Una de las grúas industriales de la empresa española GH Cranes & Components.

Una de las grúas industriales de la empresa española GH Cranes & Components.

Scale-ups Industria

Grúas industriales para mover con precisión e 'inteligencia' las cargas en naves y factorías

Schneider Electric y la española GH Cranes & Components codesarrollan este sistema con internet de las cosas y analítica avanzada de datos.

15 diciembre, 2020 01:23

Noticias relacionadas

Crear grúas industriales más tecnológicas y dotarlas de funcionalidades avanzadas a través de tecnologías como el internet de las cosas y la analítica de datos avanzada. Este es el proyecto que han codesarrollado y lanzado al mercado la multinacional francesa Schneider Electric y la española GH Cranes & Components.

Se trata de lograr que las grúas industriales que mueven mercancías y equipamiento dentro de una nave industrial lo hagan de forma inteligente. “Esta grúa inteligente no solo complementa las capacidades de su operador, sino que las aumenta”, explica a D+I Xavier Armengol, vicepresidente de Industria en España de Schneider Electric.

En este codesarrollo Schneider Electric ha aportado la tecnología eléctrica y de automatización, así como los algoritmos para permitir a esta grúa ser inteligente, mientras que la empresa española se ha encargado de “transformar esta tecnología en innovación para sus máquinas”, es decir, ha llevado a cabo la transferencia de conocimiento al mercado industrial.

Core+, que es el nombre de esta solución tecnológica, está basada en una pantalla táctil con un controlador incorporado tanto para el sincronismo de carro y elevación de la grúa como para el sistema antibalanceo de carro y puente. “Esta grúa ayuda al operario llevar la carga de un punto a otro de la nave industrial con total precisión”. Así, puntualiza, no solo se optimiza la productividad industrial, sino que mejora la seguridad dentro de la nave.

A estas ventajas, Armengol añade la reducción del consumo eléctrico que se logra al emplear esta grúa. Esta grúa es capaz de “reaprovechar el 40% de la energía que utiliza la máquina en elevación para poder emplearla en mover otras máquinas”.

Los sistemas de digitalización incorporados en la grúa permiten “recoger los datos que genera la máquina, llevarlos al cloud y extraer información para la toma decisiones de negocio, como las relacionadas con optimizar el mantenimiento predictivo o mejoras del uso de la grúa por parte de los operarios, entre otras”.

Seguridad y precisión

El nuevo sistema dispone de dos funcionalidades compatibles entre sí. Por un lado, Core+ Synchro para el sincronismo en elevación y traslación que permite manejar cargas de forma fácil y segura, al usar dos polipastos de la misma o de diferente capacidad instalados en la misma grúa. Así, logra ajustarse automáticamente la posición relativa, tanto horizontal como vertical.

Por otro lado, mediante Core+ Stability se disminuye el balanceo de la carga producido normalmente en la aceleración y frenado en los movimientos de carro y grúa. De este modo, proporciona también “mayor velocidad y precisión”.

Las dos funcionalidades persiguen “mejorar tanto la productividad como la seguridad” de las grúas. Además, Core+ dispone de una pantalla táctil de fácil configuración que permite supervisar el estado de la grúa: desde el consumo eléctrico hasta las alarmas o los posibles errores del sistema.

Una de las ventajas de este desarrollo es su escalabilidad, ya que puede adaptarse “fácilmente” a cualquier grúa ya existente, con distintos parámetros, motores y relaciones de reducción. “Solo requiere mínimos cambios o reformas para poder ser integrado”.

Ciberseguridad, una responsabilidad de toda la cadena

El responsable de Schneider Electric destaca el papel que desempeña la estrategia de ciberseguridad en este tipo de proyectos. “Tanto en los componentes como en el sistema y en el uso final de la grúa, en este caso”, explica Armengol.

“La seguridad y la seguridad digital, al final, es tan débil como lo es el más débil de los eslabones” de la cadena del proceso industrial. “La ciberseguridad es responsabilidad de todos y es un punto crítico”.

Para Armengol, “la industria está entrando tarde en el mundo de la ciberseguridad. Siempre ha sido una preocupación más del departamento de IT y ahora es el momento en el que la industria se está dando cuenta de que la ciberseguridad tiene que estar igual de prevista en las oficinas y en la planta”.

Desarrollo de la innovación en la industria española

En definitiva, este proyecto es un claro ejemplo de la estrategia que se debe seguir para impulsar la innovación en el tejido industrial español, apunta Armengol. “Hay que dar un paso adelante y trabajar en el ecosistema. Si queremos realmente tener una industria resiliente, fuerte y con capacidad de crecimiento, tenemos que saber trabajar en ecosistema y no intentar hacerlo todo cada uno de nosotros. Saber trabajar de manera complementaria”.

Y esto es lo que la multinacional francesa Schneider Electric lleva haciendo con la española GH Cranes & Components en los últimos 30 años. La firma española “se centra en la innovación de su propia aplicación” y desde la compañía gala le ofrecen “la tecnología que les habilite, tanto en automatización como en sostenibilidad y digitalización”.

“En un contexto global de cambio continuo, para mantener una posición de liderazgo es necesario extender la innovación fuera del ámbito del propio departamento de I+D, y nosotros lo hacemos de la mano de Schneider Electric”, explicaba Jose Munarriz, responsable de Diseño Eléctrico I+D en GH Cranes & Components, al lanzarse al mercado esta grúa.

GH Cranes & Components, industria familiar fundada en 1958, es uno de los principales fabricantes europeos de grúas industriales. Esta industria ya cuenta con 800 empleados y está implantada en más de 60 países, pero mantiene su centro de innovación en Beasain (País Vasco), como remarca el directivo de Schneider Electric.

En la actualidad, la empresa española fabrica 2.200 grúas, todas ellas con la posibilidad de incluir innovadoras opciones tecnológicas a través de la incorporación de la solución Core+. “La industria española requiere de este tipo de innovaciones para incrementar su productividad y su eficiencia”, apostilla Armengol.