José Luis Cano S.M.

El Kia XCeed es un SUV de diseño coupé que tiene pocos rivales directos en el mercado. Su precio de partida es de 24.000 euros,

Noticias relacionadas

si bien esta cifra se puede reducir hasta los 17.253 euros, si se configuran las ofertas que ofrece carwow.

A continuación reproducimos todos los precios que tiene la gama y las diferentes oferta disponibles, primero con gasolina:

Kia Xceed Gasolina PVP Oferta
1.0 T-GDI 118 CV Concept 24.000 € 17.253 €
1.0 T-GDI 118 CV Drive 24.900 € 18.085 €
1.5 MHEV 158 CV Drive 26.850 € 19.884 €
1.0 T-GDI 118 CV Tech 27.200 € 20.207 €
1.5 MHEV 158 CV Tech 29.150 € 22.006 €
1.0 T-GDI 118 CV Emotion 29.500 € 22.329 €
1.5 MHEV 158 CV Tech automático 30.650 € 23.387 €
1.5 MHEV 158 CV Emotion 31.450 € 24.120 €
1.5 MHEV 158 CV Automático 32.950 € 25.495 €
1.6 TGDI 201 CV Emotion 35.725 € 28.039 €

Y después con diésel:

Kia Xceed Diésel PVP Oferta
1.6 MHEV 134 CV Concept 26.875 € 19.907 €
1.6 MHEV 134 CV Drive 27.775 € 20.737 €
1.6 MHEV 134 CV Business 28.600 € 21.498 €
1.6 MHEV 134 CV Tech 30.075 € 22.859 €
1.6 MHEV 134 CV Business automático 30.100 € 22.882 €
1.6 MHEV 134 CV Tech automático 31.575 € 24.235 €
1.6 MHEV 134 CV Emotion 32.375 € 24.968 €
1.6 MHEV 134 CV Emotion automático 33.875 € 26.343 €

El diseño es la principal virtud de este modelo.

Kia XCeed, sobresale por su diseño

Además de que está disponible con versiones híbridas enchufables, su característica más destacada es sin duda el diseño de la carrocería, ya que Kia nunca ha tenido un coche de estas características en su gama. El modelo generalista más similar es el Mazda CX-30, mientras que algunas alternativas Premium son el Audi Q3 Sportback o el Range Rover Evoque.

Además de ser un modelo rompedor para la marca incorpora algunos elementos que hasta ahora no estaban disponibles en la gama de la marca, como la instrumentación digital. De esta manera Kia sigue alejándose de su imagen económica, lo que tiene su impacto lógicamente en el precio.

La línea de techo cae en este SUV.

Un SUV coupé

El apartado estético es uno de los más importantes en este modelo, ya que Kia ha apostado por un tipo de carrocería que de momento es difícil ver en modelos de corte generalista. Nos referimos a los SUV coupé, que hasta la fecha parecían estar reservados solo a las marcas Premium.

Este Kia XCeed cuenta con algunos elementos estéticos que ya son parte de la identidad de la marca, como por ejemplo la parrilla frontal ‘Tiger Nose’ o las luces diurnas en forma de cubito de hielo que se ubican alrededor de los grupos principales, que también pueden ser full LED en función del acabado.

Lo más destacado del modelo es evidentemente la caída de la línea del techo y la poca altura del conjunto, que pretende combinar dos principios inicialmente opuestos, la robustez de un SUV con la imagen deportiva de un coupé.

Mide 4,39 metros de largo, 1,82 metros de ancho y 1,48 metros de alto, la distancia entre ejes o batalla es de 2,65 metros. En comparación con un Kia Ceed hay diferencias de longitud y altura, nuestro protagonista es ocho centímetros más largo, pero tan solo cuatro centímetros más alto. Aquí puedes ver una tabla con las principales diferencias entre el Ceed y el XCeed:

Ceed XCeed
Longitud 4.31 4.39
Anchura 1.80 1.82
Altura 1.44 1.48
Batalla 2.65 2.65

Interior del Kia XCeed.

Interior y habitabilidad

Con cada lanzamiento Kia demuestra que quiere dejar atrás la imagen de marca económica y básica, el interior del Kia XCeed es un buen ejemplo de ello. Al igual que en el exterior, nos encontramos con una imagen bastante original y atractiva que encaja con el carácter propio de este modelo.

Hay que reconocer, eso sí, que no todas las unidades están disponibles con elementos como esta de pruebas que disponía de la pantalla del sistema de infoentretenimiento de 10” o la instrumentación digital.

Las calidades son en general correctas, con buenos ajustes y molduras en el mismo color de la carrocería y las corduras de la tapicería, que añaden un toque de color que rompe la sobriedad que padecen algunos modelos de la marca surcoreana en el interior.

Nos gusta la cantidad justa de mandos físicos que se mantienen, botones que permiten ajustar parámetros como la temperatura del climatizador o el volumen del sistema de audio sin retirar la vista de la carretera.

El sistema de infoentretenimiento también presenta un buen funcionamiento gracias a la calidad del panel y su tamaño, aunque los menús se muestran algo simples. Por suerte es compatible con Android Auto, lo que permite suplir las carencias estéticas.

Por último, hablamos de la instrumentación digital, una verdadera novedad en la marca que permite subir notablemente la oferta tecnológica de la gama. El panel tiene una buena resolución y presenta un buen nivel de configuración para mostrar distintos parámetros de información en necesidad del gusto del conductor.

Plazas delanteras del Kia XCeed.

Habitabilidad

En la habitabilidad el punto crítico son las plazas traseras, ya que el diseño exterior nos hace presentir que puede faltar algo de espacio en la segunda fila de asientos, ya que la primera cumple sin ningún problema.

Mientras el espacio para las piernas no es ningún problema, es cierto que adultos que superen el 1,85 m de estatura podrán rozar con la cabeza en el techo si nos sentamos completamente erguidos, algo que no ocurre en un Kia Ceed, ya que ofrece un par de centímetros de altura adicional.

El maletero tiene una capacidad de 425 litros, una cifra muy cercana a su principal rival, el Mazda CX-30, pero que se queda lejos de los 500 litros que alcanza los 500 litros, lo que nos deja claro que hay modelos más orientados a la familia que el XCeed. El portón puede contar apertura eléctrica.

Comportamiento dinámico

El Kia Xceed es un SUV con una altura muy reducida, esto tiene sin duda un efecto muy positivo en su comportamiento, que no se distancia mucho del Ceed. Nos encontramos ante un coche equilibrado, que tiene un nivel de agilidad razonable y es cómodo en todos los entornos, incluso en ciudad con sus obstáculos típicos.

Esto se debe a un buen calibrado de la suspensión, que no se endurecen en exceso pero que aun así consiguen mantener las inclinaciones de la carrocería cuando elevamos el ritmo y empezamos a cambiar de dirección en pocos metros.

La dirección tiene un peso ligero en el modo de conducción normal, pero cuando activamos el modo ‘Sport’ gana algo de dureza y por tanto precisión.

Lo que no nos termina de convencer es la apariencia que adapta la instrumentación digital cuando cambiamos de modo, ya que creemos que la información de los relojes se vuelve algo menos clara.

En autovía tenemos un coche bien aplomado, estable y que se encontrará cómodo en viajes de larga distancia, ya que el aislamiento acústico tanto de rodadura como del viento es realmente correcto. En este aspecto también ayudan los sistemas de crucero adaptativo y centrado de carril con intervención de la dirección.

Motores

En cuanto a motores, a nuestro juicio la versión más interesante es la que incorpora la hibridación ligera, ya que ofrece la etiqueta ECO de la Dirección General de Tráfico. Salvo que hagamos muchos kilómetros, optaremos por la variante gasolina, que destaca por su agilidad y consumos ajustados.

En definitiva, un SUV que destaca por su diseño, por su carrocería de tipo coupé y por presentar un cierto atractivo una estética diferente a los SUV convencionales. Una opción a tener en cuenta.