Eva Sirera, directora de innovación de Desigual.

Eva Sirera, directora de innovación de Desigual.

Gran Empresa

Eva Sirera (Desigual): "Las startups nos ayudan a entender cuál es el impacto real que tiene la tecnología"

La firma ha lanzado su segundo programa de innovación abierta junto a Wayra para realizar pilotos con IA generativa o analítica de datos. 

10 marzo, 2023 01:28
Barcelona

El encuentro con Eva Sirera, directora de innovación de Desigual, tiene lugar en uno de los pabellones que más público atrajo durante la celebración del pasado Mobile World Congress, el de 4YFN dedicado a las startups

Esta firma textil acude a este encuentro con el mismo propósito que otras grandes compañías: buscar ideas que den solución a los retos que su industria, la de la moda, tiene por delante.  

Hace tres años, esa innovación se fraguaba en la propia compañía: “Pusimos en marcha un programa muy incipiente, pero nos costaba mucho materializar los proyectos porque cuando los acabábamos de desarrollar, la tecnología ya estaba obsoleta y es complicado producir un producto real para testear”, explica Sirera.

[El MWC 2023 moviliza más de 40 millones de euros en inversiones para empresas emergentes a través de 4YFN]

De ejemplo, pone el desarrollo de un sistema que empleaba RFID para identificar cada prenda de forma única, tener un control completo de las existencias y saber dónde está cada una. “Sacar adelante esta aplicación dentro de la compañía fue muy complejo, tardamos mucho tiempo y no era escalable”. 

Aunque siguen trabajando en proyectos de forma interna desde el departamento de I+D, “casi toda la tecnología viene de fuera, ya sea de grandes proveedores o de startups”.

Acelerando la innovación textil

Con el objetivo de detectar esos desarrollos en los que trabajan las empresas emergentes, en 2021 nació Awesome Lab, “la primera aceleradora de startups del sector de la moda en España”, aseguran desde la firma.

La crearon de la mano de Wayra, el programa de innovación abierta de Telefónica, y en su primera edición participaron siete proyectos, entre ellos la estadounidense Syrup, que ha desarrollado una solución de inteligencia artificial para gestionar inventarios.

[Las innovaciones de siete startups que aceleran la digitalización de Desigual]

Su algoritmo hace una predicción de la demanda teniendo en cuenta tanto factores internos de la compañía como externos. "Por ejemplo, si hace frío es evidente que vas a vender más abrigos, pero además tiene en cuenta variables como lo que se comenta en redes sociales, de las que se puede desprender información relevante, como que en una determinada zona se están buscando abrigos negros y tenemos que asegurarnos de que el cliente lo encuentre”, describe Sirera. 

El propósito es asegurar que las prendas están disponibles donde existe demanda y, si es necesario, moverlas de un punto de venta a otro a tiempo. “Hicimos un piloto durante cuatro meses y vimos que el 80% de prendas que la aplicación proponía mover se acababan vendiendo en las siguientes cuatro semanas”. Ya están implantando la solución en España, Italia, Francia y Alemania. Después vendrán otras geografías, como Japón, Singapur y Estados Unidos.

Thomas Meyer, presidente y fundador de Desigual durante su intervención en 4YFN de MWC 2023.

Thomas Meyer, presidente y fundador de Desigual durante su intervención en 4YFN de MWC 2023.

Flexibilidad y cambio cultural

Mientras recogen los frutos de esta primera convocatoria, Desigual anunciaba, en el marco de 4YFN, un Open Call para la segunda edición de Awesome Lab. De nuevo, de la mano de Wayra, aunque esta vez ligeramente diferente: ya no es una programa de aceleración sino de innovación

“En septiembre lanzamos la segunda edición enfocada a realizar pilotos en la compañía. Dejamos de lado la parte de aceleración, de acompañamiento, de hacer crecer las startups, porque es muy complejo dar un contenido que se adecue al nivel de todos los proyectos. Cada una está en su momento, tiene unos conocimientos, sus tiempos y sus intereses y necesidades. Además, lo que más les interesa es hacer pilotos, que es donde más se aprende”, apunta.

[T-Neutral, la startup que ayuda a la industria textil a convertir en recursos la ropa que acaba en el vertedero]

Durante el anuncio de esa convocatoria abierta de carácter internacional, Thomas Meyer, fundador y presidente de Desigual, quiso dejar patente la apuesta por la innovación como la fórmula que “nos permite mantener el espíritu de transformación que siempre nos ha caracterizado”.

“Con el proyecto de su propio hub de innovación, Awesome Lab está permitiendo un cambio cultural hacia una compañía más flexible e innovadora y repercutiendo directamente en una mejor experiencia para el cliente final”, manifestó Marta Antúnez, directora de Wayra Barcelona.

IA generativa y analítica

En esta segunda convocatoria, Desigual y Wayra se fijarán en los proyectos que puedan aportar soluciones en áreas clave para la compañía como la experiencia del usuario, el análisis de datos orientados a cliente y producto, los métodos de pago o la optimización del canal logístico.

“Desde que lanzamos en septiembre esta edición hemos realizado un primer scouting que atacaba un reto muy concreto, el de optimización de campañas de marketing y captación de leads mediante tecnología”, aporta Sirera. Quien confirma a D+I que ya están en trámite de cerrar un par de acuerdos, uno de ellos con la startup española Seedtag [especializada en publicidad contextual].

El segundo de los retos está relacionado con el diseño del producto desde la creatividad. “Enfocado a cómo creamos el concepto de colección, patrones, prints... Buscamos tecnologías relacionadas con la inteligencia artificial generativa, siempre como una herramienta más para los creativos”, aclara. En su punto de mira ya hay dos startups, de las que prefiere no adelantar los nombres todavía.

“Por último, el tercer scouting, con el que aún no hemos empezado, tendrá más que ver con analítica avanzada, donde hay muchos campos de aplicación”. La directiva menciona la toma de decisiones sobre el precio de las prendas (“que se puede segmentar tanto como se quiera”), la prospección de tiendas (“dónde ubicarlas, cómo y con qué tamaño”) y la gestión de la producción (“que tengo qué comprar según la demanda”).

“Las áreas a las que dedicamos nuestros esfuerzos desde el departamento de I+D tienen que ver con el impacto que pueda devolver al negocio a corto, medio y largo plazo. Hay muchísima inversión orientada la experiencia del cliente en cualquier punto de la cadena, sea online, en la tienda o con el propio producto”, describe, aunque lo hace sin dar cifras concretas.

“Aunque la inversión también va fluctuando según van entrando los proyectos y evaluamos su potencial. Los pilotos nos sirven para eso, nos ayudan a entender el impacto real que puede tener la tecnología”.