Comenzamos a conocer los detalles de los primeros proyectos que han presentado solicitud de financiación a los fondos europeos del European Green Deal. Y, entre ellos, hay uno del que forma parte Repsol, orientado a la industria del hidrógeno.

Noticias relacionadas

La propuesta, conocida como 'proyecto H24All', está conformada por un consorcio de quince entidades de seis países (Bélgica, Dinamarca, Alemania, Noruega, España y Turquía). Su propósito declarado es el de "allanar el camino hacia una industria del hidrógeno más competitiva, basada en el conocimiento y la innovación europea".

Y para lograrlo, lo que Repsol y sus socios quieren es desarrollar la primera planta de electrolizadores alcalinos de alta presión de 100 megavatios (MW) de Europa, que se conectará a un centro industrial de Repsol.

El proyecto pretende, por tanto, demostrar la viabilidad de un electrolizador de gran escala, mejorando la competitividad de esta tecnología, al tiempo que se reduce la inversión necesaria para su construcción, así como los costes de operación para alcanzar los 3 euros/kg de hidrógeno renovable.

"La sostenibilidad de la tecnología desarrollada se demostrará en funcionamiento real, de acuerdo con las necesidades de los usuarios finales y cumpliendo con los requisitos del mercado para la producción competitiva de hidrógeno bajo en carbono", detalla la energética en un comunicado oficial.

Durante el proyecto H24All, los socios desarrollarán e integrarán "en un tiempo récord" diferentes soluciones innovadoras que, en conjunto, representarán un progreso significativo en lo que a tecnologías de producción de hidrógeno renovable se refiere.