Original: así es el diseño del nuevo Honda e.

Original: así es el diseño del nuevo Honda e. José Luis Cano

Honda

Este eléctrico es el coche que más nos ha llamado la atención: probamos el Honda e

Analizamos en esta prueba el nuevo Honda e, un coche eléctrico que parece venido del futuro. Destaca por su diseño y elevada tecnología. A cambio, su autonomía es reducida y tiene un precio elevado.

21 julio, 2020 17:11

Noticias relacionadas

En El Español hemos realizado una primera prueba al nuevo Honda e. Un coche que, de todos los eléctricos que han pasado por nuestras manos, es de los que más nos ha impactado.

Tanto por su diseño como por su tecnología, estamos hablando de un coche único en el mercado... un turismo venido del futuro que se vende en el presente.

A la hora de posicionar este modelo, lo primero que tenemos que decir es que es un coche con un enfoque muy particular. Es decir es un vehículo eléctrico orientado completamente a la ciudad.

Por su tamaño, que es contenido, y por su autonomía, que es limitada, es un coche eléctrico con el que apenas se pueden recorrer grandes distancias.

De ahí que sus principales clientes sean todos aquellos que no tengan necesidades de espacio interior y sus desplazamientos sean principalmente urbanos.

Otra posible opción para este coche es que se convierta en el segundo coche familiar, algo que es difícil de argumentar por su elevado precio y porque solo ofrece una configuración para cuatro plazas, lo que limita también su uso.

A cambio, eso sí, la configuración de la carrocería es de cinco puertas, algo que siempre es de agradecer en este tipo de coches.

El Honda e presenta un tamaño contenido.

El Honda e presenta un tamaño contenido.

Rivales del Honda e

Comenzando por sus dimensiones, vemos que el Honda e tiene un tamaño reducido. Mide 3,89 metros de largo, tiene una anchura de 1,75 metros y una altura de 1,51 metros. Asimismo, su distancia entre ejes es de 2,53 metros.

Con estas medidas, el Honda e compite contra los eléctricos más pequeños del mercado, que son, entre otros:

• Citroën C-Zero
• Mini eléctrico
• Opel Corsa-e
• Peugeot iON
• Peugeot e-208
• Renault Zoe
• Seat Mii electric
• Skoda Citigo-e iV
• Smart EQ fortwo
• Volkswagen e-Up!

Sin embargo, si cogemos todos estos modelos y los comparamos en un gráfico vemos como dentro de los eléctricos urbanos hay realmente dos divisiones: una de coches muy pequeños y con una distancia entre ejes muy corta (Seat Mii, Fiat 500, Smart EQ) y otra con los eléctricos algo más grandes (Opel Corsa-e, Peugeot e-208, Renault Zoe). Pues bien, el Honda e estaría incluido en este último apartado:

Continuando con las capacidades del Honda e llegamos al apartado de maletero. Y aquí podemos ver que el Honda e, tiene un espacio de 171 litros. Se trata, tal y como se puede ver en la siguiente tabla, de una cifra reducida y de uno de los maleteros más pequeños de la categoría:

Modelo Maletero
Renault Zoe 338 litros
Opel Corsa-e 267 litros
Peugeot e-208 265 litros
Seat Mii 251 litros
Volkswagen e-Up 251 litros
Smart EQ Forfour 185 litros
Honda e 171 litros
Los espejos son cámaras digitales.

Los espejos son cámaras digitales.

Habitabilidad

Una vez que conocemos sus dimensiones exteriores y la capacidad del maletero toca el turno de comprobar la habitabilidad.

En líneas generales podemos decir que es un coche razonablemente amplio para cuatro personas, si tenemos en cuenta que sus dimensiones son muy reducidas. Para ello Honda se beneficia del hecho de que los eléctricos necesiten menos espacio en elementos como el motor o las conexiones mecánicas, además de poder ofrecer un piso plano.

Comenzando con las plazas delanteras, el Honda e cuenta con 137 centímetros de anchura y 97 centímetros de altura. Si lo que hacemos es comparar con el resto de utilitarios del segmento podemos ver que en anchura está bien, aunque en altura libre al techo es mejorable tal y como se puede ver en este gráfico.

Detrás, el espacio es algo más justo. Los empeines de los pies nos rozan con el asiento y contamos con unos 5 centímetros libres para las rodillas y con otros 5 centímetros de espacio libre para nuestra cabeza. Con el metro en la mano, el Honda e mide 129 centímetros de anchura y 89 centímetros de altura.

Comparado el espacio interior de este eléctrico con otros modelos del segmento B vemos que el Honda e se sitúa en un punto intermedio, tal y como se puede ver en esta gráfica.

Así se ven los espejos desde dentro.

Así se ven los espejos desde dentro.

Un precio elevado

El apartado del precio es el más peliagudo, ya que el nuevo Honda e es el más caro de todos los modelos citados anteriormente.

Esto se debe a que Honda ha querido posicionar el Honda e como un modelo muy tecnológico y más cercano a un fabricante premium que a un constructor generalista. No tanto, por sus acabados, pero sí por la gran carga de innovación que incorpora.

Este eléctrico está a la venta, según Honda, desde 34.800 euros. En el caso de que el usuario se adhiera al Plan Moves y achatarre un vehículo (y sume también los descuentos de financiación de la marca) este precio podría rebajarse hasta los 29.300 euros, una cifra que sigue siendo alta, tal y como puedes ver en la siguiente tabla de eléctricos:

Modelo Precio sin descuentos Precio con el Plan Moves
Seat Mii 21.300 euros 15.800 euros
Volkswagen e-Up 22.803 euros 17.303 euros
Smart EQ Forfour 25.150 euros 19.650 euros
Opel Corsa-e 31.200 litros 23.700 euros
Peugeot e-208 32.100 euros 24.100 euros
Renault Zoe 32.150 euros 25.043 euros
Mini 33.950 euros 28.450 euros
Honda e 34.800 euros 29.300 euros
Fiat 500 37.900 euros 32.400 euros

En este gráfico también se puede ver cómo se sitúa el Honda e por tamañoy precio respecto a sus rivales:

Como contrapartida al precio elevado, tenemos que reconocer que el Honda e viene con un equipamiento elevado: incorpora de serie los retrovisores con cámara, lo que se conoce como Honda sensing, con multitud de ayudas a la conducción, así como asientos con calefacción entre otros elementos.

Destaca por alto nivel de digitalización.

Destaca por alto nivel de digitalización.

Nos ponemos al volante

Una vez que tenemos claro que estamos ante un modelo diferente y con un precio y una tecnología por encima de la media, llega el momento de ponernos al volante.

Desde el punto de vista del diseño, y a sabiendas de que la estética es muy subjetiva, a nosotros nos parece que este Honda e es uno de esos coches que surgen cada cierto tiempo y que están tocados por la varita mágica del agrado del público. Y decimos esto porque este Honda e es un coche muy llamativo. Tanto es así que llama la atención continuamente a la mayoría de los viandantes que lo ven y que no pueden dejar de girar la cabeza para observar todos los detalles del nuevo modelo.

¿El motivo? Principalmente su aspecto futurista. Este nuevo Honda e tiene un diseño de coche de la próxima década. Gran parte de las personas a las que hemos preguntado no se creen que se trata de un coche de serie, de producción, sino más bien de un vehículo experimental que no está a la venta. Y cuando respondemos que sí se puede comprar en un concesionario, nos miran con cierta incredulidad.

Por ejemplo, llaman la atención sus formas redondas, los faros que simulan los ojos de un androide del futuro, la ausencia de espejos retrovisores (para incorporar en su lugar cámaras)...

Elementos todos ellos llamativos pero que también reconocemos que contrastan con algunas calidades, como el frontal, con unos plásticos que dan cierta sensación de debilidad.

Algo similar ocurre con las puertas, que tampoco al cerrarse tienen un gran sonido contundente. Como contrapartida, presentan soluciones innovadoras como los tiradores de las mismas, que permanecen ocultos.

Otro elemento que también nos ha resultado curioso es la toma de carga del vehículo que está sobre el capó. Para poder levantar esta tapa y cargar el vehículo tendremos que accionar el mando de la llave.

No existe palanca de cambios, en su lugar hay más espacio.

No existe palanca de cambios, en su lugar hay más espacio.

La revolución está en el interior

El interior es igual de llamativo. Entre otras cosas porque está digitalizado. En concreto se pueden contar hasta cinco pantallas. Dos de ellas de 6 pulgadas para los espejos retrovisores (no hay espejos como tal sino cámaras), otra pantalla central para el cuadro de instrumentos (con 8,8 pulgadas) y dos nuevas pantallas de 12,3 pulgadas.

Junto al elevado número de pantallas, también sobresale la nueva interfaz entre el hombre y la máquina, lo que se conoce como HMI (Human Machine Interface). Un sistema operativo que nos recuerda cada vez más al uso de los teléfonos móviles, con menús similares, aplicaciones, intercambio de pantallas, etc.

Interior con las diferentes cámaras.

Interior con las diferentes cámaras.

De hecho, desde Honda señalan que se han inspirado en los móviles a la hora de crear el sistema operativo del vehículo. Asimismo, tal y como ocurre también en el resto de marcas, este nuevo Honda e también incorpora el asistente virtual para que diciendo 'Ok Honda' podamos interactuar con el vehículo.

En cuanto a las cámaras de los espejos cuentan por ejemplo con un recubrimiento en la lente que repele el agua. En marcha nos parece que están muy bien resueltas y rápidamente te haces con estas cámaras.

No ocurre lo mismo, con el espejo central, que también utiliza una cámara, pero que nos da la sensación de estar demasiado cerca de nuestros ojos y pensamos que podía mejorar en ergonomía.

Cierra la lista de virtudes, la tapicería y la forma de los asientos del vehículo, puesto que nos recuerdan, en parte a los sofás de una casa. De hecho, Honda lo ha hecho a propósito así para que veamos el coche como una prolongación del hogar.

La carga se realiza desde la parte delantera.

La carga se realiza desde la parte delantera.

Motor y autonomía

Recorremos los primeros kilómetros con el Honda e y rápidamente nos da la sensación de un buen funcionamiento. Es un vehículo ágil, con un buen aplomo, una dirección directa... En líneas generales, el comportamiento es sobresaliente.

Mención especial merece su radio de giro corto (4,3 metros), lo que nos confirma que estamos ante un coche enfocado a la ciudad. También sobresale por su confort de marcha. El habitáculo está bien aislado lo que genera una sensación de agrado al conducirlo.

Espejo interior también digital.

Espejo interior también digital.

El motor con 100 kW (136 CV) es resolutivo y cuenta con dos modos de conducción (Normal y Sport) que permiten variar la entrega de potencia. También es destacable el hecho de que podemos aumentar la retención del mismo, hasta el punto de que podemos prácticamente conducir con el acelerador y sin tocar el freno.

En cuanto a la batería tiene una capacidad de 35,5 kWh. Esta batería está situada en una posición central, bajo el piso.

El tipo de conector para su carga es Tipo 2 Mennekes. Y en cuanto a los tiempos de carga estaremos hablando de unas 16 o 18 horas para una carga doméstica en monofásico a 2,3 kW y de unas ocho horas si contamos con una carga de 7,4 kW. Conviene recordar en este sentido que al precio del vehículo hay que sumarle el conector que son entre 1.200 y 1.500 euros más la instalación...

Toma de corriente del Honda e.

Toma de corriente del Honda e.

Y en relación a la autonomía, es otro de los aspectos más criticables del modelo. Durante nuestra toma de contacto el consumo que ha dado este nuevo Honda e es de unos 18 kWh.

Por tanto, si tenemos en cuenta que su batería es de 35,5 kW estaríamos hablando de algo menos de 200 kilómetros de autonomía, una cifra que a nuestro juicio se presenta algo corta ya que nos obligará a realizar entre una y dos cargas completas como mínimo a la semana. La autonomía oficial es de 222 kilómetros, una cifra que sitúa al Honda e al final de la siguiente tabla:

  Potencia Batería Autonomía
Peugeot e-208 100 kW 50 kWh 340 km
Opel Corsa-e 100 kW 50 kWh 334 km
VW ID.3 93 kW 45 kWh 330 km
DS3 Crossback 100 kW 50 kWh 320 km
BMW i3 125 kW 42 kWh 308 km
Renault Zoe 80 kW 41 kWh 300 km
Hyundai Kona 100 kW 39 kWh 286 km
Kia e-Soul 100 kW 39 kWh 276 km
Mini SE 135 kW 50 kWh 230 km
Honda e 100 kW 35,5 kWh 222 km

Conclusión

El Honda e es un coche de capricho. Tiene un diseño que enamora y una carga tecnológica que hace que nos transportemos al futuro. Además, presenta un buen comportamiento y es muy agradable de conducir.

Como aspectos a mejorar, su precio es elevado, muy elevado. Es lo que tiene incorporar tanta tecnología. A su vez, también es mejorable una mayor autonomía, ya que el consumo algo elevado y la capacidad de la batería justa hace que la autonomía se sitúe solo en 200 kilómetros.

Valoración

Diseño: 10
Espacio interior y maletero: 6
Motor, cambio y prestaciones: 7
Confort y terminación: 9
Equipamiento en seguridad y tecnología: 10
Diversión al volante: 7,5
Precio: 6

Puntuación final: 7,92