Hyundai

El Hyundai Kona estrenará una versión eléctrica en 2018

31 octubre, 2017 08:28

Si te gustaba la estética revolucionaria y un tanto futurista del nuevo Hyundai Kona, pronto tendréis la opción de presumir de contar con toda una revolución. La firma surcoreana está a punto de lanzar su crossover compacto al mercado, sin embargo, ya prepara la llegada de una de sus principales novedades. Será de cara al año que viene, en 2018, cuando Hyundai ha confirmado que se lanzará una versión completamente eléctrica del Hyundai Kona.

Será un proyecto compartido, ya que KIA también se beneficiará del trabajo de ambas en esta nueva tecnología de propulsión, algo que ya ocurre en el caso de las motorizaciones de combustión interna convencionales. Concretamente, se han anunciado dos versiones, una con autonomía homologada NEDC de 350 kilómetros y una segunda de 500 km, cifras que lo sitúan por encima de la versión eléctrico del actual Hyundai Ioniq, el cual, con una batería de 28 kWh, puede llegar a completar un rango de 280 kilómetros sin recarga según ciclo NEDC.

El Ioniq será el espejo en el que mirarse para este nuevo Hyundai Kona completamente eléctrico, aprovechando principalmente gran parte de sus elementos mecánicos y seguramente también el propulsor que rinde aproximadamente 120 CV de potencia y cuenta con 295 Nm de par. Obviamente, la gran diferencia reside en la batería, completamente nueva, que se espera que aumente su capacidad hasta los 50 kWh. El objetivo será el de plantar cara a vehículos que ya se encuentran en el mercado y que están cosechando un gran éxito, como es el caso del Ampera-e con el que Opel no está pudiendo satisfacer toda la demanda generada durante los últimos meses.

Se ha estimado que esta nueva versión del Hyundai Kona se podría poner a la venta por unos 35.000 euros y contará con una carrocería retocada para tener un mejor coeficiente aerodinámico. También se reducirá el tamaño de las llantas, con el objetivo de montar neumáticos más estrechos y de mayor perfil que permitan un menor consumo de energía a la hora de desplazarse. En cuanto al interior, se espera que cuente con la habitual configuración de dos pedales y palanca automática, sin embargo, se espera que el grado de recuperación de energía que deseamos tener en cada momento (lo que retiene el recuperador cuando soltamos el acelerador) se podrá regular a través de levas detrás del volante, casi como si de un cambio secuencial se tratara.