Sucesos

Más de 50 heridos al chocar un tren contra el tope de la vía en Barcelona

Hay tres heridos en estado grave. El suceso ha ocurrido en la estación de Cercanías de Francia a primera hora de la mañana. Un juzgado de Barcelona ha abierto una investigación para esclarecer los hechos.

E. E

Medio centenar de personas han resultado heridas al chocar un tren de Rodalies contra el tope final de la línea en la estación de Francia de Barcelona. Se descartan víctimas mortales. Según el último balance de Emergencias Cataluña, un total de 56 personas han sido atendidas por los servicios sanitarios. Entre ellas hay tres heridos graves, aunque no se teme por sus vidas, 19 menos graves y 34 leves. El maquinista se quedó inconsciente tras la colisión, según un testigo. 

El tren de la línea R2 sur Rodalies, que había salido de la estación de Sant Vicenç de Calders a las 6.02 horas hacia Barcelona, ha chocado contra el tope final de la vía 11 de la estación de França, según Renfe. El titular del juzgado de instrucción número 11 de Barcelona ha abierto una investigación sobre el accidente para esclarecer los hechos.

El maquinista del tren ha dado negativo en los controles de alcoholemia y drogas a los que se le ha sometido, según han informado los Mossos d'Esquadra. Este viernes se le va a interrogar para aclarar detalles del accidente. Este hombre de 31 años de edad y con siete años de experiencia quedó en estado de 'shock' y fue uno de los 56 heridos en el siniestro, en su caso de forma leve.

Sobre las 18.30 horas los operarios han retirado el tren, con lo que los topes que tienen tanto el convoy, en su parte delantera, como los de la propia vía, han quedado liberados para poder ser inspeccionados por el personal de los Mossos, Renfe y Adif que se encargan de la investigación, que cuentan que será larga.

El tren había pasado todas las inspecciones

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha asegurado que el tren accidentado este viernes en la estación de Francia de Barcelona había pasado todas las inspecciones que contempla su plan de mantenimiento, la última el pasado 18 de julio.

En declaraciones a la prensa desde el vestíbulo de la estación, acompañado del conseller de Territorio de la Generalitat, Josep Rull, De la Serna ha destacado también que el maquinista, de 31 años, tiene siete años de experiencia.

De la Serna ha felicitado a los servicios de emergencia la rápida y "coordinada" intervención tras el siniestro -registrado sobre las 7.25 horas- y ha explicado que, en todo momento, desde el Ministerio han estado en contacto con el Govern de la Generalitat.

Asimismo, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha agradecido este viernes al presidente del Gobierno, Mariona Rajoy, la llamada interesándose por el accidente de un tren de Rodalies en la estación de França de Barcelona en el que han resultado heridas 54 personas.

En un apunte en su Twitters, Puigdemont ha afirmado: "Agradezco la llamada de Mariano Rajoy interesándose por el accidente de Rodalies en la estación de França".

El convoy estaba frenando

 El conseller de Territorio y Sostenibilitat, Josep Rull, ha explicado que el tren accidentado este viernes en Barcelona estaba frenando cuando se ha producido la colisión, hecho que ha calificado de "afortunado", pues de no haber sido así, "habríamos tenido un accidente de consecuencias realmente graves".

El conseller detallado que ha podido hablar con el maquinista del tren, que chocado con un tope de vía de la Estación de Francia, y que sus explicaciones servirán como un elemento más de juicio a la hora de saber cuáles han sido las causas.

Sin embargo, Rull ha advertido que quieren ser "muy reservados al explicar exactamente lo que nos ha transmitido el conductor", pues este se encontraba en estado de shock tras el accidente.

Rull ha destacado además "la diligencia con que han actuado los servicios de emergencia", pues a las 9.35 horas todos los heridos habían sido atendidos y trasladados a los centros de emergencia.

"El problema ha sido que (el tren) no ha podido frenar totalmente para evitar el contacto", ha afirmado Rull, quien ha agregado que el "efecto acordeón" producido en los primeros tres vagones y el descarrilamiento del tren "fueron una consecuencia y no la causa del impacto".

Rull ha explicado que aún es muy pronto para determinar las causas, y que quieren ser "extremadamente prudentes" en este punto. Ha añadido que "a partir de aquí, los diversos actores, Adif, Renfe, la Generalitat, Mossos y Bombers, recopilaremos todas las piezas para hacer una primera hipótesis de lo ocurrido"