El nuevo Mercedes Clase S llega a finales de 2020 con la última tecnología.

El nuevo Mercedes Clase S llega a finales de 2020 con la última tecnología.

Mercedes-Benz

Este es el coche más avanzado del momento: así es el Mercedes Clase S

Conducción autónoma de nivel 3, reconocimiento facial, detección de microsueños, tecnología oled en las pantallas, posibilidad de conectar el coche con la casa… estos son todos los avances que incorpora el Clase S, el buque insignia de Mercedes que llega a finales de año.

2 septiembre, 2020 16:04

Es, con toda probabilidad, uno de los coches más avanzados del mundo que existe hoy en día. Hablamos del nuevo Mercedes Clase S 2021, un modelo que ha sido presentado hoy y que llegará a los concesionarios a finales de este año.

Hay que reconocer que este Mercedes Clase S no parece que sea un vehículo excesivamente vanguardista… Entre otras cosas porque se trata de una berlina (es decir un coche de formas convencionales) y no cuenta con un diseño futurista.

Sin embargo, el interior del mismo, así como su corazón tecnológico, sí es todo un alarde de innovación. Y no solo hablamos del habitáculo, sino de todo lo relacionado con la conducción.

Cuenta con el nivel 3 de conducción autónoma

Es uno de los aspectos más llamativos del nuevo Clase S de Mercedes. Se trata de un coche con un nivel 3 de conducción autónoma. Por el momento solo será en Alemania y en la segunda mitad de 2021. Para España todavía no hay fecha de la llegada de esta tecnología.

Pero hay que reconocer que es un avance. En su momento, Audi cuando lanzó el nuevo A8 en 2017 también permitía la conducción autónoma de nivel 3 (hay un máximo posible de 5) sin embargo nunca la pudo poner en práctica porque todavía no es legal.

Ahora afirma Mercedes que en la segunda mitad de 2021 ya será posible en Alemania. El hecho de que cuente con el nivel 3 de conducción autónoma significa que el coche puede desplazarse solo (de forma automatizada) en situaciones de tráfico densos o retenciones siempre y cuando se viaje por una vía adecuada (diferentes sentidos de circulación y con separación entre ellos) y a una velocidad limitada (hasta 60 km/h).

Este coche es una berlina de lujo y gran tamaño.

Este coche es una berlina de lujo y gran tamaño.

Reconocimiento biométrico

Es otra de las funcionalidades que tiene el nuevo Mercedes Clase S. Como ahora el coche puede identificar varios perfiles o incluso el usuario es capaz de realizar compras digitales desde el vehículo es necesario que se identifique la identidad del mismo.

Esta es la razón por la que este Mercedes puede reconocer ahora las huellas dactilares. Y no solo esto. También permite reconocer la cara y la voz para, todo ello para confirmar la identidad del usuario. En este sentido, por ejemplo, para el reconocimiento de cara se utilizan dos cámaras integradas en la parte donde está situado el conductor.

Estas cámaras, además, no solo permiten el reconocimiento. También pueden medir la orientación de la cabeza, los movimientos de las manos, los gestos corporales… Por poner un ejemplo, si el conductor mira hacia detrás, el vehículo abrirá automáticamente el parasol de la parte trasera…

Uno de los aspectos más llamativos es la enorme pantalla vertical que incorpora.

Uno de los aspectos más llamativos es la enorme pantalla vertical que incorpora.

Enorme pantalla vertical

Comenzando por su interior lo primero que llama la atención es el gran número de pantallas que incorpora. Nada menos que cinco pantallas ha incluido en el Clase S: tres pantallas en la parte trasera y dos en la delantera. Unas pantallas, algunas con tecnología Oled (con diodos orgánicos de emisión de luz), que permiten controlar las principales funcionalidades del vehículo.

Recordamos en este sentido que estos paneles oled emiten luz si hay tensión eléctrica y que, a diferencia del LCD, o precisan retroalimentación.

No obstante, si tenemos que quedarnos con algo en concreto, seleccionamos la pantalla principal, que ya no es el cuadro de instrumentos. Con este coche, y probablemente con la mayoría de los que lleguen a partir de ahora, la principal pantalla es la que está situada en la parte central del vehículo, que en este modelo, además, tiene una orientación vertical.

Esta pantalla puede contar con la tecnología oled y, además, basta acercar el dedo para interactuar con la misma: tecnología háptica. Además, Mercedes asegura que ha reducido drásticamente el número de botones para interactuar con ella.

En cuanto a sus dimensiones, estamos hablando de 12,8 pulgadas con una resolución de 1.888 x 1.728 píxeles.

Dispone de hasta cinco pantallas en el interior.

Dispone de hasta cinco pantallas en el interior.

Realidad aumentada

Con el sistema (MBUX) de Mercedes de segunda generación, la firma alemana ofrece nuevas funcionalidades de realidad aumentada.

Recordamos en este sentido que el Mercedes Clase S ya incorporaba la realidad aumentada desde la llegada de la Clase A. Sin embargo, ahora las funcionalidades son mucho mayores.

Por ejemplo, el sistema permite en el head up display de gran tamaño mostrar indicaciones y advertencias en tiempo real (flechas con la navegación ante cruces complicados y sin visibilidad, líneas de la carretera que cambian de color si las pisamos…). En definitiva, ahora la información visual que recibe el usuario es mucho mayor y permite reducir distracciones.

Según Mercedes, además, el sistema permite una conexión de alrededor de 41,79 Mb/segundos, una alta velocidad similar a la que se puede conseguir con un sistema de red en una oficina con buena conexión.

Otras características técnicas de este sistema es una memoria en formado SSD (memoria flash) de 320 GB, además de 16 GB de RAM.

La capacidad de personalización es otra de las características de este nuevo modelo Mercedes. Por ello para que un usuario interactúe con las pantallas primero debe identificarse. En este sentido Mercedes registra hasta siete posibles perfiles en su memoria.

Cuenta con realidad aumentada que se proyecta sobre el parabrisas.

Cuenta con realidad aumentada que se proyecta sobre el parabrisas.

250 leds para iluminar el interior

Es otro de los aspectos que más nos ha llamado la atención en este coche. Y este no es otro que la iluminación interior. Para conseguirla, Mercedes ha incluido hasta 250 leds en el interior.

De esta manera, el vehículo puede ofrecer diferentes situaciones de iluminación para cada situación. Las cámaras del vehículo, por ejemplo, detectan continuamente el tráfico que nos rodea. Y si, en algún momento queremos realizar una acción que implique un peligro (cambio de carril, apertura de puertas…) las luces del interior cambiarán rápidamente a un color rojo intenso y con numerosos parpadeos para alertar del problema al conductor y los ocupantes…

Destaca por incluir conducción autónoma de nivel 3.

Destaca por incluir conducción autónoma de nivel 3.

Nueve airbags y luces sobre la carretera

Otro de los avances de este coche son los nuevos airbags de las plazas traseras. De esta manera Mercedes permite que los ocupantes traseros sufran menos daños en su cabeza ante un posible impacto. En total son nueve los airbags que incorpora.

A ello se suma el airbag central, que lo que hace es que reduce los daños entre conductor y acompañante en caso de colisión.

También es interesante la función de los grupos ópticos que permiten proyectar imágenes sobre la carretera. Mercedes lo ha denominado Digital Light y lo que hace es proyectar líneas auxiliares o símbolos de advertencia sobre la calzada. Esto se consigue por medio de un módulo de iluminación led de alta potencia y 1,3 millones de espejos en miniatura que refractan la luz.

Por ejemplo, en carreteras oscuras, donde la señalización puede ser mala, el sistema lo que hace es detectar las señales, analizarlas y proyectarlas sobre la carretera. Además, también proyecta diferentes haz de luz sobre personas, obras, semáforos…

Asimismo, destaca también el hecho de que si el coche detecta que puede haber un impacto lateral inminente, lo que hace es aumentar la carrocería en décimas de segundo para que así la colisión se produzca en la parte inferior del vehículo donde hay mayores elementos de resistencia y los ocupantes sufran menos daños.

Puede estar conectado con la casa y recibir actualizaciones.

Puede estar conectado con la casa y recibir actualizaciones.

Conectado con la casa… y con el taller

Este Mercedes Clase S es un coche completamente conectado. Esto además permite que una gran cantidad de elementos estén conectados sin cables. Esto permite que Mercedes puede actualizar cualquier sistema del vehículo en remoto y sin necesidad de que pase por el taller. De esta manera el vehículo siempre cuenta con el último software y está preparado, además, para incorporar nuevas funciones.

A ello se suma que el coche pueda estar conectado con algunas de las funciones de nuestra casa con domótica. Así, por ejemplo, el usuario del coche puede comprobar que están todas las luces apagadas. E incluso, si lo prefiere, en algunos países también podría encargar la comida para que le llegara al domicilio.

Otros detalles que le hacen ser líder

Entre los detalles que sobresalen y que le convierten en un modelo líder, destacamos también que es un coche muy aerodinámico. En concreto tiene un coeficiente cX de 0,22, una de las mejores cifras del segmento.

A ello se suma que Mercedes contará con este modelo de una gama electrificada. Inicialmente comienza con motores diésel y gasolina, pero más adelante llegará un motor V8 con tecnología de microhibridación de 48V y también en unos meses aparecerá la versión híbrida enchufable. Esta es la gama que está a la venta desde finales de año:

  S 450 4Matic S 500 4Matic S 350 d S 350 d 4Matic S 400 d 4Matic
Comnbustible Gasolina Gasolina Diésel Diésel Diésel
Cilindros 6 6 6 6 6
Cilindrada 2.999 2.999 2.925 2.925 2.925
Potencia (CV) 367 CV 435 CV 286 CV 286 CV 330 CV

Conclusión

El Mercedes Clase S es uno de los modelos más avanzados que existen. Por tecnología, con la posibilidad de incorporar el nivel 3 de autonomía; por seguridad, con airbags traseros y otro central; por la realidad aumentada y la posibilidad de que esté conectado con actualizaciones y con otras funciones del hogar… En definitiva, un automóvil del futuro, que existe en el presente.