El Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, España Puede, destinará 70.000 millones de euros procedentes de los fondos europeos Next Generation EU durante los próximos tres años a inversiones que harán que el país salga mejor y más fuerte de la crisis de la covid-19. Unas cifras históricas que deben ir acompañadas de reformas y de una inversión inteligente para lograr los objetivos fijados. 

Noticias relacionadas

Así lo ha puesto de relieve el presidente de la asociación DigitalES, Eduardo Serra, en la rueda de prensa de presentación de la nueva edición su evento DigitalES Summit. Serra ha incidido en la importancia de no dejarnos "deslumbrar" por la cuantía de estos fondos, que deberán invertirse de forma "eficaz y eficiente".

"La recuperación postpandemia se canalizará necesariamente a través de la digitalización", ha remarcado Serra, quien ha incidido en que España no se puede permitir el lujo de perder el tren de la revolución digital como perdió el de la industrial, "una pérdida que hemos tardo siglos en pagar". 

Por su parte, el director general de DigitalES, Víctor Calvo-Sotelo, ha agregado que el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia contempla un "equilibrio" entre inversiones y reformas y ha celebrado que el Gobierno haya elevado el peso de la digitalización en el programa del 20% exigido por Bruselas al 30%.

Sin embargo, ha recordado que este plan es "solo el inicio de una carrera de fondo, no un esprint" y que las reformas y los fondos van a durar varios años. En este contexto, ha recordado que DigitalES ha puesto en marcha una task-force sobre Next Generation EU, para identificar posibles alianzas entre sus asociados y con el exterior y avanzar en la elaboración de propuestas que garanticen el cumplimiento de hitos.

El papel que juega el sector tecnológico en la nueva etapa que se abre para la economía tras la pandemia es precisamente el hilo conductor del próximo DigitalES Summit 2021, que se celebrará los días 7, 8 y 9 de julio en Madrid, un evento que combinará lo presencial con lo online. 

De hecho, entre los distintos temas que se abordaran en estas tres jornadas, además del rol de la digitalización y los fondos en la recuperación de la crisis de la covid, se encuentran también la formación digital, la sostenibilidad, las infraestructuras digitales, las tecnologías emergentes o la 5G.

Talento y formación

El aspecto en el que más hincapié han hecho los directivos de DigitalES durante la rueda de prensa del Summit es en el del talento y la formación. Serra ha advertido de la velocidad a la que se está agrandando el déficit de especialistas tecnológicos en España, que, según la patronal, a día de hoy es de entre 70.000 y 75.000 posiciones.

Además, ha alertado de que, de seguir esta misma tendencia, nos estaríamos acercándonos a los 100.000 puestos de trabajo sin cubrir, "una cota que podría alcanzarse en menos de un año". "Seis de cada diez posiciones que se abren no llegan a cubrirse, o cuesta mucho llegar a hacerlo", ha aseverado Serra.

En este sentido, ha recalcado que para lograr este objetivo es necesaria la "máxima colaboración entre empresas, administraciones, centros educativos de FP y universidades", así como a una mayor coordinación entre iniciativas locales, autonómicas, públicas y privadas.

"No podemos perder ni tiempo, ni energía", ha incidido el presidente de DigitalES, Eduardo Serra, quien ha advertido de que éste es "un ámbito donde históricamente se han producido muchas duplicidades e ineficiencias".

En este contexto, ha avanzado algunas de las aportaciones que la asociación presentará en los próximos días al Anteproyecto de Ley Orgánica de Ordenación e Integración de la Formación Profesional. "La FP en España debería tener una mayor orientación al empleo y una mayor involucración de las empresas. Eso pasa por evolucionar la FP Dual y por actualizar los planes de estudio", afirma.

En relación con otros de los aspectos que se abordarán en el Summit, Calvo-Sotelo ha instado a aprovechar la oportunidad histórica que representa "la posición de privilegio" que tiene España en ciertos ámbitos, como las infraestructuras. También ha incidido en la contribución que tendrá la transformación digital sobre la sostenibilidad y la eficiencia energética y ha reclamado una regulación y una fiscalidad que reconozcan dicha contribución.

Tasa RTVE

Por otro lado, DigitalES ha celebrado la decisión del Gobierno de que los operadores de telecomunicaciones queden exentos de la aportación directa del 0,9% que venían abonando desde hace más de una década a la financiación de RTVE, a la que seguirán contribuyendo a través de la tasa sobre reserva de dominio público radioeléctrico.

Calvo-Sotelo ha mostrado su "satisfacción" respecto de estas modificaciones incluidas en el Anteproyecto de Ley general audiovisual, que avanzan hacia un mayor equilibrio en las reglas del juego y que se producen en un momento en que hay que hacer reformas "inteligentes" que ayuden a la inversión y la innovación en todos los sectores.

A su juicio, este gravamen constituía una "anomalía del mercado" que existía en España y que era fruto de una decisión arbitraria tomada hace ya una década y que hizo que un sector que no tenía nada que ver con RTVE tuviera que empezar a financiarla al retirarse la publicidad de la misma. 

Serra ha ido más allá y ha calificado esta tasa de "atropello histórico" y ha apostillado que no sabe si la nueva decisión de que plataformas de pago como Netflix, HBO o Disney+, o de intercambio de vídeo como YouTube, abonen el 1,5% de sus ingresos anuales en España para financiar la televisión pública será la medida "definitiva que arregle el problema" de la financiación de RTVE. 

Asimismo, Calvo-Sotelo ha recordado también que en la patronal vienen desde hace tiempo advirtiendo de que el sector soporta unas cargas fiscales en España "muy superiores" a las de sus homólogos europeos y todavía existen formas para mejorar este marco fiscal, adaptarlo a la realidad económica e incentivar la inversión y la innovación.