser arbitrariedad", ha señalado.

Así, ha explicado que los nacionalistas estarían de acuerdo "en cierta flexibilidad dentro de unos criterios generales", pero el PP "dispone arbitrariedad". En este sentido, ha criticado que "el único criterio" es que la Xunta declare el proyecto "estratégico", por lo que "no tiene criterios objetivos". Una situación que, en su opinión, reserva a la Xunta la potestad de "saltarse los planes sectoriales".

Para Fernández, la estrategia del PP es la del "chantaje a los ayuntamientos y la prevenda a empresas amigas", frente a esto, ha reivindicado que el BNG quiere "un modelo justo" que atienda a "la realidad económica actual y a los retos que se plantean". "Frente a una Galicia 'low cost' del PP, nosotros tenemos una Galicia competitiva", ha manifestado.

Frente a estos argumentos, Marta Nóvoa ha reivindicado que el PP "es amigo de todas las empresas, grandes y pequeñas", mientras que el BNG, ha continuado, "son enemigos de todas las empresas en Galicia". "Esa es la diferencia entre el PP y el BNG", ha proclamado.

Además, la popular ha criticado que la propuesta "alternativa" del BNG "triplicaba plazos" y "lo único que dejaron claro" fue que "están en contra de las empresas".

En esta misma línea, ha puntualizado que "la receta" del BNG es "ofrecer las recetas de hace 40 años: la tarifa gallega o el cupo de las empresas públicas".

Así, ha reafirmado que el PP saca adelante esta ley que "lo único que busca es atraer tejido empresarial respetando el medio ambiente, que las empresas se sientan acompañadas y puedan crear un clima de generación de nuevos puestos de trabajo".

Programa de Ayuntamientos emprendedores

El BNG también ha criticado que la nueva ley "meta con calzador" el programa de ayuntamientos emprendedores. Alexandra Fernández ha lamentado que "por la puerta de atrás" se meta una modificación de la ley de simplificación administrativa para "tratar de colar este programa".

La nacionalista lo ha calificado de "chapuza jurídica" que "viene dada porque el Tribunal Superiror de Xustiza de Galicia (TSXG) condenó a la Xunta porque consideraba que ese programa utiliza mecanismos para discriminar ayuntamientos en ayudas". "Lo que hacen es recular y convertirlo en ley", ha clamado.

Sobre esto, ha explicado que, de este modo, los ayuntamientos que pretendan acceder a la convocatoria de ayudas ligadas al suelo empresarial, "si no quieren verse perjudicados, deben reducir el impuesto sobre bienes inmuebles", entre otros.

Así, ha censurado que la estrategia del PP consiste en "exigirle a los ayuntamientos que dejen de cobrar impuestos y punto" y, a mayores, "si es una empresa amiga, favorecer una tramitación rápida". "Cero modelos, cero compromisos concretos. Es un país vendido a precio de saldo", ha reafirmado.

Ante estos argumentos, Marta Nóvoa ha acusado a Fernández de acudir a la Cámara gallega "con lo mismo de siempre: a mentir y a hablar de los amigos de las empresas".

Respecto al programa de ayuntamientos emprendedores, la diputada popular ha instado a la nacionalista a hablar con los ayuntamientos del BNG que se han adherido a esta fórmula que, según ha detallado, son un total de ocho. "Los alcaldes quieren que se instalen empresas porque saben que generan un empleo estable y por eso tratan de atraer empresas", ha defendido.

Por último, ha tomado la palabra en la Cámara la conselleira de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda, Ángeles Vázquez, que ha agradecido "el gran esfuerzo" para sacar adelante esta norma y ha pedido al BNG que "repiense" su voto, ya que "instalar empresas en Galicia es crear riqueza".

Actualidad