La secretaria de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial, Carme Artigas, ha defendido durante la tercera jornada del 'II Simposio Observatorio de la Sanidad: Las Lecciones de la Covid-19', organizado por EL ESPAÑOL e Invertia, los avances de la economía española en su proceso de transformación digital.

Noticias relacionadas

Artigas ha incidido en el potencial de la salud digital como sector tractor de la economía española en el futuro tras la llegada de los fondos Next Generation. "La salud digital es un gran vertical que, si somos capaces de convertirlo en el gran vertical de España, podrá tirar de la economía de este país".

Los fondos europeos y el impacto que tengan en la economía española son la clave para el proceso de digitalización que sufre España y que, como defiende la secretaria, será el motor de la recuperación. "Lo importantes es que tengan impacto y lo vamos a estar viendo a corto, medio y largo plazo".

De hecho, la secretaria de Estado ha destacado que "si 2020 fue el año de la pandemia, 2021 es el año de la recuperación y ésta, será digital o no será". En la actualidad, la economía digital "si fuera un vertical, sería el segundo que más aportaría al PIB español con un 19%", ha recordado Artigas.

El cambio experimentado en materia de digitalización por parte de la economía española ha sido notable desde la irrupción de la pandemia. El confinamiento puso a prueba a empresas privadas y Administraciones públicas en su capacidad de adaptación a la economía del dato. Artigas cree que queda mucho por hacer pero que el avance ha sido notable.

"Esta ha sido la primera gran pandemia de la era digital. Nunca antes había habido una Secretaría de Estado que activara una app para rastrear los contactos con enfermos de Covid, que se pudiera a trabajar en la búsqueda de respiradores, etc". Para la secretaria, la tecnología ha impuesto una forma distinta de trabajar en la Administración y en la empresa y ha puesto frente al espejo las carencias que subyacían.

"Esta situación afloró la brecha digital que impedía que en 700.000 hogares los niños no pudieran seguir sus tareas escolares online, y también la falta de talento, el gran reto, de personal especializado para atender estas nuevas demandas", ha añadido Artigas.

En el campo concreto de la salud, la Covid-19 evidenció que España contaba con unos datos óptimos pero que no estaba preparada para compartirlos. "Nos hemos visto obligados a compartirlos durante la crisis y hemos aprendido".

Preguntada sobre cuándo será una realidad el historial clínico unificado en España, la responsable de Digitalización ha insistido en que es una cuestión muy compleja pero ha destacado que ya hay muchos proyectos que sí son una realidad y "ya están ocurriendo".

"Dentro de Red.es tenemos proyectos realmente interesantes, de realidad aumentada, drones con desfibriladores, rehabilitación a través de 5G para enfermos de esclerosis múltiple", ha indicado Artigas.

Radar Covid

Respecto a Radar Covid, una vez más ha defendido el proyecto y ha atribuido a la falta de cultura digital el hecho de que la mitad de las CCAA no lo hayan implantado finalmente. "Un 20% de la población española lo ha descargado, aunque teniendo en cuenta las habilidades digitales de la ciudadanía, el porcentaje real sube a un 40%".

Según la secretaria, pese a la baja implantación de la app, sus alertas han equivalido a la labor que hubieran desarrollado 50.000 rastreadores. "Falta un cambio cultural", ha apostillado.