El Hyundai Kona eléctrico probado.

El Hyundai Kona eléctrico probado. José Luis Cano

Hyundai

Probamos el Hyundai Kona eléctrico: ahora más accesible, con las ayudas del Gobierno

El Hyundai Kona eléctrico es un SUV urbano con la etiqueta CERO que nos parece atractivo por su comportamiento y por su elevada autonomía. Su precio también es alto, pero ahora cuenta con descuentos muy atractivos.

24 julio, 2020 00:16

Noticias relacionadas

En El Español hemos probado el Hyundai Kona EV, el primer SUV 100% eléctrico lanzado por la compañía coreana. Un modelo que se caracteriza por ser un coche con la etiqueta CERO de la Dirección General de Tráfico.

La versión que hemos probado ha sido una de las más altas de la gama. Hablamos de la variante de 150 kW (204 CV) con una batería de gran capacidad (64 kWh) y uno de los acabados más completos (Style).

Este modelo está a la venta con un precio oficial de catálogo de 46.450 euros. Una cifra que puede reducirse en unos 5.000 euros (hasta los 41.500 aproximadamente) si se opta por el plan de financiación de la marca.

Y a esta cantidad se podrían restar las ayudas del Plan Renove (4.000 euros) o del Moves (5.500 euros) cuando esté aprobado. Por lo tanto podríamos estar hablando de un preciofinal de entre 37.000 o 38.000 euros aproximadamente.

Si bien seguimos reconociendo que es un precio elevado, también hay que dejar claro que es ahora la diferencia frente a uno de combustión es menor.

Anteriormente rondaba los 12.000 euros y ahora puede situarse en unos 7.000 o 8.000 euros, cifra que habría que hacer cálculos para ver si se amortiza en combustible, impuestos y mantenimiento.

Este Hyundai Kona EV tiene un precio de catálogo de 46.450 euros.

Este Hyundai Kona EV tiene un precio de catálogo de 46.450 euros.

Un SUV único

A cambio de pagar un precio elevado, el Hyundai Kona EV es un coche con muy pocos rivales. Es cierto que existen muchos todocaminos urbanos en el mercado. Pero hay muy pocos 100% eléctricos.

Entre los posibles rivales desde aquí citamos al Peugeot e-2008, Kia e-Soul y DS3 Crossback e-Tense.

Diseño atractivo

Nos colocamos junto a él y rápidamente comprobamos que estamos ante un modelo especial. Por ejemplo, no cuenta con tomas de ventilación en la parrilla, también dispone de paragolpes específico y las llantas de diseño diferenciado de 17 pulgadas nos confirman que estamos ante un coche 100% eléctrico.

Sorprende, en este sentido, lo bien que está ‘escondida’ la toma de corriente del enchufe, situada en el frontal del vehículo.

Continuamos en su interior y aquí podemos señalar que hay más elementos específicos todavía. Por ejemplo, el cuadro de instrumentos de 7 pulgadas es completamente digital y cuenta, además, con un diseño específico y con innovadores menús que nos señalan la carga y cómo funciona el sistema de propulsión del coche.

Cuenta con un motor de 150 kW (204 CV) y una batería de gran capacidad (64 kWh).

Cuenta con un motor de 150 kW (204 CV) y una batería de gran capacidad (64 kWh).

Eso sí, lo que más nos llama la atención es la zona de la consola, ya que al ser automático y eléctrico desaparece como tal la palanca de cambios.

En su lugar Hyundai ha introducido unos botones de fácil manejo con la D (para el inicio de la marcha), la P (de parking o detención), la N (de punto muerto o Neutral) y la R (de retroceso o Reverse). A ellos se suma el mando del freno eléctrico.

Este cambio es lo que se conoce como ‘Shift by wire’ que lo que significa es que no tiene conexiones mecánicas. Esto permite una transmisión más suave, sin accionamientos mecánicos y, además, ahorrar una gran cantidad de espacio. Y el espacio en un eléctrico es clave para el alojamiento de las baterías.

Entre los rivales del Kona EV destacamos el Peugeot 2008, Kia e-Soul y DS3 Crossback e-Tense.

Entre los rivales del Kona EV destacamos el Peugeot 2008, Kia e-Soul y DS3 Crossback e-Tense.

Además, los mandos del cambio llaman la atención por su facilidad y por ser muy intuitivos. Si bien hay que señalar que hay que presionarlos de forma contundente y en algunos momentos no son tan rápidos como quisiéramos.

Además, el mando del freno eléctrico no cuenta con ningún luminoso que nos diga si está encendido o apagado, lo que puede llevar a confusión.

Otro aspecto característico de este modelo es que la posición de conducción es elevada. Incluso bajando el asiento al mínimo seguimos circulando más altos de lo que nos gustaría.

Hay que recordar en este sentido que la batería, que tiene una capacidad elevada (64 kWh) está situada, principalmente debajo de los asientos traseros y también de los delanteros.

El diseño de este modelo es atractivo y original respecto al Kona de combustión.

El diseño de este modelo es atractivo y original respecto al Kona de combustión.

Sistema de propulsión

La versión probada en este Kona EV es la más potente. Se trata por tanto de un propulsor de 150 kW (204 CV) y con la mencionada batería de iones de litio de gran capacidad de 64 kWh. Cabe señalar en este sentido que el Kona EV se ofrece en una versión más asequible con un motor de 100 kW (136 CV) y una batería de 39,2 kWh.

Al ser la versión más potente, este Kona EV destaca por sus prestaciones y también por su autonomía. Comenzando por el apartado de prestaciones, comprobamos que uno de los puntos fuertes de este modelo es su gran capacidad de aceleración desde parado. Algo que comprobamos en su ficha técnica en la aceleración de 0 a 100 km/h que es de 7,6 segundos. La velocidad máxima, como todo eléctrico, no es muy alta. En este Kona EV queda limitada a 167 km/h.

Como decíamos anteriormente, el aspecto más destacable de este modelo es su aceleración. Por ejemplo si ajustamos el vehículo al modo Sport (hay también otros modos como Eco y Confort) y aceleramos desde parado a fondo, comprobaremos que nuestra espalda se pega a los asientos con contundencia.

El frontal no necesita tomas de ventilación.

El frontal no necesita tomas de ventilación.

Eso sí, para que podamos apreciar completamente la aceleración, la calzada tendrá que estar en buenas condiciones, porque de lo contrario nos enfrentaremos a grandes pérdidas de tracción con el eje delantero.

Precisamente este apartado, el de las pérdidas de tracción del eje delantero, es una de las posibles críticas que tiene el Kona EV. Y es que en algunos momentos el tren delantero no puede asimilar de golpe la entrada de tanto par (el Kona EV ofrece hasta 395 Nm. de par máximo). Por ejemplo, en curvas en apoyo con el suelo resbaladizo, si se acelera a fondo nos podremos llevar algún que otro susto.

Levas para gestionar la frenada

Otro aspecto destacable del Kona EV es que cuenta con unas levas que nos permite ajustar la frenada regenerativa. De esta manera, si accionamos varias veces la leva izquierda tras el volante, comprobaremos cómo el Kona EV retiene mucho más a la hora de levantar el pie del acelerador.

Por el contrario, si queremos que el coche vaya ‘más suelto’, con menos retención, entonces tendremos que accionar la leva derecha varias veces.

Esto nos permitirá circular en grandes momentos sólo con el acelerador. Aun así, esta conducción no está tan conseguida como con Nissan con el e-Pedal. Mientras que en el modelo japonés, prácticamente de verdad te puedes olvidar del freno, con el coreano el coche no se llega a detener, incluso con la mayor retención, lo que hará que tengamos que accionar el pedal del freno, cuando queremos parar el vehículo.

Toma de corriente.

Toma de corriente.

Elevada Autonomía

Es, con toda probabilidad, el apartado más destacable del Kona EV. Por fin, ya estamos ante un vehículo eléctrico de verdad, de los que te puede permitir realizar un viaje más o menos largo o incluso cargarlo sólo una vez por semana.

Nosotros con el Kona EV durante la prueba hemos conseguido un consumo de 16,5 kWh. Sin embargo, si se realiza una conducción más eficiente se puede llegar a un consumo de 14 kWh por cada 100 kilómetros recorridos.

Por tanto, si tenemos en cuenta que la batería de iones de litio tiene una capacidad de 64 kWh entonces esto nos da una autonomía real de entre 380 kilómetros y 450 kilómetros. Lógicamente si se circula más por ciudad, que es donde los eléctricos regeneran más, nos acercaremos más al máximo de autonomía, mientras que si lo hacemos por autopista es posible incluso que estas cifras bajen de forma considerable.

Estas cifras se acercan a las comunicadas por Hyundai. Aunque inicialmente, la firma coreana hablaba de una autonomía de cerca de 500 kilómetros, poco después Hyundai tuvo que rectificar señalando que había habido un error en las mediciones, dejando así una autonomía oficial de 449 kilómetros para la versión de 64 kWh.

Interior del cuadro de instrumentos.

Interior del cuadro de instrumentos.

Tiempo de carga

En cuanto al tiempo de carga todo dependerá de la capacidad contratada y del tipo de enchufe del que dispongamos.

Por ejemplo si disponemos de un enchufe convencional de un hogar con 3,3 kW estaremos hablando de entre 17 y 18 horas para realizar una carga completa.

Por el contrario, si contamos con una toma de 7,2 kW el tiempo de carga completa se reduce hasta las 9 horas y 35 minutos, aproximadamente.

Hyundai por su parte señala que este Kona EV también permite cargas rápidas (100 kWh) en un tiempo estimado de 54 minutos. Pero conviene recordar en este sentido que el abuso de este tipo de cargas podría limitar la durabilidad de la batería.

Asientos delanteros del Kona EV.

Asientos delanteros del Kona EV.

Coste por cada 100 kilómetros

En cuanto al coste por recarga y por cada 100 kilómetros hora es algo complicado de determinar, ya que el precio del kWh depende de la hora de la conexión, la potencia contratada, los impuestos, la compañía comercializadora, etc.

Para poder hacer una aproximación real a lo que supondría una recarga tomamos como ejemplo la media de gasto que tenemos en casa con Naturgy que es de 0,19 euros el kWh. Por tanto, esto quiere decir que una recarga completa de 64 kWh a este precio supondría 12,16 euros de coste. Esto significa que si con una batería completa podemos recorrer unos 400 kilómetros, entonces nos sale que el coste por cada 100 kilómetros es de unos 3 euros aproximadamente.

Hay que dejar bien claro que esto es una aproximación, ya que son muchas las fuentes que señalan que el coste por cada 100 kilómetros es inferior ya que existen tarifas supervalle con un precio del kWh mucho más económico.

Asientos traseros del Hyundai Kona.

Asientos traseros del Hyundai Kona.

Precio y equipamiento

En relación al equipamiento, podemos señalar que este modelo viene muy equipado. Esta versión incorpora de serie:

• Faros full LED
• Sensor de luces
• Luces de carretera automáticas
• Volante de cuero calefactable
• Asientos de cuero
• Asientos delanteros con reglajes eléctricos
• Asientos delanteros calefactados y ventilados
• Cargador inalámbrico de smartphone
• Navegador y radio DAB con pantalla táctil de 8,0»
• Apple CarPlay y Android Auto
• Cámara de aparcamiento trasera
• Climatizador automático
• Control de crucero inteligente
• Head Up Display
• Sensor de lluvia
• Llave inteligente y arranque por botón
• Sensor de aparcamiento delantero y trasero
• Sistema de asistencia a la frenada de emergencia con detección de peatones FCA
• Sistema de aviso de colisión frontal
• Sistema de detección de fatiga del conductor
• Sistema activo de cambio involuntario de carril
• Sistema de detección de ángulos muertos
• Alerta de aproximación de tráfico trasero
• Sistema de reconocimiento de señales
• Sistema activo de seguimiento de carril

Etiqueta Cero de la DGT.

Etiqueta Cero de la DGT.

Conclusión

El Hyundai Kona EV es un coche que nos ha dejado un excelente sabor de boca. Entre sus puntos fuertes, destacamos la potencia del motor, su aceleración, la gran capacidad de las baterías y su autonomía. Por fin podemos señalar que estamos ante un eléctrico recomendable. Un coche con el que podemos recorrer entre 380 y 450 kilómetros reales con una única carga.

Además, a día de hoy, recorrer 100 kilómetros con este eléctrico tiene un precio de unos 3 euros. Esto añadido a otras ventajas como el hecho de no pagar en la zona SER o poder circular libremente en episodios de contaminación, e incluso tener un mantenimiento más reducido le convierten en un coche muy atractivo para las grandes ciudades.

¿Aspectos a mejorar? Sí, los tiene. El consumo de es algo alto y la carga es lenta en los enchufes convencionales. También la cifra de venta es muy elevada, si bien es el precio que hay que pagar por conducir la última tecnología.

Valoración

Diseño: 7
Espacio interior y maletero: 7
Motor, cambio y prestaciones: 9
Confort y terminación: 8,5
Equipamiento en seguridad y tecnología: 9
Diversión al volante: 9
Precio: 6

Puntuación final: 7.92